_NBA

El futuro se presenta en los playoffs

Juan Díaz @JuandiRgz 26-05-2021

Solo han pasado unos días desde que empezó la fase más importante de la temporada pero, en los pocos partidos que hemos visto hasta ahora, las jóvenes estrellas de la liga han elevado el nivel de la competición e incluso decidido algunos partidos de playoffs. Varios han sido los nombres propios que han protagonizado actuaciones estelares pero la mayoría de ellos comparten un denominador común: la juventud. Los Dončić, Young, Booker, Tatum, Morant y compañía no solo han dejado sello con su juego, también con su personalidad. ¿Cuál llegará más lejos?

Por relevancia una de las actuaciones más destacadas de los playoffs hasta el momento ha sido la de Trae Young en el Game 1. El base de los Hawks se fue hasta los 32 puntos y decantó un partido igualado con un game winner que prácticamente dejó sin tiempo para la reacción a los Knicks. Young además se ha convertido en el nuevo supervillano favorito de la NBA, Spike Lee ya ha probado de su propia medicina. Al más puro estilo Reggie Miller.

Otra de las jóvenes estrellas que brillaron en el primer partido es uno que no ha parado de romper moldes desde que llegó a la liga: Luka Dončić. En el primer partido de la serie los Clippers no encontraron la forma de defender al esloveno, y eso que lo intentaron con sus mejores defensores. La estrella de los Mavs lideró a su equipo a la victoria y recuperó el factor cancha, que puede llegar a ser determinante. No quiso irse del partido sin dejar una muestra de su personalidad y, al más puro estilo Jordan, dejó un mensaje a Patrick Beverley recomendándole no tener la suficiente estatura como para detenerle.

 ¿Y cómo no hablar del primer partido de Devin Booker? El de los Suns emuló a su ídolo -Kobe Bryant- y firmó una actuación estelar precisamente ante los Lakers. En su debut en playoffs, Devin logró 34 puntos ante la que presume de ser mejor defensiva de la NBA. Parecía un jugador de los años 2000, lucía un estilo vintage igual de seductor que de efectivo. Los Suns golpearon primero en el que también fue el primer partido de playoffs de otro joven talento que merece su propia mención: DeAndre Ayton.

Para hablar de las otras dos estrellas precoces tenemos que retroceder a los partidos de play-in, en donde brillaron con todo su esplendor. Se trata de Jayson Tatum y Ja Morant. El de los Celtics, joven pero ya con una experiencia considerable en partidos vitales, se fue hasta los 50 puntos ante los Wizards para que los Celtics consiguieran su billete para la postemporada. Una página más en el libro de su leyenda. Mientras tanto, Ja Morant todavía empezaba su andadura en la fase decisiva de la temporada cuando los Warriors se cruzaron en su camino. El base de los Grizzlies llevó a la victoria a un equipo en el que nadie confiaba. Ha demostrado saber jugar con corazón, cerebro y dureza, incluso en los momentos más importantes.

Esto no ha hecho más que empezar y, casi con total seguridad, la dureza y crueldad que suele caracterizar a los playoffs se acabará llevando a estos jóvenes por delante antes o después. La experiencia juega una baza muy importante en estas eliminatorias. Sin embargo, el golpe en la mesa ya está dado, esta next gen de futuras superestrellas ya ha dejado su carta de presentación y ahora solo nos queda por comprobar cómo de profunda será la huella que deje cada uno de ellos en esta postemporada.

Imagen de cabecera: Imago

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Solo han pasado unos días desde que empezó la fase más importante de la temporada pero, en los pocos partidos que hemos visto hasta ahora, las jóvenes estrellas de la liga han elevado el nivel de la competición e incluso decidido algunos partidos de playoffs. Varios han sido los nombres propios que han protagonizado actuaciones estelares pero la mayoría de ellos comparten un denominador común: la juventud. Los Dončić, Young, Booker, Tatum, Morant y compañía no solo han dejado sello con su juego, también con su personalidad. ¿Cuál llegará más lejos?

Por relevancia una de las actuaciones más destacadas de los playoffs hasta el momento ha sido la de Trae Young en el Game 1. El base de los Hawks se fue hasta los 32 puntos y decantó un partido igualado con un game winner que prácticamente dejó sin tiempo para la reacción a los Knicks. Young además se ha convertido en el nuevo supervillano favorito de la NBA, Spike Lee ya ha probado de su propia medicina. Al más puro estilo Reggie Miller.

Otra de las jóvenes estrellas que brillaron en el primer partido es uno que no ha parado de romper moldes desde que llegó a la liga: Luka Dončić. En el primer partido de la serie los Clippers no encontraron la forma de defender al esloveno, y eso que lo intentaron con sus mejores defensores. La estrella de los Mavs lideró a su equipo a la victoria y recuperó el factor cancha, que puede llegar a ser determinante. No quiso irse del partido sin dejar una muestra de su personalidad y, al más puro estilo Jordan, dejó un mensaje a Patrick Beverley recomendándole no tener la suficiente estatura como para detenerle.

 ¿Y cómo no hablar del primer partido de Devin Booker? El de los Suns emuló a su ídolo -Kobe Bryant- y firmó una actuación estelar precisamente ante los Lakers. En su debut en playoffs, Devin logró 34 puntos ante la que presume de ser mejor defensiva de la NBA. Parecía un jugador de los años 2000, lucía un estilo vintage igual de seductor que de efectivo. Los Suns golpearon primero en el que también fue el primer partido de playoffs de otro joven talento que merece su propia mención: DeAndre Ayton.

Para hablar de las otras dos estrellas precoces tenemos que retroceder a los partidos de play-in, en donde brillaron con todo su esplendor. Se trata de Jayson Tatum y Ja Morant. El de los Celtics, joven pero ya con una experiencia considerable en partidos vitales, se fue hasta los 50 puntos ante los Wizards para que los Celtics consiguieran su billete para la postemporada. Una página más en el libro de su leyenda. Mientras tanto, Ja Morant todavía empezaba su andadura en la fase decisiva de la temporada cuando los Warriors se cruzaron en su camino. El base de los Grizzlies llevó a la victoria a un equipo en el que nadie confiaba. Ha demostrado saber jugar con corazón, cerebro y dureza, incluso en los momentos más importantes.

Esto no ha hecho más que empezar y, casi con total seguridad, la dureza y crueldad que suele caracterizar a los playoffs se acabará llevando a estos jóvenes por delante antes o después. La experiencia juega una baza muy importante en estas eliminatorias. Sin embargo, el golpe en la mesa ya está dado, esta next gen de futuras superestrellas ya ha dejado su carta de presentación y ahora solo nos queda por comprobar cómo de profunda será la huella que deje cada uno de ellos en esta postemporada.

Imagen de cabecera: Imago