_Otros

¿Máquina azul o máquina verde?

Dani López @gremplu 26-04-2018

etiquetas:

En Zaragoza se proclamó Movistar Inter campeón de la UEFA
Futsal Cup. Los madrileños revalidaban así el título conseguido el año anterior
en Almaty. La competición es tan corta (8 partidos para Inter) como exigente
(nadie había conseguido revalidar título desde Playas de Castellón en 2001 y
2002). Tras el partido surgió un rumor que creció hasta convertirse primero en
duda razonable y de ahí al debate: ¿es mejor este Inter que viste de azul que aquella
‘Máquina verde’ que gobernó con puño de hierro la primera década de siglo?

Analizamos ambas filas comenzando por el comandante. En una
época como la actual, donde los entrenadores miden con hojas de Excel los
esfuerzos de sus jugadores, Jesús Velasco se deja llevar por sensaciones. Si
Ricardinho es el mejor jugador de la plantilla, del mundo y posiblemente de la
historia, salvo problemas físicos, juega muchos más minutos que los demás, algo
que parece lógico pero que no muchos cumplen. Ha demostrado cintura también
pasando de jugar un sistema 4-0 sin pívot a tener cuatro en plantilla,
compartiendo minutos en pista un diestro (Taffy o Humberto) con un zurdo
(Elisandro o Solano). Ha conseguido que su defensa del 5v4 sea la mejor de
Europa…

Al fondo nos queda el recuerdo de Jesús Candelas y Juanlu
Alonso, “el primer equipo en hacer historia”, como reconocía el propio Velasco
en la rueda de prensa posterior a la final. Del primero poco se puede decir: es
el entrenador más laureado de la historia (5 Ligas, 6 Copas, 2 UEFA, 4 Intercontinentales
e infinidad de torneos “menores” así como cuatro premios individuales a mejor
técnico del año para la LNFS y dos al mejor del mundo para Futsal Planet,
además de la medalla de bronce de la Real Orden del Mérito Deportivo). Fue el
germinador del gran Caja Segovia que reinaría en Europa años después. Tras Inter
cogió a la selección de Irán para llevarla hasta la sexta posición del ránking
FIFA. Juanlu, que fuera segundo de Candelas, con amplia experiencia por los
pabellones de España, cogió el testigo del club en la etapa final, suficiente
aún para conseguir una UEFA, una Copa y una Supercopa.

En cuanto a plantillas, Ricardinho aparte, vemos que el
plantel actual es mucho más amplio. En el deporte moderno es necesario
maximizar las prestaciones del banquillo. A los Rafael, Gadeia y Daniel,
jugadores completos que aportan tanto en ataque como en defensa, se han unido
Ortiz y Pola – quizá los dos jugadores españoles más en forma de la actualidad
– y la adaptación de los pívots al juego en banda que propone Velasco. Una
plantilla con multitud de recursos en la que prácticamente todos son
internacionales.

Por la ‘Máquina verde’ tenemos brasileños que han hecho
historia como Schumacher, Marquinho o Neto, nacionalizados como Daniel Ibañes y
algunos de los mejores jugadores españoles de la historia, como Luis Amado
(quizá el mejor portero que hayamos visto), Julio o los hermanos Linares. Mirar
el palmarés de cada uno de ellos es una tarea ardua, más allá de los múltiples
reconocimientos individuales. Multitud de trofeos a mejor cierre, mejor
jugador, portero, Botas de Oro…

Como comparar jugadores o entrenadores pueda ser en
ocasiones tildado de injusto, queda una variante totalmente neutra: los
títulos. Y ahí tampoco tiene nada que envidiar la nueva ‘Máquina Azul’ que ha
creado Jesús Velasco. Entre 2002 y 2009 (ocho temporadas) el equipo ganó tres
UEFA Futsal Cup (ninguna consecutiva), cinco ligas (cuatro de ellas
consecutivas), cuatro Copas de España (dos consecutivas) y seis Supercopas.

Entre 2014 y 2018 (cinco temporadas), el club ha conseguido
dos UEFA Futsal Cup y cuatro Ligas consecutivamente, tres Copas de Españas
(también dos de forma consecutiva) y dos Supercopas, más una Copa de Rey (de
reciente creación). Un palmarés similar, una racha inmejorable que podría
coronarse en caso de conseguir este año otro título liguero, el quinto de una
sola tacada, algo que nadie ha conseguido jamás.

Si contamos solo los títulos principales (UEFA, Liga y Copa)
sale una media de 1’5 títulos por temporada de la ‘Máquina Verde’ por 2’2 del
plantel actual sobre tres posibles. ¿Bastan estos números para afirmar que está
a la altura de aquel equipo que hizo historia? Quizá no jueguen tan bonito,
pero quizá sea culpa del futsal actual, donde la mayoría de los jugadores están
maniatados por culpa de la táctica, donde los marcadores han caído y donde el
físico se impone en la mayoría de los casos a la calidad individual.

Andreu Plaza, técnico del Barça, dijo tras la eliminación en
UEFA que “estamos trabajando bien, pero hemos tenido la mala suerte de toparnos
con un equipo que está haciendo historia, en una racha inmejorable”. Los
rivales cargan con la losa, y el equipo interista se aprovecha para intimidar a
sus rivales. No les pesa la presión, siguen jugando y ganando. Los jugadores no
se cansan de conseguir títulos y la duda es, cuanto menos, razonable. Y para
ti, ¿qué equipo es mejor?

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

En Zaragoza se proclamó Movistar Inter campeón de la UEFA
Futsal Cup. Los madrileños revalidaban así el título conseguido el año anterior
en Almaty. La competición es tan corta (8 partidos para Inter) como exigente
(nadie había conseguido revalidar título desde Playas de Castellón en 2001 y
2002). Tras el partido surgió un rumor que creció hasta convertirse primero en
duda razonable y de ahí al debate: ¿es mejor este Inter que viste de azul que aquella
‘Máquina verde’ que gobernó con puño de hierro la primera década de siglo?

Analizamos ambas filas comenzando por el comandante. En una
época como la actual, donde los entrenadores miden con hojas de Excel los
esfuerzos de sus jugadores, Jesús Velasco se deja llevar por sensaciones. Si
Ricardinho es el mejor jugador de la plantilla, del mundo y posiblemente de la
historia, salvo problemas físicos, juega muchos más minutos que los demás, algo
que parece lógico pero que no muchos cumplen. Ha demostrado cintura también
pasando de jugar un sistema 4-0 sin pívot a tener cuatro en plantilla,
compartiendo minutos en pista un diestro (Taffy o Humberto) con un zurdo
(Elisandro o Solano). Ha conseguido que su defensa del 5v4 sea la mejor de
Europa…

Al fondo nos queda el recuerdo de Jesús Candelas y Juanlu
Alonso, “el primer equipo en hacer historia”, como reconocía el propio Velasco
en la rueda de prensa posterior a la final. Del primero poco se puede decir: es
el entrenador más laureado de la historia (5 Ligas, 6 Copas, 2 UEFA, 4 Intercontinentales
e infinidad de torneos “menores” así como cuatro premios individuales a mejor
técnico del año para la LNFS y dos al mejor del mundo para Futsal Planet,
además de la medalla de bronce de la Real Orden del Mérito Deportivo). Fue el
germinador del gran Caja Segovia que reinaría en Europa años después. Tras Inter
cogió a la selección de Irán para llevarla hasta la sexta posición del ránking
FIFA. Juanlu, que fuera segundo de Candelas, con amplia experiencia por los
pabellones de España, cogió el testigo del club en la etapa final, suficiente
aún para conseguir una UEFA, una Copa y una Supercopa.

En cuanto a plantillas, Ricardinho aparte, vemos que el
plantel actual es mucho más amplio. En el deporte moderno es necesario
maximizar las prestaciones del banquillo. A los Rafael, Gadeia y Daniel,
jugadores completos que aportan tanto en ataque como en defensa, se han unido
Ortiz y Pola – quizá los dos jugadores españoles más en forma de la actualidad
– y la adaptación de los pívots al juego en banda que propone Velasco. Una
plantilla con multitud de recursos en la que prácticamente todos son
internacionales.

Por la ‘Máquina verde’ tenemos brasileños que han hecho
historia como Schumacher, Marquinho o Neto, nacionalizados como Daniel Ibañes y
algunos de los mejores jugadores españoles de la historia, como Luis Amado
(quizá el mejor portero que hayamos visto), Julio o los hermanos Linares. Mirar
el palmarés de cada uno de ellos es una tarea ardua, más allá de los múltiples
reconocimientos individuales. Multitud de trofeos a mejor cierre, mejor
jugador, portero, Botas de Oro…

Como comparar jugadores o entrenadores pueda ser en
ocasiones tildado de injusto, queda una variante totalmente neutra: los
títulos. Y ahí tampoco tiene nada que envidiar la nueva ‘Máquina Azul’ que ha
creado Jesús Velasco. Entre 2002 y 2009 (ocho temporadas) el equipo ganó tres
UEFA Futsal Cup (ninguna consecutiva), cinco ligas (cuatro de ellas
consecutivas), cuatro Copas de España (dos consecutivas) y seis Supercopas.

Entre 2014 y 2018 (cinco temporadas), el club ha conseguido
dos UEFA Futsal Cup y cuatro Ligas consecutivamente, tres Copas de Españas
(también dos de forma consecutiva) y dos Supercopas, más una Copa de Rey (de
reciente creación). Un palmarés similar, una racha inmejorable que podría
coronarse en caso de conseguir este año otro título liguero, el quinto de una
sola tacada, algo que nadie ha conseguido jamás.

Si contamos solo los títulos principales (UEFA, Liga y Copa)
sale una media de 1’5 títulos por temporada de la ‘Máquina Verde’ por 2’2 del
plantel actual sobre tres posibles. ¿Bastan estos números para afirmar que está
a la altura de aquel equipo que hizo historia? Quizá no jueguen tan bonito,
pero quizá sea culpa del futsal actual, donde la mayoría de los jugadores están
maniatados por culpa de la táctica, donde los marcadores han caído y donde el
físico se impone en la mayoría de los casos a la calidad individual.

Andreu Plaza, técnico del Barça, dijo tras la eliminación en
UEFA que “estamos trabajando bien, pero hemos tenido la mala suerte de toparnos
con un equipo que está haciendo historia, en una racha inmejorable”. Los
rivales cargan con la losa, y el equipo interista se aprovecha para intimidar a
sus rivales. No les pesa la presión, siguen jugando y ganando. Los jugadores no
se cansan de conseguir títulos y la duda es, cuanto menos, razonable. Y para
ti, ¿qué equipo es mejor?

etiquetas: