_NFL

Los Angeles Rams se coronan

David Medrán @Davidkowe 14-02-2022

etiquetas:

NFL Superbowl

Los fans de la NFL llegamos exhaustos al final de temporada a pesar de que dura apenas 5 meses. Son muchas horas de visionado de partidos sin respiro. La temporada 2021 es historia y ya estamos deseando que empiece la 2022, somos así.

En el partido que cerró la temporada, el equipo que perdía el sorteo de la moneda ha ganado las Superbowl las últimas 7 ediciones, y parecía que no, pero fue un presagio de lo que finalmente ocurrió, así es que ya son 8 con esta curiosa estadística. Los Rams ganaron la final por 23-20 a los Cincinnati Bengals y logran su segundo entorchado, el primero lo ganaron en la temporada 1999 cuando aún residían en St. Louis. Por segundo año consecutivo un equipo que disputa el último partido en su estadio consigue llevarse el triunfo.

Tras un primer “drive” por cada equipo sin mucha historia, en la segunda secuencia ofensiva de Los Ángeles Rams aprovecharon una gran posición de campo empezando desde su yarda 49 y tras un tercer “down” clave conseguido por Kupp, Stafford conectó con Odell Beckham Jr. para lograr la primera anotación del partido que sumado al punto extra pusieron el 7-0 en el marcador.

Poco tardaron los Bengals en recortar distancias gracias a un “field goal” del gran McPherson en su turno de ataque en la que cabe destacar un gran pase de Burrow y una mejor recepción de Chase, una imagen que quedará para el recuerdo por su plasticidad, belleza y complejidad. Los de Cincinnati no lograron convertir la tercera oportunidad que tuvieron por una gran jugada de Ramsey, que se redimió del error que tuvo en el pase a Chase y provocó que el rival solo pudiese anotar 3 puntos, poco después terminaron los primeros 15 minutos.

En poco tiempo los angelinos lograron aumentar la distancia a 2 anotaciones, un Stafford con mucho tiempo, ejecutando a la perfección y unas magníficas jugadas diseñadas y ordenadas por McVay, les valieron para anotar otros 6 puntos en un pase al recién nombrado, mejor jugador ofensivo del año, Cooper Kupp. Después del “touchdown”, el “holder” de los Rams no consiguió poner el balón adecuadamente para que su pateador anotara el punto extra y ante esta circunstancia no logró una improvisada conversión de 2 puntos.

A continuación, tras un “drive” muy muy sostenido del ataque de Burrow, consiguen anotar tras una gran jugada de fantasía, el corredor Joe Mixon lanza un pase al receptor Higgins que les permite volver a tener una diferencia de 3 puntos en su contra. El resto del segundo cuarto, los equipos no consiguen anotar y cabe destacar una fea y aparente grave lesión de rodilla de Beckham que se produce solo y sin contacto y una intercepción lanzada por Stafford y realizada por Jessie Bates III que no materializan en puntos. Los equipos se marcharon a los vestuarios con un marcador de 13-10.

Tras el mejor show musical del descanso en la SuperBowl que han visto estos ojos y han escuchado estos oídos, -aquí se banca el hip-hop– los Bengals se colocaron por delante en la primera jugada de la segunda mitad de 75 yardas de pase de Burrow a Higgins, en la lucha con Ramsey ocurre una clara falta del receptor que los cebras no pitan y que hubiese anulado la anotación; la excitante reanudación no acaba aquí, en la primera serie de “downs” de Rams después del descanso, los Bengals y en concreto Awuzie consiguieron hacer la segunda intercepción al “quaterback” de Los Ángeles tras un fallo del receptor que intentó coger un pase y dejó en bandeja el balón al defensor, tras estos hechos, los equipos intercambiaron “field goals” y el marcador se sitúa 16-20 a favor de los pupilos de Taylor. Con este marcador terminó el tercer período, con la línea de los Rams entonándose, entrando e influyendo en el partido, consiguiendo 5 “sacks” en este cuarto de los 6 totales con los que cuentan con 15 minutos por jugar.

Llegados a este punto, las defensas de ambos equipos ya llevaban bastantes minutos imponiéndose y en el comienzo del último cuarto, en la séptima captura que recibe Burrow, este salió del campo con una aparente cojera que se volvió evidente cuando le tocó retornar de nuevo al campo y claro, con un Burrow que no está al 100% las posibilidades ofensivas de Bengals caen en picado. La dupla Stafford-Kupp empezó a enlazar pases y ese fue el principio del fin para los de Cincinnati y en su último “drive” del partido fueron la clave de avanzar y conseguir con su conexión anotar el definitivo “touchdown” que los ponía por delante.

Joe Burrow tuvo una última oportunidad para igualar o poner por delante a su equipo pero Aaron Donald cogió la capa de superhéroe y se vistió del líder que es e hizo lo que todo el mundo esperaba: ser decisivo con una actuación brillante en la segunda parte y 2 jugadas clave en el “drive” que cerraba el partido, consiguió para su equipo el deseado trofeo Vince Lombardi y el anillo de campeón de la Superbowl LVI.

Coope Kupp fue nombrado MVP gracias, en gran parte, a su actuación en ese último “drive” y a sus 92 yardas conseguidas en 8 recepciones, 2 de ellas para “touchdown”.

Jugadores reseñables como Aaron Donald, Ramsey, Beckham consiguen un título; además su líder en la banda, Sean McVay se convierte en el entrenador más joven en lograrlo. Otros jugadores como Von Miller que logran su segundo campeonato, historias curiosas como la del “safetyEric Weddle que llevaba en el retiro 2 años y vuelve al equipo que le vio colgar las botas ante la falta de jugadores en su posición para volver a jugar los “playoff” y terminar su carrera levantando el trofeo, Andrew Whitworth con 40 años y que tras jugar 10 años en los Bengals, equipo que lo drafteo, logro llegar a la gloria tras 6 años en el equipo.

Imagen de cabecera: Getty Images

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Los fans de la NFL llegamos exhaustos al final de temporada a pesar de que dura apenas 5 meses. Son muchas horas de visionado de partidos sin respiro. La temporada 2021 es historia y ya estamos deseando que empiece la 2022, somos así.

En el partido que cerró la temporada, el equipo que perdía el sorteo de la moneda ha ganado las Superbowl las últimas 7 ediciones, y parecía que no, pero fue un presagio de lo que finalmente ocurrió, así es que ya son 8 con esta curiosa estadística. Los Rams ganaron la final por 23-20 a los Cincinnati Bengals y logran su segundo entorchado, el primero lo ganaron en la temporada 1999 cuando aún residían en St. Louis. Por segundo año consecutivo un equipo que disputa el último partido en su estadio consigue llevarse el triunfo.

Tras un primer “drive” por cada equipo sin mucha historia, en la segunda secuencia ofensiva de Los Ángeles Rams aprovecharon una gran posición de campo empezando desde su yarda 49 y tras un tercer “down” clave conseguido por Kupp, Stafford conectó con Odell Beckham Jr. para lograr la primera anotación del partido que sumado al punto extra pusieron el 7-0 en el marcador.

Poco tardaron los Bengals en recortar distancias gracias a un “field goal” del gran McPherson en su turno de ataque en la que cabe destacar un gran pase de Burrow y una mejor recepción de Chase, una imagen que quedará para el recuerdo por su plasticidad, belleza y complejidad. Los de Cincinnati no lograron convertir la tercera oportunidad que tuvieron por una gran jugada de Ramsey, que se redimió del error que tuvo en el pase a Chase y provocó que el rival solo pudiese anotar 3 puntos, poco después terminaron los primeros 15 minutos.

En poco tiempo los angelinos lograron aumentar la distancia a 2 anotaciones, un Stafford con mucho tiempo, ejecutando a la perfección y unas magníficas jugadas diseñadas y ordenadas por McVay, les valieron para anotar otros 6 puntos en un pase al recién nombrado, mejor jugador ofensivo del año, Cooper Kupp. Después del “touchdown”, el “holder” de los Rams no consiguió poner el balón adecuadamente para que su pateador anotara el punto extra y ante esta circunstancia no logró una improvisada conversión de 2 puntos.

A continuación, tras un “drive” muy muy sostenido del ataque de Burrow, consiguen anotar tras una gran jugada de fantasía, el corredor Joe Mixon lanza un pase al receptor Higgins que les permite volver a tener una diferencia de 3 puntos en su contra. El resto del segundo cuarto, los equipos no consiguen anotar y cabe destacar una fea y aparente grave lesión de rodilla de Beckham que se produce solo y sin contacto y una intercepción lanzada por Stafford y realizada por Jessie Bates III que no materializan en puntos. Los equipos se marcharon a los vestuarios con un marcador de 13-10.

Tras el mejor show musical del descanso en la SuperBowl que han visto estos ojos y han escuchado estos oídos, -aquí se banca el hip-hop– los Bengals se colocaron por delante en la primera jugada de la segunda mitad de 75 yardas de pase de Burrow a Higgins, en la lucha con Ramsey ocurre una clara falta del receptor que los cebras no pitan y que hubiese anulado la anotación; la excitante reanudación no acaba aquí, en la primera serie de “downs” de Rams después del descanso, los Bengals y en concreto Awuzie consiguieron hacer la segunda intercepción al “quaterback” de Los Ángeles tras un fallo del receptor que intentó coger un pase y dejó en bandeja el balón al defensor, tras estos hechos, los equipos intercambiaron “field goals” y el marcador se sitúa 16-20 a favor de los pupilos de Taylor. Con este marcador terminó el tercer período, con la línea de los Rams entonándose, entrando e influyendo en el partido, consiguiendo 5 “sacks” en este cuarto de los 6 totales con los que cuentan con 15 minutos por jugar.

Llegados a este punto, las defensas de ambos equipos ya llevaban bastantes minutos imponiéndose y en el comienzo del último cuarto, en la séptima captura que recibe Burrow, este salió del campo con una aparente cojera que se volvió evidente cuando le tocó retornar de nuevo al campo y claro, con un Burrow que no está al 100% las posibilidades ofensivas de Bengals caen en picado. La dupla Stafford-Kupp empezó a enlazar pases y ese fue el principio del fin para los de Cincinnati y en su último “drive” del partido fueron la clave de avanzar y conseguir con su conexión anotar el definitivo “touchdown” que los ponía por delante.

Joe Burrow tuvo una última oportunidad para igualar o poner por delante a su equipo pero Aaron Donald cogió la capa de superhéroe y se vistió del líder que es e hizo lo que todo el mundo esperaba: ser decisivo con una actuación brillante en la segunda parte y 2 jugadas clave en el “drive” que cerraba el partido, consiguió para su equipo el deseado trofeo Vince Lombardi y el anillo de campeón de la Superbowl LVI.

Coope Kupp fue nombrado MVP gracias, en gran parte, a su actuación en ese último “drive” y a sus 92 yardas conseguidas en 8 recepciones, 2 de ellas para “touchdown”.

Jugadores reseñables como Aaron Donald, Ramsey, Beckham consiguen un título; además su líder en la banda, Sean McVay se convierte en el entrenador más joven en lograrlo. Otros jugadores como Von Miller que logran su segundo campeonato, historias curiosas como la del “safetyEric Weddle que llevaba en el retiro 2 años y vuelve al equipo que le vio colgar las botas ante la falta de jugadores en su posición para volver a jugar los “playoff” y terminar su carrera levantando el trofeo, Andrew Whitworth con 40 años y que tras jugar 10 años en los Bengals, equipo que lo drafteo, logro llegar a la gloria tras 6 años en el equipo.

Imagen de cabecera: Getty Images

etiquetas:

NFL Superbowl