_Otros

Tony Pulis, entrenador del año y ejemplo a seguir

Redacción @SpheraSports 29-04-2014

etiquetas:

Alvaro OLEART

Álvaro OLEART.- "Sólo aquella persona que ha experimentado luces y sombras, guerra y paz, éxito y fracaso, tiene una verdadera experiencia vital" – Stefan Zweig.

Cuando Tony Pulis, de 56 años, tomó las riendas del Crystal Palace el 23 de noviembre de 2013, los Eagles eran colistas con 4 puntos tras 11 jornadas. Por aquel entonces, pocos hubieran apostado por ellos como uno de los participantes en la Premier League 2014-15.  Todo apuntaba a un descenso casi imposible de evitar. Ahora, tras 36 jornadas disputadas, tiene en su casillero 43 puntos, undécimo en la tabla.

Liderar a un equipo a ganar la Premier League es difícil, pero la hazaña de Pulis en Londres lo es todavía mucho más. Sólo el excepcional trabajo de Mauricio Pochettino al frente del Southampton, el de Steve Bruce con el Hull City o el de Brendan Rodgers en el Liverpool son comparables a la labor de Tony Pulis esta temporada. Tras el nombramiento de Luis Suárez como jugador del año, el técnico galés aficionado a las gorras es el claro favorito a ser entrenador del año en la Premier League.

Pero, ¿dónde están los orígenes de Tony Pulis? La mayoría le conoce por las 7 temporadas consecutivas que dirigió al Stoke City, desde la temporada 2006-07 hasta mayo de 2013, aunque ya había dirigido a los Potters entre noviembre de 2002 y junio de 2005. De esas 7 temporadas, 5 fueron jugadas en la Premier League. Sin embargo, la historia del entrenador galés con el fútbol se remonta mucho más atrás en el tiempo.

La historia de Pulis no es la del típico jugador profesional que, cuando ve cómo su carrera está llegando a su fin, decide sacarse la licencia para entrenar y mantenerse ligado al mundo del fútbol. No es un Mark Hughes cualquiera (por cierto, su sustituto como técnico del Stoke). Con 21 años, en 1979, el joven Pulis no sólo era futbolista profesional, representando al Bristol Rovers (donde curiosamente compartía vestuario con su predecesor en el Crystal Palace, Ian Holloway), sino que ya tenía en su poder la licencia UEFA "A". Con ella, ya podía entrenar a cualquier equipo del mundo. Tal título le haría falta de querer ganarse la vida acabada su carrera como jugador, pues en sus 17 años como defensa nunca llegó a debutar en la primera división inglesa. En la única Primera División que pisó los terrenos de juego fue en la de Hong Kong, cuando en la temporada 1981-82 disputó 13 encuentros con el Happy Valley asiático.

Su ascenso a la Primera División debía esperar muchos años. Casi 3 décadas. Su carrera como jugador finalizó en 1992, en el Bournemouth, equipo que por aquel entonces jugaba en Segunda División, y al que entrenaba Harry Redknapp. Cuando el ahora entrenador del QPR recibió una oferta del West Ham y abandonó el banquillo del Bournemouth, se abrieron las puertas para Tony Pulis. Éste se convirtió en 1992 en jugador-entrenador, aunque ya ejercía como asistente de Redknapp antes de que éste se marchara. Desde aquel lejano 1992, ha dirigido a Bournemouth (junio de 1992 – agosto de 1994), Gillingham (julio de 1995 – julio de 1999), Bristol City (julio de 1999 – enero de 2000), Stoke City (noviembre de 2002 – junio de 2005), Plymouth Argyle (septiembre de 2005 – junio de 2006), Stoke City (junio de 2006 – mayo de 2013) y Crystal Palace (desde noviembre de 2013).

En todos estos años, Tony Pulis nunca ha descendido a un equipo. Nunca. Algo digno de ser destacado, pues no ha dirigido precisamente al Manchester United y al Liverpool. De hecho, cuando Steve Parish (directivo del Palace) le contrató para dirigir a los Eagles, significó la primera vez que un equipo de primera división contrataba a Pulis. Con el Stoke, al que llevó a una final de FA Cup y a jugar la Europa League, fue él mismo el que logró el ascenso del club, que llevaba 23 años sin jugar en la primera división inglesa.

EL FUTURO DE PULIS: LO BUENO SE HACE ESPERAR

Tony Pulis será uno de los entrenadores más buscados este verano. Y no es para menos. A pesar de las numerosas críticas que ha recibido por el estilo de fútbol que propone (el mismo Arsène Wenger le criticó por el juego duro desplegado por el Stoke), pocos dudarán de la capacidad para sacarle jugo a sus equipos.

Su debut como miembro de un equipo de la primera división inglesa se dio cuando ya contaba con más de 50 años, en agosto de 2008. Pulis ha experimentado más sombras que luces, de ahí probablemente que sus equipos parezcan clubes de segunda división por su agresividad y actitud combativa. Estas dos características cada vez predominan menos en el fútbol de primer nivel, donde la finura y la técnica son dotes más valoradas. Tony Pulis es mucho más que el mejor entrenador de la temporada 2013-14. Es un ejemplo a seguir.

[Sigue toda la actualidad de la Premier en @SpheraEagles]

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Álvaro OLEART.- "Sólo aquella persona que ha experimentado luces y sombras, guerra y paz, éxito y fracaso, tiene una verdadera experiencia vital" – Stefan Zweig.

Cuando Tony Pulis, de 56 años, tomó las riendas del Crystal Palace el 23 de noviembre de 2013, los Eagles eran colistas con 4 puntos tras 11 jornadas. Por aquel entonces, pocos hubieran apostado por ellos como uno de los participantes en la Premier League 2014-15.  Todo apuntaba a un descenso casi imposible de evitar. Ahora, tras 36 jornadas disputadas, tiene en su casillero 43 puntos, undécimo en la tabla.

Liderar a un equipo a ganar la Premier League es difícil, pero la hazaña de Pulis en Londres lo es todavía mucho más. Sólo el excepcional trabajo de Mauricio Pochettino al frente del Southampton, el de Steve Bruce con el Hull City o el de Brendan Rodgers en el Liverpool son comparables a la labor de Tony Pulis esta temporada. Tras el nombramiento de Luis Suárez como jugador del año, el técnico galés aficionado a las gorras es el claro favorito a ser entrenador del año en la Premier League.

Pero, ¿dónde están los orígenes de Tony Pulis? La mayoría le conoce por las 7 temporadas consecutivas que dirigió al Stoke City, desde la temporada 2006-07 hasta mayo de 2013, aunque ya había dirigido a los Potters entre noviembre de 2002 y junio de 2005. De esas 7 temporadas, 5 fueron jugadas en la Premier League. Sin embargo, la historia del entrenador galés con el fútbol se remonta mucho más atrás en el tiempo.

La historia de Pulis no es la del típico jugador profesional que, cuando ve cómo su carrera está llegando a su fin, decide sacarse la licencia para entrenar y mantenerse ligado al mundo del fútbol. No es un Mark Hughes cualquiera (por cierto, su sustituto como técnico del Stoke). Con 21 años, en 1979, el joven Pulis no sólo era futbolista profesional, representando al Bristol Rovers (donde curiosamente compartía vestuario con su predecesor en el Crystal Palace, Ian Holloway), sino que ya tenía en su poder la licencia UEFA "A". Con ella, ya podía entrenar a cualquier equipo del mundo. Tal título le haría falta de querer ganarse la vida acabada su carrera como jugador, pues en sus 17 años como defensa nunca llegó a debutar en la primera división inglesa. En la única Primera División que pisó los terrenos de juego fue en la de Hong Kong, cuando en la temporada 1981-82 disputó 13 encuentros con el Happy Valley asiático.

Su ascenso a la Primera División debía esperar muchos años. Casi 3 décadas. Su carrera como jugador finalizó en 1992, en el Bournemouth, equipo que por aquel entonces jugaba en Segunda División, y al que entrenaba Harry Redknapp. Cuando el ahora entrenador del QPR recibió una oferta del West Ham y abandonó el banquillo del Bournemouth, se abrieron las puertas para Tony Pulis. Éste se convirtió en 1992 en jugador-entrenador, aunque ya ejercía como asistente de Redknapp antes de que éste se marchara. Desde aquel lejano 1992, ha dirigido a Bournemouth (junio de 1992 – agosto de 1994), Gillingham (julio de 1995 – julio de 1999), Bristol City (julio de 1999 – enero de 2000), Stoke City (noviembre de 2002 – junio de 2005), Plymouth Argyle (septiembre de 2005 – junio de 2006), Stoke City (junio de 2006 – mayo de 2013) y Crystal Palace (desde noviembre de 2013).

En todos estos años, Tony Pulis nunca ha descendido a un equipo. Nunca. Algo digno de ser destacado, pues no ha dirigido precisamente al Manchester United y al Liverpool. De hecho, cuando Steve Parish (directivo del Palace) le contrató para dirigir a los Eagles, significó la primera vez que un equipo de primera división contrataba a Pulis. Con el Stoke, al que llevó a una final de FA Cup y a jugar la Europa League, fue él mismo el que logró el ascenso del club, que llevaba 23 años sin jugar en la primera división inglesa.

EL FUTURO DE PULIS: LO BUENO SE HACE ESPERAR

Tony Pulis será uno de los entrenadores más buscados este verano. Y no es para menos. A pesar de las numerosas críticas que ha recibido por el estilo de fútbol que propone (el mismo Arsène Wenger le criticó por el juego duro desplegado por el Stoke), pocos dudarán de la capacidad para sacarle jugo a sus equipos.

Su debut como miembro de un equipo de la primera división inglesa se dio cuando ya contaba con más de 50 años, en agosto de 2008. Pulis ha experimentado más sombras que luces, de ahí probablemente que sus equipos parezcan clubes de segunda división por su agresividad y actitud combativa. Estas dos características cada vez predominan menos en el fútbol de primer nivel, donde la finura y la técnica son dotes más valoradas. Tony Pulis es mucho más que el mejor entrenador de la temporada 2013-14. Es un ejemplo a seguir.

[Sigue toda la actualidad de la Premier en @SpheraEagles]

etiquetas:

Alvaro OLEART