_Femenino

Sosa, el traspaso que revoluciona la Primera Iberdrola

David Orenes @david_lrl 07-10-2020

Es el bombazo del verano y de nuevo está protagonizado por el Betis. La mejor jugadora de la Primera Iberdrola en dos de las tres últimas temporadas se ha marchado del único rival que ha competido con el Barça en los últimos tiempos, dejando atrás seis años de éxitos y la Champions para recalar en el cuadro verdiblanco en un traspaso histórico que puede suponer un antes y un después para ambos equipos, quizá más para el Atlético de Madrid.

La operación es compleja, y la ha desvelado con bastante detalle Alejandro Pecci en el podcast ‘La Prórroga’ de futfem: “Ha venido dentro de un fichaje del fútbol masculino. Hay un canterano del Betis, Ismael Gutiérrez, un juvenil, que ha fichado por el Atlético a cambio de dos millones de euros más variables. Pues Ángela Sosa ha entrado en esa operación. Tenía una cláusula, le restaba un año de contrato. Evidentemente el Betis no podía ejecutar esa cláusula”. Sin duda, una operación que marca un precedente de cara a futuras operaciones en la Primera División femenina.

Así, el traspaso de Ángela Sosa se estima en una cifra cercana a los 60.000 euros, lo que le convertiría en el más caro de la historia del fútbol femenino español. La futbolista, que tenía ofertas de equipos ingleses y de un Levante que peleará por estar en competición europea, ha decidido regresar a casa, con su familia, en una situación bastante delicada por la crisis sanitaria de la Covid-19. No habría sido posible sin la firme apuesta del Betis, que se ha desmarcado como el gran animador del mercado. Antes de la llegada de Pier Cherubino, el club andaluz marchaba penúltimo en la tabla con solo ocho puntos y una sola victoria en 13 jornadas. Conscientes de vivir el peor momento desde el ascenso, la dirección se ha puesto las pilas y se ha movido como nadie, con Ana Romero ‘Willy’ colgando las botas para encargarse de la secretaría técnica. El fichaje de Mari Paz Vilas ya sorprendió a propios y extraños, pero el proyecto convenció a la gallega desde el principio.

“A nivel deportivo me ilusionaba muchísimo. Cuando contacté con Pier (Cherubino), aparte de que me transmitió que quería contar conmigo, pude ver el proyecto deportivo, las jugadoras que iban a venir, las que se quedaban… La verdad es que en ese momento veía un grupo muy competitivo, y se han conseguido fichar a casi todas las que querían traer. Es un equipo que puede dar guerra, que puede pelear con cualquier rival. A mí eso me llamó mucho la atención, porque soy muy competitiva”, declaró en una entrevista en Sphera Sports. Al de Mari Paz siguió el de Oriana Altuve para juntar a dos goleadoras natas que contarán ahora con una jugadora diferencial a sus espaldas. Entre las tres sumaron 30 goles en el torneo la pasada campaña, cinco goles más de los que anotó el Betis en las 21 jornadas disputadas.

No ha sido una salida fácil, ni mucho menos. Hacía meses que Ángela Sosa decidió dejar el Atlético, pero la operación no se ha podido concretar hasta principios de octubre. La noticia no llega precisamente en el mejor momento: con la rotura de ligamento cruzado de Charlyn Corral son dos cracks que ha perdido el Atlético en menos de 24 horas. Si sumamos las lesiones de Lindahl, Menayo, Turid Knaak y la ya conocida indisposición de Virginia Torrecilla, nos queda una plantilla mermada que hace poco más de un año conquistaba su tercera Liga consecutiva.

Las formas, además, son un tanto extrañas: “Que algunas veces nos marchamos. Y no precisamente porque queramos hacerlo. Debemos. Y no digáis que es de cobardes. Muy valiente hay que ser”, escribe la sevillana en una carta de despedida, al tiempo que defiende su decisión en un vídeo compartido por el Betis: “Ver las lágrimas en las caras de mi padre y mi hermano para mí lo es todo (…). Todo el mundo no puede comprenderlo pero los que somos del Betis lo entendemos a la perfección”.

El Atlético pierde gol, desequilibrio, garra y uno de los mejores golpeos a balón parado del fútbol femenino español. Lo gana un Betis dispuesto a romper las previsiones y luchar por estar en el top-3, ahora sí más incierto que en los últimos cinco años. Probablemente hayamos perdido un candidato al título de Primera Iberdrola, pero hemos ganado otro equipo valiente, de esos que hacen falta como el comer en la máxima categoría del futfem español. Ahora toca demostrarlo en el campo.

Imagen de cabecera: Real Betis

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Es el bombazo del verano y de nuevo está protagonizado por el Betis. La mejor jugadora de la Primera Iberdrola en dos de las tres últimas temporadas se ha marchado del único rival que ha competido con el Barça en los últimos tiempos, dejando atrás seis años de éxitos y la Champions para recalar en el cuadro verdiblanco en un traspaso histórico que puede suponer un antes y un después para ambos equipos, quizá más para el Atlético de Madrid.

La operación es compleja, y la ha desvelado con bastante detalle Alejandro Pecci en el podcast ‘La Prórroga’ de futfem: “Ha venido dentro de un fichaje del fútbol masculino. Hay un canterano del Betis, Ismael Gutiérrez, un juvenil, que ha fichado por el Atlético a cambio de dos millones de euros más variables. Pues Ángela Sosa ha entrado en esa operación. Tenía una cláusula, le restaba un año de contrato. Evidentemente el Betis no podía ejecutar esa cláusula”. Sin duda, una operación que marca un precedente de cara a futuras operaciones en la Primera División femenina.

Así, el traspaso de Ángela Sosa se estima en una cifra cercana a los 60.000 euros, lo que le convertiría en el más caro de la historia del fútbol femenino español. La futbolista, que tenía ofertas de equipos ingleses y de un Levante que peleará por estar en competición europea, ha decidido regresar a casa, con su familia, en una situación bastante delicada por la crisis sanitaria de la Covid-19. No habría sido posible sin la firme apuesta del Betis, que se ha desmarcado como el gran animador del mercado. Antes de la llegada de Pier Cherubino, el club andaluz marchaba penúltimo en la tabla con solo ocho puntos y una sola victoria en 13 jornadas. Conscientes de vivir el peor momento desde el ascenso, la dirección se ha puesto las pilas y se ha movido como nadie, con Ana Romero ‘Willy’ colgando las botas para encargarse de la secretaría técnica. El fichaje de Mari Paz Vilas ya sorprendió a propios y extraños, pero el proyecto convenció a la gallega desde el principio.

“A nivel deportivo me ilusionaba muchísimo. Cuando contacté con Pier (Cherubino), aparte de que me transmitió que quería contar conmigo, pude ver el proyecto deportivo, las jugadoras que iban a venir, las que se quedaban… La verdad es que en ese momento veía un grupo muy competitivo, y se han conseguido fichar a casi todas las que querían traer. Es un equipo que puede dar guerra, que puede pelear con cualquier rival. A mí eso me llamó mucho la atención, porque soy muy competitiva”, declaró en una entrevista en Sphera Sports. Al de Mari Paz siguió el de Oriana Altuve para juntar a dos goleadoras natas que contarán ahora con una jugadora diferencial a sus espaldas. Entre las tres sumaron 30 goles en el torneo la pasada campaña, cinco goles más de los que anotó el Betis en las 21 jornadas disputadas.

No ha sido una salida fácil, ni mucho menos. Hacía meses que Ángela Sosa decidió dejar el Atlético, pero la operación no se ha podido concretar hasta principios de octubre. La noticia no llega precisamente en el mejor momento: con la rotura de ligamento cruzado de Charlyn Corral son dos cracks que ha perdido el Atlético en menos de 24 horas. Si sumamos las lesiones de Lindahl, Menayo, Turid Knaak y la ya conocida indisposición de Virginia Torrecilla, nos queda una plantilla mermada que hace poco más de un año conquistaba su tercera Liga consecutiva.

Las formas, además, son un tanto extrañas: “Que algunas veces nos marchamos. Y no precisamente porque queramos hacerlo. Debemos. Y no digáis que es de cobardes. Muy valiente hay que ser”, escribe la sevillana en una carta de despedida, al tiempo que defiende su decisión en un vídeo compartido por el Betis: “Ver las lágrimas en las caras de mi padre y mi hermano para mí lo es todo (…). Todo el mundo no puede comprenderlo pero los que somos del Betis lo entendemos a la perfección”.

El Atlético pierde gol, desequilibrio, garra y uno de los mejores golpeos a balón parado del fútbol femenino español. Lo gana un Betis dispuesto a romper las previsiones y luchar por estar en el top-3, ahora sí más incierto que en los últimos cinco años. Probablemente hayamos perdido un candidato al título de Primera Iberdrola, pero hemos ganado otro equipo valiente, de esos que hacen falta como el comer en la máxima categoría del futfem español. Ahora toca demostrarlo en el campo.

Imagen de cabecera: Real Betis