_Destacado

Parc Fermé: GP Hungría

Abraham Marqués @AbrahamMarques_ 02-08-2022

La Fórmula 1 visitó Hungría para la disputa del último Gran Premio antes del parón por vacaciones. Volvió a ganar el de siempre. Max Verstappen se hizo con la victoria tras salir 10º en una carrera que no fue alocada. Solo cuatro veces en 37 carreras el ganador en Hungaroring no salió entre los cuatro primeros puestos. Con este resultado deja el mundial visto para sentencia. Analizo el fin de semana en cinco claves.

Mundial sentenciado

Max Verstappen se va de vacaciones con un colchón de 80 puntos respecto a Charles Leclerc y restando tan solo 9 carreras. Si ya la diferencia es abultada, la tendencia actual hace que se pueda pensar que el campeón de este año volverá a ser holandés. Red Bull es el mejor equipo de la parrilla actualmente, con un Verstappen imparable. Además, Ferrari está en decadencia. Dentro de poco estarán más preocupados por no perder el segundo puesto en constructores que por el primer puesto de la tabla.

Hay victorias y victorias,  esta de Max es de la que dejan los campeonatos vistos para sentencia. Comenzó la carrera décimo, en un circuito donde en las 36 carreras anteriores, solo 3 ganaron sin salir entre los cuatro primeros. Su ritmo y estrategias fueron perfectos y al llegar al tramo final la victoria era claramente para él. Además, en una carrera en la que no hubo ningún incidente que alterara el normal devenir de las vueltas.

El vigente campeón cometió un gran fallo al trompear, pero ni eso le privó de hacerse con la victoria. No hay quién pare al león holandés. Ha ganado 8 de los 13 Grandes Premios que llevamos y se encamina a su bicampeonato.

Ferrari: cuesta abajo y sin frenos

Ferrari parece no tener solución. Su principal problema son ellos mismos. No estuvieron nada acertados con la estrategia y pasaron de liderar la carrera a acabar 4º y 6º. Desastroso resultado en sus aspiraciones por luchar por los campeonatos de pilotos y equipos.

Antes del comienzo de este Gran Premio, Binotto comentaba que podían ganar las 10 carreras que quedan. Como poder, puede Williams hacer doblete en las 9 que restan ahora hasta final de año. Desaprovecharon la oportunidad que tenían de un gran resultado gracias a la mala clasificación de los Red Bull. Parecía que no sabían ni dónde estaban de pie.

Dadas las condiciones de la carrera se intuía que el neumático duro era horrible. Más aún tras ver el ritmo de los Alpine. Pues en Ferrari decidieron que era una fantástica idea montárselos a Leclerc y perdieron toda opción de victoria.

Los italianos empiezan a estar más preocupados porque Mercedes no les adelante que por cazar a Red Bull. Los austriacos juegan en otra liga y los alemanes les están comiendo la tostada.

Mercedes: pole y ya rozan la victoria

Las flechas de plata siguen con su escalada hasta el primer puesto y ya les queda muy poco para conseguirlo. Para sorpresa de todos, George Russell consiguió el sábado la primera pole de su carrera deportiva. Sobre el papel, parecía que no iban a poder aguantar el ritmo de los Ferrari. Finalmente, fueron superiores a los italianos y firmaron otro doble podio como el conseguido en Francia.

Muy a destacar el fantástico domingo de Lewis Hamilton, a pesar de salir séptimo, consiguió acabar segundo. Adelantó a su compañero porque su ritmo era claramente superior. De no haber tenido el sábado problemas con el DRS, podría haber salido algo más adelante y seguramente habría luchado por la victoria.

Para luchar por el campeonato llegan tarde, pero tienen muchas opciones de acabar segundos en constructores. Están a tan solo 30 puntos de un Ferrari que está en horas bajas.

Alpine: así es difícil mantener el 4º puesto

El equipo francés es cuarto en el mundial de constructores, pero con decisiones como las que tomaron en Hungría van a tener difícil mantener el puesto. Para empezar, comenzaron la carrera sin variedad estratégica debido a que solo guardaron un juego de medias para cada piloto. Con ello, se vieron obligados a ir a una sola parada con el neumático duro, el cual se demostró que era muy malo.

Bien es cierto que debido al buen nivel de su monoplaza pudieron ser 8º y 9º. De sus rivales directos, solo Norris terminó por delante.

En otro orden de cosas, actuaciones como la de Ocon hacen imposible obtener resultados que permitan luchar por el puesto más alto al que pueden aspirar. A nadie le gusta que su compañero le gane, pero lo que no se puede hacer es cerrarle la puerta a tu compañero y dejar que te pasen todos los demás.

En la salida hizo una defensa muy agresiva sobre Alonso, dejándole a Hamilton vía libre para adelantar a los dos. De un modo similar pasó con Ricciardo. Cuando el francés salió de boxes Fernando era más rápido al tener los neumáticos en temperatura, pero Ocon volvió a cerrarle claramente la puerta y el piloto de McLaren adelantó a los dos. Así es imposible.

Pequeño respiro

La Fórmula 1 comienza ahora su habitual parón de vacaciones veraniego. Iba siendo hora de ello. El calendario tan apretado ha hecho que los equipos participen en cuatro Grandes Premios en cinco fines de semana. Este nivel de exigencia es realmente alto para todo el equipo humano y se merecen parar unas semanas.

Cuando regresemos, tiene pinta de que todo permanecerá más o menos igual. Habrá que ir poniéndole fecha al título de Verstappen. Seguramente Mercedes pueda sumar alguna victoria y será raro ver en el podio a alguien que no pertenezca a los tres equipos punteros.

Notas

Mercedes (9): Hamilton (10), Russell (9)

Red Bull (10): Versatappen (10), Pérez (7)

Ferrari (7): Leclerc (8), Sainz (8)

McLaren (8): Ricciardo (7), Norris (9)

Alpine (7): Alonso (8), Ocon (6)

Alpha Tauri (5): Gasly (7), Tsunoda (5)

Aston Martin (7): Vettel (7), Stroll (7)

Williams (5): Latifi (5), Albon (5)

Alfa Romeo (5): Bottas (6), Zhou (5)

Haas (5): Magnussen (7), Schumacher (5)

Imagen de Cabecera: Galería Red Bull

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

La Fórmula 1 visitó Hungría para la disputa del último Gran Premio antes del parón por vacaciones. Volvió a ganar el de siempre. Max Verstappen se hizo con la victoria tras salir 10º en una carrera que no fue alocada. Solo cuatro veces en 37 carreras el ganador en Hungaroring no salió entre los cuatro primeros puestos. Con este resultado deja el mundial visto para sentencia. Analizo el fin de semana en cinco claves.

Mundial sentenciado

Max Verstappen se va de vacaciones con un colchón de 80 puntos respecto a Charles Leclerc y restando tan solo 9 carreras. Si ya la diferencia es abultada, la tendencia actual hace que se pueda pensar que el campeón de este año volverá a ser holandés. Red Bull es el mejor equipo de la parrilla actualmente, con un Verstappen imparable. Además, Ferrari está en decadencia. Dentro de poco estarán más preocupados por no perder el segundo puesto en constructores que por el primer puesto de la tabla.

Hay victorias y victorias,  esta de Max es de la que dejan los campeonatos vistos para sentencia. Comenzó la carrera décimo, en un circuito donde en las 36 carreras anteriores, solo 3 ganaron sin salir entre los cuatro primeros. Su ritmo y estrategias fueron perfectos y al llegar al tramo final la victoria era claramente para él. Además, en una carrera en la que no hubo ningún incidente que alterara el normal devenir de las vueltas.

El vigente campeón cometió un gran fallo al trompear, pero ni eso le privó de hacerse con la victoria. No hay quién pare al león holandés. Ha ganado 8 de los 13 Grandes Premios que llevamos y se encamina a su bicampeonato.

Ferrari: cuesta abajo y sin frenos

Ferrari parece no tener solución. Su principal problema son ellos mismos. No estuvieron nada acertados con la estrategia y pasaron de liderar la carrera a acabar 4º y 6º. Desastroso resultado en sus aspiraciones por luchar por los campeonatos de pilotos y equipos.

Antes del comienzo de este Gran Premio, Binotto comentaba que podían ganar las 10 carreras que quedan. Como poder, puede Williams hacer doblete en las 9 que restan ahora hasta final de año. Desaprovecharon la oportunidad que tenían de un gran resultado gracias a la mala clasificación de los Red Bull. Parecía que no sabían ni dónde estaban de pie.

Dadas las condiciones de la carrera se intuía que el neumático duro era horrible. Más aún tras ver el ritmo de los Alpine. Pues en Ferrari decidieron que era una fantástica idea montárselos a Leclerc y perdieron toda opción de victoria.

Los italianos empiezan a estar más preocupados porque Mercedes no les adelante que por cazar a Red Bull. Los austriacos juegan en otra liga y los alemanes les están comiendo la tostada.

Mercedes: pole y ya rozan la victoria

Las flechas de plata siguen con su escalada hasta el primer puesto y ya les queda muy poco para conseguirlo. Para sorpresa de todos, George Russell consiguió el sábado la primera pole de su carrera deportiva. Sobre el papel, parecía que no iban a poder aguantar el ritmo de los Ferrari. Finalmente, fueron superiores a los italianos y firmaron otro doble podio como el conseguido en Francia.

Muy a destacar el fantástico domingo de Lewis Hamilton, a pesar de salir séptimo, consiguió acabar segundo. Adelantó a su compañero porque su ritmo era claramente superior. De no haber tenido el sábado problemas con el DRS, podría haber salido algo más adelante y seguramente habría luchado por la victoria.

Para luchar por el campeonato llegan tarde, pero tienen muchas opciones de acabar segundos en constructores. Están a tan solo 30 puntos de un Ferrari que está en horas bajas.

Alpine: así es difícil mantener el 4º puesto

El equipo francés es cuarto en el mundial de constructores, pero con decisiones como las que tomaron en Hungría van a tener difícil mantener el puesto. Para empezar, comenzaron la carrera sin variedad estratégica debido a que solo guardaron un juego de medias para cada piloto. Con ello, se vieron obligados a ir a una sola parada con el neumático duro, el cual se demostró que era muy malo.

Bien es cierto que debido al buen nivel de su monoplaza pudieron ser 8º y 9º. De sus rivales directos, solo Norris terminó por delante.

En otro orden de cosas, actuaciones como la de Ocon hacen imposible obtener resultados que permitan luchar por el puesto más alto al que pueden aspirar. A nadie le gusta que su compañero le gane, pero lo que no se puede hacer es cerrarle la puerta a tu compañero y dejar que te pasen todos los demás.

En la salida hizo una defensa muy agresiva sobre Alonso, dejándole a Hamilton vía libre para adelantar a los dos. De un modo similar pasó con Ricciardo. Cuando el francés salió de boxes Fernando era más rápido al tener los neumáticos en temperatura, pero Ocon volvió a cerrarle claramente la puerta y el piloto de McLaren adelantó a los dos. Así es imposible.

Pequeño respiro

La Fórmula 1 comienza ahora su habitual parón de vacaciones veraniego. Iba siendo hora de ello. El calendario tan apretado ha hecho que los equipos participen en cuatro Grandes Premios en cinco fines de semana. Este nivel de exigencia es realmente alto para todo el equipo humano y se merecen parar unas semanas.

Cuando regresemos, tiene pinta de que todo permanecerá más o menos igual. Habrá que ir poniéndole fecha al título de Verstappen. Seguramente Mercedes pueda sumar alguna victoria y será raro ver en el podio a alguien que no pertenezca a los tres equipos punteros.

Notas

Mercedes (9): Hamilton (10), Russell (9)

Red Bull (10): Versatappen (10), Pérez (7)

Ferrari (7): Leclerc (8), Sainz (8)

McLaren (8): Ricciardo (7), Norris (9)

Alpine (7): Alonso (8), Ocon (6)

Alpha Tauri (5): Gasly (7), Tsunoda (5)

Aston Martin (7): Vettel (7), Stroll (7)

Williams (5): Latifi (5), Albon (5)

Alfa Romeo (5): Bottas (6), Zhou (5)

Haas (5): Magnussen (7), Schumacher (5)

Imagen de Cabecera: Galería Red Bull