_Motociclismo

Un nuevo campeón en el rancho

Sergio Merino Rueda @SergioMerino8 10-12-2019

Hace unas semanas se disputó la tradicional americana en el rancho de Valentino Rossi, una prueba individual y otra por parejas en el óvalo del rancho del piloto italiano en Tavullia. Los ‘100 KM de los Campeones’ que, como cada año, cuentan con la presencia de multitud de pilotos del campeonato del mundo. Tito Rabat, Lorenzo Baldasarri, Dominique Aegerter, Enea Bastianini, Andrea Migno, Franco Moribidelli, Álex Rins o María Herrera, entre otros, completaron la lista de participantes en la sexta edición.

Un cartel de mucho talento que, por supuesto, cuenta con Valentino Rossi como anfitrión y con su hermano Luca Marini como pareja en la prueba por equipos. Una competición en la que se impusieron, por cierto. El nueve veces campeón del mundo, como es de esperar, conoce su pista a la perfección puesto que entrena ahí de forma habitual, pero cada edición cobra mayor importancia la actuación de su hermano Luca. A Luca ya le hemos visto ganar varias pruebas del Campeonato del Mundo de Moto2 y nos hace preguntarnos: ¿veremos algún día a otro “Rossi” proclamarse Campeón del Mundo?

Con la retirada Vale cada día más cerca, el martillo de Márquez, Quartararo, Viñales y compañía que no cesa de golpear Gran Premio tras Gran Premio y más de una década de años de ventaja con respecto al ‘Doctor’, se antoja cada temporada más complicado volver a ver al ‘46’ en lo más alto del podio. En cambio, Luca Marini (Urbino, 1997), hermano de madre de Vale, en la estructura del Sky VR46, ya ha ganado tres carreras del mundial.

La estirpe de los Rossi comenzó con Graziano, padre de Valentino, que llegó a ser 3º en el Campeonato del Mundo de 250cc de 1979. La trayectoria de Rossi no necesita presentación y en el año 2013 debutó su hermanastro Luca. Desde entonces, su carrera ha ido en ascensión: sin puntos en 2013 y 2015, siendo wildcard, 23º en 2016 con un 6º puesto como mejor resultado, 15º y ya rozando el podio en la temporada 2017 hasta que, al fin, en 2018 pudo subir al podio en cuatro ocasiones y ganar una carrera. Ese año fue 7º en la clasificación y en 2019 se esperaba de él la madurez necesaria para obtener la regularidad que te permite luchar por el título, pero no llegó. Ha sido 6º, ha ganado dos grandes premios y subido al podio en otros dos, pero ya ha conseguido ser el mejor italiano en clasificación.

Luca encara la temporada 2020 con la obligación de demostrar que puede emular a su hermano y a Peco Bagnaia, que se proclamó campeón del mundo a lomos de la Kalex del SKY VR46, y dar a una alegría a todos los rossistas que, conscientes de que el décimo título de Valentino es prácticamente una utopía, ver el ‘10’ en el carenado de Luca Marini deshacerse del cero y celebrar de forma extravagante con el pelo de colores, cascos especiales y pollos Osvaldos otro campeonato. Porque no olvidemos que la sangre de los Rossi también corre por sus venas.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Hace unas semanas se disputó la tradicional americana en el rancho de Valentino Rossi, una prueba individual y otra por parejas en el óvalo del rancho del piloto italiano en Tavullia. Los ‘100 KM de los Campeones’ que, como cada año, cuentan con la presencia de multitud de pilotos del campeonato del mundo. Tito Rabat, Lorenzo Baldasarri, Dominique Aegerter, Enea Bastianini, Andrea Migno, Franco Moribidelli, Álex Rins o María Herrera, entre otros, completaron la lista de participantes en la sexta edición.

Un cartel de mucho talento que, por supuesto, cuenta con Valentino Rossi como anfitrión y con su hermano Luca Marini como pareja en la prueba por equipos. Una competición en la que se impusieron, por cierto. El nueve veces campeón del mundo, como es de esperar, conoce su pista a la perfección puesto que entrena ahí de forma habitual, pero cada edición cobra mayor importancia la actuación de su hermano Luca. A Luca ya le hemos visto ganar varias pruebas del Campeonato del Mundo de Moto2 y nos hace preguntarnos: ¿veremos algún día a otro “Rossi” proclamarse Campeón del Mundo?

Con la retirada Vale cada día más cerca, el martillo de Márquez, Quartararo, Viñales y compañía que no cesa de golpear Gran Premio tras Gran Premio y más de una década de años de ventaja con respecto al ‘Doctor’, se antoja cada temporada más complicado volver a ver al ‘46’ en lo más alto del podio. En cambio, Luca Marini (Urbino, 1997), hermano de madre de Vale, en la estructura del Sky VR46, ya ha ganado tres carreras del mundial.

La estirpe de los Rossi comenzó con Graziano, padre de Valentino, que llegó a ser 3º en el Campeonato del Mundo de 250cc de 1979. La trayectoria de Rossi no necesita presentación y en el año 2013 debutó su hermanastro Luca. Desde entonces, su carrera ha ido en ascensión: sin puntos en 2013 y 2015, siendo wildcard, 23º en 2016 con un 6º puesto como mejor resultado, 15º y ya rozando el podio en la temporada 2017 hasta que, al fin, en 2018 pudo subir al podio en cuatro ocasiones y ganar una carrera. Ese año fue 7º en la clasificación y en 2019 se esperaba de él la madurez necesaria para obtener la regularidad que te permite luchar por el título, pero no llegó. Ha sido 6º, ha ganado dos grandes premios y subido al podio en otros dos, pero ya ha conseguido ser el mejor italiano en clasificación.

Luca encara la temporada 2020 con la obligación de demostrar que puede emular a su hermano y a Peco Bagnaia, que se proclamó campeón del mundo a lomos de la Kalex del SKY VR46, y dar a una alegría a todos los rossistas que, conscientes de que el décimo título de Valentino es prácticamente una utopía, ver el ‘10’ en el carenado de Luca Marini deshacerse del cero y celebrar de forma extravagante con el pelo de colores, cascos especiales y pollos Osvaldos otro campeonato. Porque no olvidemos que la sangre de los Rossi también corre por sus venas.

_Motociclismo

El año Quartararo

Sergio Merino Rueda @SergioMerino8
17-12-2019

_Motociclismo

Un nuevo campeón en el rancho

Sergio Merino Rueda @SergioMerino8
10-12-2019