_Fórmula 1

Renovaciones a la vista

2021 era el año añorado por gran parte del mundo de la Fórmula 1. Gran parte de los aficionados estaban contando los días para que llegase la próxima temporada y poder ver una competición mucho más igualada con monoplazas con un diseño futurista. Desafortunadamente, habrá que esperar hasta 2022 para poder ver este cambio. Y ése sería el mejor de los casos, ya que es posible que incluso se pospongan hasta 2023.

La pandemia del coronavirus ha paralizado al mundo, y también a la Fórmula 1. En este mundo tan globalizado y en el que gran parte de las cosas penden de un hilo, este tipo de situaciones pueden desembocar en condiciones que lleven competiciones deportivas a la ruina. Y en estas se encuentra ahora la Fórmula 1.

Nadie sabe cuando va a terminar esto, ni cuando se va a poder volver a competir. Como no podía ser de otra forma, esto sólo hace generar dudas en todos los sectores existentes en la categoría. En el que nos centraremos en este artículo será en el de las renovaciones de pilotos.

Una de las cosas con las que más se ha especulado para 2021 es en el cambio de asientos. Casi todos los pilotos terminan contrato al final del presente año y cada uno estaba esperando el momento oportuno para firmar la mejor opción que tuvieran a su alcance.

Los asientos más deseados por todos, como no puede ser de otra manera, son los de Mercedes. Además, se daba la casualidad de que para la próxima temporada los alemanes no tienen firmados acuerdos con ningún piloto. Hamilton y Bottas, la dupla de pilotos que trabaja para las flechas de plata desde 2017, terminan contrato al finalizar este año. Este hecho deja rienda suelta a la imaginación y hace que todos los pilotos sueñen con la posibilidad de pilotar para Mercedes.

La apuesta de los alemanes es bastante clara: mantener a Hamilton a toda costa. Es el piloto que le ha dado los mayores éxitos en esta etapa en la Fórmula 1 y no hay motivos para cambiarlo. Lewis no se ha mostrado tan decidido sobre esta opción y ha escuchado algún que otro canto de sirena por parte de Ferrari en los últimos meses.

La suerte de Valtteri Bottas podría ser distinta. El escudero del hexacampeón realizó un papel bastante flojo en 2019 y su valía se puso en entredicho. Quizás, el finlandés sea uno de los pilotos que más favorecidos se vean por esta situación.

Todos los que terminan contrato en 2020 deberán firmar su asiento para la próxima temporada casi a ciegas. La competición va a estar parada mucho tiempo y estamos entrando ya en fecha de renovaciones. Cuando nadie se esperaba que la Fórmula 1 iba a estar parada como lo está ahora, en Ferrari declararon que tomarían una decisión sobre la renovación de Vettel en mayo. En esta nueva situación, tendrán que firmar un acuerdo sin conocer mutuamente lo que puede ofrecer cada uno. Ferrari no sabrá si Vettel volverá a su mejor nivel y Sebastian no sabrá si en Maranello han diseñado un buen monoplaza.

Ante esto, los italianos le han puesto encima de la mesa a su piloto una oferta de renovación a la baja. Sólo por un año y con salario muy inferior a los más de 30 millones de euros que recibe en la actualidad. Se desconoce la cifra. Esta no es la situación que habría deseado Ferrari para la renovación, pero quizás esté mostrando el camino de lo que van a hacer el resto de equipos.

Getty Images

En 2021 no llegarán los nuevos monoplazas. Será en 2022 o 2023, por lo que tendremos uno o dos años más con los mismos coches y el desarrollo muy congelado por normativa. Esto puede hacer que la temporada de tránsito, la cual iba a ser 2020, se alargue mucho más en el tiempo y lleve a los equipos a tomar decisiones mucho más conservadoras.

Las tornas en la parrilla no van a cambiar mucho respecto a lo que se vio en 2019, por lo que equipos y pilotos saben más o menos dónde se encuentran. Ante la situación de incertidumbre económica que se vislumbra en la categoría, todos andarán con pies de plomo y tomarán decisiones muy conservadoras.

Aquí es donde salen beneficiados pilotos como Valtteri Bottas. En un 2020 disputado en condiciones normales podría haber perdido su asiento en Mercedes en detrimento de una joven promesa o de un piloto contrastado que pudiera ser escudero de Hamilton. Ahora, en Mercedes seguramente decidan no arriesgar y mantener al finlandés entre sus filas.

De un modo similar ocurre con Lewis Hamilton. Si el británico se planteaba algún cambio, era para cuando llegasen los nuevos monoplazas. Ahora que sabe que se van a mantener los mismos diseños, lo lógico es apostar al caballo que sabe que es ganador. El mejor monoplaza lo va a seguir teniendo Mercedes, por lo que no tiene sentido cambiar mientras sigan las mismas normas.

Otro de los grandes beneficiados puede ser Sebastian Vettel. Si hubiese realizado un inicio de año irregular, en Ferrari podrían haber decidido finalizar su relación con él y tener como compañero de Leclerc a otro piloto. Candidatos para ese puesto no iban a faltar. Ahora, ambas partes se quieren entender y lo más probable es que renueve por un año.

Tras lo comentado, parece sensato que Hamilton, Bottas y Vettel mantengan sus asientos hasta, mínimo, el año en el que se terminen las actuales normas. Cuando haya certeza sobre cuándo llegarán los nuevos monoplazas, volveremos a vivir estas especulaciones de cambios de monoplazas.

Si estos tres pilotos permanecen en sus asientos, todos los monoplazas en los grandes equipos estarán asegurados y no habrá movimientos de renombre para 2021. Ante esta situación, prevalecerán las decisiones conservadoras. Los que tenían la ilusión de ver a otros pilotos en los equipos punteros, deberán esperar para volver a soñar con ello.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

2021 era el año añorado por gran parte del mundo de la Fórmula 1. Gran parte de los aficionados estaban contando los días para que llegase la próxima temporada y poder ver una competición mucho más igualada con monoplazas con un diseño futurista. Desafortunadamente, habrá que esperar hasta 2022 para poder ver este cambio. Y ése sería el mejor de los casos, ya que es posible que incluso se pospongan hasta 2023.

La pandemia del coronavirus ha paralizado al mundo, y también a la Fórmula 1. En este mundo tan globalizado y en el que gran parte de las cosas penden de un hilo, este tipo de situaciones pueden desembocar en condiciones que lleven competiciones deportivas a la ruina. Y en estas se encuentra ahora la Fórmula 1.

Nadie sabe cuando va a terminar esto, ni cuando se va a poder volver a competir. Como no podía ser de otra forma, esto sólo hace generar dudas en todos los sectores existentes en la categoría. En el que nos centraremos en este artículo será en el de las renovaciones de pilotos.

Una de las cosas con las que más se ha especulado para 2021 es en el cambio de asientos. Casi todos los pilotos terminan contrato al final del presente año y cada uno estaba esperando el momento oportuno para firmar la mejor opción que tuvieran a su alcance.

Los asientos más deseados por todos, como no puede ser de otra manera, son los de Mercedes. Además, se daba la casualidad de que para la próxima temporada los alemanes no tienen firmados acuerdos con ningún piloto. Hamilton y Bottas, la dupla de pilotos que trabaja para las flechas de plata desde 2017, terminan contrato al finalizar este año. Este hecho deja rienda suelta a la imaginación y hace que todos los pilotos sueñen con la posibilidad de pilotar para Mercedes.

La apuesta de los alemanes es bastante clara: mantener a Hamilton a toda costa. Es el piloto que le ha dado los mayores éxitos en esta etapa en la Fórmula 1 y no hay motivos para cambiarlo. Lewis no se ha mostrado tan decidido sobre esta opción y ha escuchado algún que otro canto de sirena por parte de Ferrari en los últimos meses.

La suerte de Valtteri Bottas podría ser distinta. El escudero del hexacampeón realizó un papel bastante flojo en 2019 y su valía se puso en entredicho. Quizás, el finlandés sea uno de los pilotos que más favorecidos se vean por esta situación.

Todos los que terminan contrato en 2020 deberán firmar su asiento para la próxima temporada casi a ciegas. La competición va a estar parada mucho tiempo y estamos entrando ya en fecha de renovaciones. Cuando nadie se esperaba que la Fórmula 1 iba a estar parada como lo está ahora, en Ferrari declararon que tomarían una decisión sobre la renovación de Vettel en mayo. En esta nueva situación, tendrán que firmar un acuerdo sin conocer mutuamente lo que puede ofrecer cada uno. Ferrari no sabrá si Vettel volverá a su mejor nivel y Sebastian no sabrá si en Maranello han diseñado un buen monoplaza.

Ante esto, los italianos le han puesto encima de la mesa a su piloto una oferta de renovación a la baja. Sólo por un año y con salario muy inferior a los más de 30 millones de euros que recibe en la actualidad. Se desconoce la cifra. Esta no es la situación que habría deseado Ferrari para la renovación, pero quizás esté mostrando el camino de lo que van a hacer el resto de equipos.

Getty Images

En 2021 no llegarán los nuevos monoplazas. Será en 2022 o 2023, por lo que tendremos uno o dos años más con los mismos coches y el desarrollo muy congelado por normativa. Esto puede hacer que la temporada de tránsito, la cual iba a ser 2020, se alargue mucho más en el tiempo y lleve a los equipos a tomar decisiones mucho más conservadoras.

Las tornas en la parrilla no van a cambiar mucho respecto a lo que se vio en 2019, por lo que equipos y pilotos saben más o menos dónde se encuentran. Ante la situación de incertidumbre económica que se vislumbra en la categoría, todos andarán con pies de plomo y tomarán decisiones muy conservadoras.

Aquí es donde salen beneficiados pilotos como Valtteri Bottas. En un 2020 disputado en condiciones normales podría haber perdido su asiento en Mercedes en detrimento de una joven promesa o de un piloto contrastado que pudiera ser escudero de Hamilton. Ahora, en Mercedes seguramente decidan no arriesgar y mantener al finlandés entre sus filas.

De un modo similar ocurre con Lewis Hamilton. Si el británico se planteaba algún cambio, era para cuando llegasen los nuevos monoplazas. Ahora que sabe que se van a mantener los mismos diseños, lo lógico es apostar al caballo que sabe que es ganador. El mejor monoplaza lo va a seguir teniendo Mercedes, por lo que no tiene sentido cambiar mientras sigan las mismas normas.

Otro de los grandes beneficiados puede ser Sebastian Vettel. Si hubiese realizado un inicio de año irregular, en Ferrari podrían haber decidido finalizar su relación con él y tener como compañero de Leclerc a otro piloto. Candidatos para ese puesto no iban a faltar. Ahora, ambas partes se quieren entender y lo más probable es que renueve por un año.

Tras lo comentado, parece sensato que Hamilton, Bottas y Vettel mantengan sus asientos hasta, mínimo, el año en el que se terminen las actuales normas. Cuando haya certeza sobre cuándo llegarán los nuevos monoplazas, volveremos a vivir estas especulaciones de cambios de monoplazas.

Si estos tres pilotos permanecen en sus asientos, todos los monoplazas en los grandes equipos estarán asegurados y no habrá movimientos de renombre para 2021. Ante esta situación, prevalecerán las decisiones conservadoras. Los que tenían la ilusión de ver a otros pilotos en los equipos punteros, deberán esperar para volver a soñar con ello.

_Destacado

Las opciones de Fernando Alonso

Abraham Marqués @AbrahamMarques_
25-05-2020

_Fórmula 1

Carlos Sainz, una nueva esperanza

Abraham Marqués @AbrahamMarques_
18-05-2020