_Destacado

Nerviosismo por el coronavirus

Abraham Marqués @AbrahamMarques_ 28-02-2020

etiquetas:

Fórmula 1

Los tests de pretemporada en el circuito de Montmeló están siendo muy tranquilos en pista. Los equipos están rodando todos los días sin dificultad, y si hay alguna bandera roja es porque un monoplaza se ha quedado atrapado en la grava, no más. Solo en alguna rara ocasión un monoplaza se queda parado, y seguramente sea haciendo prueba de tanque de combustible. El alto nivel de fiabilidad que han alcanzado los equipos les permite rodar de manera muy continua. Además, este año necesitan condensar ya que han pasado a tener seis días de pruebas en lugar de ocho. Pero fuera de la pista no hay tanta tranquilidad.

Hay una palabra que se repite constantemente en cualquier parte del circuito: coronavirus. En las ruedas de prensa, por el paddock, en los motorhomes, en la sala de periodistas… Por cualquier lugar del circuito se puede escuchar esta palabra a cualquier hora del día. Hay mucha preocupación en la Fórmula 1, y no es para menos.

El virus se está extendiendo a lo largo del planeta y, aunque solo haya casos aislados en la mayoría de los casos, cada vez aparece en sitios más diferentes. De momento, no ha llegado ningún contagio a la Fórmula 1, pero la preocupación es máxima.

La categoría se mueve a lo largo de todo el globo terráqueo y coincide que sus primeros Grandes Premios están muy relacionados con zonas donde hay contagiados o se encuentran muy cerca. Uno de los principales problemas es la logística, ya que los equipos necesitan hacer escalas. Bahrein ya ha anunciado restricciones de acceso, por lo que se empieza a complicar el tema de desplazamiento de los equipos.

A esto hay que sumarle el fuerte brote surgido en Italia en los últimos días. Vietnam ha restringido el acceso a personas procedentes de Italia, por lo que el asunto se pone realmente serio. Los dirigentes del Gran Premio de Vietnam siguen insistiendo en que su Gran Premio se va a celebrar a pesar de encontrarse relativamente cerca de la zona donde se originó el virus. Existen muchas dudas sobre si se acabará celebrando, pero en el caso de que lo hagan habrá que ver cómo lidian con su restricción a los italianos.

Ferrari y Alpha Tauri tienen su sede en Italia. Además, Haas y Alfa Romeo reciben motores por parte de Ferrari, por lo que el 40% de los equipos estarían en una situación muy complicada en el caso de que se acabara celebrando.

Chase Carey ha asegurado recientemente que el plan es no aplazar ninguna carrera de las 21 que restan en el calendario. China se aplazó por motivos más que lógicos hace algunas semanas y no quieren perder ninguna cita más del calendario. La realidad es que la Fórmula 1 tiene una situación muy complicada para esta temporada, ya que poco pueden hacer ante el coronavirus. Como es lógico, no quieren que nadie en la categoría se contagie, pero tampoco pueden suspender una temporada entera por los actuales casos que existen a lo largo del mundo.

De momento, la categoría sigue adelante con su plan de disputar las 21 carreras que quedan en el calendario, aunque cada vez son más las voces que creen que se suspenderán las tres primeras carreras: Australia, Baréin y Vietnam. Los dirigentes de la competición confían en que se disputará, pero no pueden asegurar que esto ocurra. Todo dependerá de cómo se expanda el virus en las próximas semanas.

Suspender un Gran Premio no es tarea sencilla. Hay muchos millones de euros en juego y no quieren tener una temporada en la que solo se disputan la mitad de los Grandes Premios. Por supuesto, el dinero no está por delante de las personas. La Fórmula 1 se encuentra buscando la manera de que no se contagie nadie en la categoría y, a la vez, disputar el máximo número de carreras posible.

La situación no es nada estable y esto puede cambiar de un momento a otro. Lo cierto es que esto está sucediendo en la que iba a ser la temporada más larga de la historia. Había previsto 22 Grandes Premios y puede que más de uno termine por no disputarse. Los equipos siempre se han mostrado contrarios a tener un calendario tan largo. Por el bien de todos, esperemos que esta situación de alarma empiece a perder gravedad y el coronavirus desaparezca pronto del mapa.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Los tests de pretemporada en el circuito de Montmeló están siendo muy tranquilos en pista. Los equipos están rodando todos los días sin dificultad, y si hay alguna bandera roja es porque un monoplaza se ha quedado atrapado en la grava, no más. Solo en alguna rara ocasión un monoplaza se queda parado, y seguramente sea haciendo prueba de tanque de combustible. El alto nivel de fiabilidad que han alcanzado los equipos les permite rodar de manera muy continua. Además, este año necesitan condensar ya que han pasado a tener seis días de pruebas en lugar de ocho. Pero fuera de la pista no hay tanta tranquilidad.

Hay una palabra que se repite constantemente en cualquier parte del circuito: coronavirus. En las ruedas de prensa, por el paddock, en los motorhomes, en la sala de periodistas… Por cualquier lugar del circuito se puede escuchar esta palabra a cualquier hora del día. Hay mucha preocupación en la Fórmula 1, y no es para menos.

El virus se está extendiendo a lo largo del planeta y, aunque solo haya casos aislados en la mayoría de los casos, cada vez aparece en sitios más diferentes. De momento, no ha llegado ningún contagio a la Fórmula 1, pero la preocupación es máxima.

La categoría se mueve a lo largo de todo el globo terráqueo y coincide que sus primeros Grandes Premios están muy relacionados con zonas donde hay contagiados o se encuentran muy cerca. Uno de los principales problemas es la logística, ya que los equipos necesitan hacer escalas. Bahrein ya ha anunciado restricciones de acceso, por lo que se empieza a complicar el tema de desplazamiento de los equipos.

A esto hay que sumarle el fuerte brote surgido en Italia en los últimos días. Vietnam ha restringido el acceso a personas procedentes de Italia, por lo que el asunto se pone realmente serio. Los dirigentes del Gran Premio de Vietnam siguen insistiendo en que su Gran Premio se va a celebrar a pesar de encontrarse relativamente cerca de la zona donde se originó el virus. Existen muchas dudas sobre si se acabará celebrando, pero en el caso de que lo hagan habrá que ver cómo lidian con su restricción a los italianos.

Ferrari y Alpha Tauri tienen su sede en Italia. Además, Haas y Alfa Romeo reciben motores por parte de Ferrari, por lo que el 40% de los equipos estarían en una situación muy complicada en el caso de que se acabara celebrando.

Chase Carey ha asegurado recientemente que el plan es no aplazar ninguna carrera de las 21 que restan en el calendario. China se aplazó por motivos más que lógicos hace algunas semanas y no quieren perder ninguna cita más del calendario. La realidad es que la Fórmula 1 tiene una situación muy complicada para esta temporada, ya que poco pueden hacer ante el coronavirus. Como es lógico, no quieren que nadie en la categoría se contagie, pero tampoco pueden suspender una temporada entera por los actuales casos que existen a lo largo del mundo.

De momento, la categoría sigue adelante con su plan de disputar las 21 carreras que quedan en el calendario, aunque cada vez son más las voces que creen que se suspenderán las tres primeras carreras: Australia, Baréin y Vietnam. Los dirigentes de la competición confían en que se disputará, pero no pueden asegurar que esto ocurra. Todo dependerá de cómo se expanda el virus en las próximas semanas.

Suspender un Gran Premio no es tarea sencilla. Hay muchos millones de euros en juego y no quieren tener una temporada en la que solo se disputan la mitad de los Grandes Premios. Por supuesto, el dinero no está por delante de las personas. La Fórmula 1 se encuentra buscando la manera de que no se contagie nadie en la categoría y, a la vez, disputar el máximo número de carreras posible.

La situación no es nada estable y esto puede cambiar de un momento a otro. Lo cierto es que esto está sucediendo en la que iba a ser la temporada más larga de la historia. Había previsto 22 Grandes Premios y puede que más de uno termine por no disputarse. Los equipos siempre se han mostrado contrarios a tener un calendario tan largo. Por el bien de todos, esperemos que esta situación de alarma empiece a perder gravedad y el coronavirus desaparezca pronto del mapa.

etiquetas:

Fórmula 1

_Destacado

Frenkie y el ecosistema Ajax

Alberto López Frau @alberlopezfrau
24-01-2022

_Destacado

Posponer

Daniel Fernández-Pacheco @DFPV96
24-01-2022