_Tenis

La última final de Copa Davis

Alejandro Pérez @aperezgom 20-09-2018

etiquetas:

El próximo mes de noviembre, del
23 al 25 en Francia, franceses y croatas se disputarán la Copa Davis 2018. La
última bajo el formato que conocemos. La última Copa Davis antes de que en 2019
llegue la nueva Copa Mundial. Cambia todo, como ya es conocido.

Francia y Croacia, por separado,
han jugado tres de las últimas cuatro finales. Francia fue finalista en 2014
(cuando la Suiza de Federer ganó) y levantó su décima ensaladera hace 12 meses.
Croacia por su lado jugó y cayó en casa en la final de 2016 ante Argentina.
Ambas naciones lideran actualmente la clasificación de la competición.

Francia lleva tres años sin
bajarse de los cuatro mejores: semifinales (2016), campeón (2017) y jugará la
final en noviembre. El equipo de Noah se ha acostumbrado al éxito en la
competición en los últimos años, algo que llevaba tiempo sin hacer. Su último
título databa de 2001.

En las semifinales ante España en
Lille no hubo color. Un 3-0 incontestable (maquillado en un domingo
intrascendente 3-2) con Pouille, Paire, Herbert y Benneteau. El único que pasó
apuros fue Lucas Pouille ante Bautista. Un partido que se fue al quinto set.
Por lo demás, rodillo galo ante una España mermada por la ausencia de Nadal
debido a las molestias que le obligaron a retirarse en las semifinales de Nueva
York. La pista bajo techo y dura tampoco ayudó, pero era algo con lo que ya se
contaba.

La Croacia de Cilic por su parte
vive una edad de oro. En 2005 se convirtieron en el primer país campeón sin ser
cabeza de serie. Ahora han llegado a dos finales en tres años. En 2016 el sabor
fue muy amargo al perder en casa ante Argentina y además con remontada. Una
final apasionante. Dos de los cinco partidos se decidieron en el quinto set.
Croacia llegó al domingo con ventaja (2-1) pero Del Potro primero (remontándole
dos sets a Cilic) y Delbonis después (a Karlovic en tres mangas) dieron la
vuelta a la final y el título a Argentina. Los croatas quieren su segundo
título.

El penúltimo fin de semana de
competición, tras el Open de EEUU, ha servido no sólo para conocer los
finalistas de 2018, también para conocer los ganadores de los play-off que
hasta ahora seguían para jugar Grupo Mundial en 2019.

Ahora los ganadores del play-off
junto con los cuartofinalistas de la presente edición (Argentina, Bélgica, Gran
Bretaña, Serbia, Italia, Alemania, Kazajstán, República Checa, Suecia, Austria,
Canadá y Japón) se han ganado el derecho a ser cabezas de serie en la ronda
clasificatoria que tendrá lugar el 1 y 2 de febrero de 2019. Sus rivales serán
12 equipos no cabeza de serie: 10 de ellos ya conocidos (por su clasificación a
17 de septiembre: Suiza, Hungría, Holanda, Rusia, Australia, India, Uzbekistán,
Colombia, Chile y Brasil). Dos de ellos saldrán del play-off del Grupo
Europa/África que se disputa en octubre entre Portugal – Sudáfrica (19-20) y
Eslovaquia – Bielorrusia (26-27). Y a todos ellos hay que sumarles dos naciones
invitadas. 24 países jugarán en febrero la ronda clasificatoria para meterse en
la final de la competición donde entrarán en acción 16 equipos: los 12
ganadores de la primera fase y los cuatro semifinalistas de 2018 (España, EEUU,
Croacia y Francia).

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

El próximo mes de noviembre, del
23 al 25 en Francia, franceses y croatas se disputarán la Copa Davis 2018. La
última bajo el formato que conocemos. La última Copa Davis antes de que en 2019
llegue la nueva Copa Mundial. Cambia todo, como ya es conocido.

Francia y Croacia, por separado,
han jugado tres de las últimas cuatro finales. Francia fue finalista en 2014
(cuando la Suiza de Federer ganó) y levantó su décima ensaladera hace 12 meses.
Croacia por su lado jugó y cayó en casa en la final de 2016 ante Argentina.
Ambas naciones lideran actualmente la clasificación de la competición.

Francia lleva tres años sin
bajarse de los cuatro mejores: semifinales (2016), campeón (2017) y jugará la
final en noviembre. El equipo de Noah se ha acostumbrado al éxito en la
competición en los últimos años, algo que llevaba tiempo sin hacer. Su último
título databa de 2001.

En las semifinales ante España en
Lille no hubo color. Un 3-0 incontestable (maquillado en un domingo
intrascendente 3-2) con Pouille, Paire, Herbert y Benneteau. El único que pasó
apuros fue Lucas Pouille ante Bautista. Un partido que se fue al quinto set.
Por lo demás, rodillo galo ante una España mermada por la ausencia de Nadal
debido a las molestias que le obligaron a retirarse en las semifinales de Nueva
York. La pista bajo techo y dura tampoco ayudó, pero era algo con lo que ya se
contaba.

La Croacia de Cilic por su parte
vive una edad de oro. En 2005 se convirtieron en el primer país campeón sin ser
cabeza de serie. Ahora han llegado a dos finales en tres años. En 2016 el sabor
fue muy amargo al perder en casa ante Argentina y además con remontada. Una
final apasionante. Dos de los cinco partidos se decidieron en el quinto set.
Croacia llegó al domingo con ventaja (2-1) pero Del Potro primero (remontándole
dos sets a Cilic) y Delbonis después (a Karlovic en tres mangas) dieron la
vuelta a la final y el título a Argentina. Los croatas quieren su segundo
título.

El penúltimo fin de semana de
competición, tras el Open de EEUU, ha servido no sólo para conocer los
finalistas de 2018, también para conocer los ganadores de los play-off que
hasta ahora seguían para jugar Grupo Mundial en 2019.

Ahora los ganadores del play-off
junto con los cuartofinalistas de la presente edición (Argentina, Bélgica, Gran
Bretaña, Serbia, Italia, Alemania, Kazajstán, República Checa, Suecia, Austria,
Canadá y Japón) se han ganado el derecho a ser cabezas de serie en la ronda
clasificatoria que tendrá lugar el 1 y 2 de febrero de 2019. Sus rivales serán
12 equipos no cabeza de serie: 10 de ellos ya conocidos (por su clasificación a
17 de septiembre: Suiza, Hungría, Holanda, Rusia, Australia, India, Uzbekistán,
Colombia, Chile y Brasil). Dos de ellos saldrán del play-off del Grupo
Europa/África que se disputa en octubre entre Portugal – Sudáfrica (19-20) y
Eslovaquia – Bielorrusia (26-27). Y a todos ellos hay que sumarles dos naciones
invitadas. 24 países jugarán en febrero la ronda clasificatoria para meterse en
la final de la competición donde entrarán en acción 16 equipos: los 12
ganadores de la primera fase y los cuatro semifinalistas de 2018 (España, EEUU,
Croacia y Francia).

etiquetas:

_Destacado

Una reflexión con la radiografía completa

Alejandro Pérez @aperezgom
02-12-2021

_Tenis

Un año histórico para Paula Badosa

Redacción @SpheraSports
30-11-2021