_Femenino

La primera del Málaga

David Orenes @david_lrl 17-10-2018

etiquetas:

“Perder hoy no era una opción”. El mensaje estaba claro. El Málaga, para muchos uno de los equipos que apuntaban a revelación de la Liga Iberdrola tras un ascenso histórico (129 goles a favor y solo seis en contra en la fase regular) sufrió para lograr su primera victoria en su regreso a Primera División. Lo hizo en la quinta jornada tras un comienzo difícil: En los cuatro primeros partidos no consiguió marcar ni un solo gol y había encajado diez.

En Valencia, eso sí, el equipo de Antonio Contreras empezó a recuperar la autoestima. Un empate (0-0) ante uno de los llamados a estar en la zona noble de la tabla. Fue un punto de inflexión. “Fue muy bueno para empezar un camino hacia arriba”, declaró uno de los fichajes más ilusionantes del equipo, la eslovena Dominika Conc, la única novedad en el once respecto al que logró el primer punto del torneo y quien anotó el primer gol de la temporada en el minuto 29, tras un rechace en un saque de falta. Se lo hizo a su ex compañera Mimi y al equipo con el que debutó en el fútbol femenino de nuestro país.

“Era un partido muy especial porque el Espanyol es el equipo que me dio la oportunidad el año pasado de jugar en España y si no fuera por ellos hoy no estaría aquí”, decía Conc, que se quitó un peso de encima. “Todo va a ser más fácil ahora”. Decía Van Nistelrooy que los goles son como el ketchup, que en cuanto marcas uno vienen todos los demás. Tan solo nueve minutos después María Ruiz (nacida en 2001) anotó el 2-0 con una gran jugada individual por banda derecha. La malagueña, natural de Almáchar, fue una de las jugadoras clave en el ascenso, anotando 11 goles en Liga y tres en los play-off, uno de ellos el decisivo para lograr el objetivo de forma matemática.

Aunque su posición natural es la de extremo, María actuó en esta ocasión de carrilera, en un 3-4-3. “Yo tenía claro que iba a acabar en gol porque vive de ello y sabía que si la ponía de lateral iba a acabar. Ella se lo creía”, dijo Antonio Contreras al término del encuentro. Era la primera victoria del técnico en la Liga Iberdrola desde que dejara el Levante en 2015. Un entrenador respetado en los banquillos del fútbol femenino español dirigiendo a un clásico que en 1998 firmó un doblete histórico ganando Liga y Copa.

Con todos esos alicientes, era raro ver cómo pasaban las jornadas y el Málaga no lograba resultados. Claro que la plantilla fue reforzada con hasta diez futbolistas que todavía se están integrando en el grupo. Y que el salto desde Segunda División se nota cada vez más. “Ahora el equipo sí se ha dado cuenta que es de Primera”, recalca Contreras. El siguiente duelo será contra el otro recién ascendido, un EDF Logroño que también le está costando arrancar: Es colista con 2 puntos de 15 posibles. Será un partido apasionante.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

“Perder hoy no era una opción”. El mensaje estaba claro. El Málaga, para muchos uno de los equipos que apuntaban a revelación de la Liga Iberdrola tras un ascenso histórico (129 goles a favor y solo seis en contra en la fase regular) sufrió para lograr su primera victoria en su regreso a Primera División. Lo hizo en la quinta jornada tras un comienzo difícil: En los cuatro primeros partidos no consiguió marcar ni un solo gol y había encajado diez.

En Valencia, eso sí, el equipo de Antonio Contreras empezó a recuperar la autoestima. Un empate (0-0) ante uno de los llamados a estar en la zona noble de la tabla. Fue un punto de inflexión. “Fue muy bueno para empezar un camino hacia arriba”, declaró uno de los fichajes más ilusionantes del equipo, la eslovena Dominika Conc, la única novedad en el once respecto al que logró el primer punto del torneo y quien anotó el primer gol de la temporada en el minuto 29, tras un rechace en un saque de falta. Se lo hizo a su ex compañera Mimi y al equipo con el que debutó en el fútbol femenino de nuestro país.

“Era un partido muy especial porque el Espanyol es el equipo que me dio la oportunidad el año pasado de jugar en España y si no fuera por ellos hoy no estaría aquí”, decía Conc, que se quitó un peso de encima. “Todo va a ser más fácil ahora”. Decía Van Nistelrooy que los goles son como el ketchup, que en cuanto marcas uno vienen todos los demás. Tan solo nueve minutos después María Ruiz (nacida en 2001) anotó el 2-0 con una gran jugada individual por banda derecha. La malagueña, natural de Almáchar, fue una de las jugadoras clave en el ascenso, anotando 11 goles en Liga y tres en los play-off, uno de ellos el decisivo para lograr el objetivo de forma matemática.

Aunque su posición natural es la de extremo, María actuó en esta ocasión de carrilera, en un 3-4-3. “Yo tenía claro que iba a acabar en gol porque vive de ello y sabía que si la ponía de lateral iba a acabar. Ella se lo creía”, dijo Antonio Contreras al término del encuentro. Era la primera victoria del técnico en la Liga Iberdrola desde que dejara el Levante en 2015. Un entrenador respetado en los banquillos del fútbol femenino español dirigiendo a un clásico que en 1998 firmó un doblete histórico ganando Liga y Copa.

Con todos esos alicientes, era raro ver cómo pasaban las jornadas y el Málaga no lograba resultados. Claro que la plantilla fue reforzada con hasta diez futbolistas que todavía se están integrando en el grupo. Y que el salto desde Segunda División se nota cada vez más. “Ahora el equipo sí se ha dado cuenta que es de Primera”, recalca Contreras. El siguiente duelo será contra el otro recién ascendido, un EDF Logroño que también le está costando arrancar: Es colista con 2 puntos de 15 posibles. Será un partido apasionante.

etiquetas:

_Femenino

Eva Moral, una vida maravillosa

David Orenes @david_lrl
10-09-2021

_Femenino

Ons Jabeur ya tiene el primero

Alejandro Pérez @aperezgom
23-06-2021