_Otros

La mecedora

Fernando Evangelio @ferevangelio 27-10-2020

etiquetas:

Fútbol periodismo

He llegado ya a una edad en la que comienzo a contar historias de hace 10, 15 o 20 años de forma recurrente. El recurso al pasado, cuando alguien es nostálgico por naturaleza, es un arma muy poderosa. Un compañero de la radio suele hacer un ruidito de mecedora cada vez que alguien cercano se remonta a más de una década para contar algo con lo que ilustrar una conversación. La anécdota podría comenzar por “no quiero ponerme en plan abuelo cebolleta, pero…”. Pues eso. Que no quiero ponerme en plan ‘abuelo cebolleta’, pero… con el ruido de la mecedora, arrancaremos esta columna de opinión en 2008.

La culpa se la tienen que echar ustedes a Borja Pardo. Fue él quien me dijo, al invitarme gentilmente a echar un borrón de vez en cuando en su espacio de libertad deportiva, que tal vez podría empezar hablando sobre mi blog. Mi blog. Eso ‘tan de 2008’. Y ahora, repartan la culpa sobre Guillermo Valadés, ‘Willy’, porque fue él quien me dio la primera idea. “¿Por qué no abrimos un blog para ti en la web de la radio? Podrías escribir lo que quisieras, sobre tus equipos y tus historias de fútbol internacional. Así nació “Cómo mola el fútbol”, mi primer y último blog. Crónicas, análisis de equipos, perfiles de jugadores, incluso entrevistas… todo cabía en ese espacio que sonaba tan sofisticado en aquél momento, y que llenaba una necesidad difícil de cubrir en un espacio de radio generalista.

El lenguaje, los códigos, nuestro comportamiento y la interacción personal en Internet han cambiado mucho desde entonces. Para empezar, en 2008 casi nadie en España tenía Twitter, aunque la red social del pajarito fue creada en 2006. Pero de Twitter, y su infinita capacidad para recoger el respeto mutuo y el amor entre iguales, hablaremos en otro momento.

Entonces, en 2008, la interacción social con un oyente no era muy frecuente. Ya existían los chats en los programas de radio desde hacía un tiempo, y recibíamos mensajes de texto de móvil, pero conectar con el oyente o ‘receptor’ de nuestros programas, no era tan sencillo. Por eso hacía tanta ilusión leer comentarios en tu blog. Siempre he pensado que cuando uno produce un contenido, el que sea, se trate de algo profesional o por pura afición altruista, necesita llegar a alguien. Y eso se convierte en un acto de generosidad por parte del receptor, porque dedicar tu tiempo a algo o a alguien, no deja de ser un acto generoso.

Una de las cuatro o cinco personas que se convirtieron en habituales a la hora de comentar aquél blog, es el padre de esta criatura llamada “Sphera Sports”. Otros dos fueron Miquel Moro, y Agustín Devoti, hoy reputado periodista deportivo argentino. No fue casualidad que ellos tres fueran invitados a una sección semanal de mi primer podcast de fútbol internacional. Y aquí se cierra el círculo. Arranco este humilde rincón de juntaletras nostálgico dándole las gracias a Borja. Y a ustedes, por dedicarme su tiempo. Pido además, que se compadezcan de mí haciendo el ruido de la mecedora. Porque de aquí, al “cuando yo tenía tu edad…” hay un camino muy corto.

Imagen de cabecera: Vladimir Rys/Bongarts/Getty Images

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

He llegado ya a una edad en la que comienzo a contar historias de hace 10, 15 o 20 años de forma recurrente. El recurso al pasado, cuando alguien es nostálgico por naturaleza, es un arma muy poderosa. Un compañero de la radio suele hacer un ruidito de mecedora cada vez que alguien cercano se remonta a más de una década para contar algo con lo que ilustrar una conversación. La anécdota podría comenzar por “no quiero ponerme en plan abuelo cebolleta, pero…”. Pues eso. Que no quiero ponerme en plan ‘abuelo cebolleta’, pero… con el ruido de la mecedora, arrancaremos esta columna de opinión en 2008.

La culpa se la tienen que echar ustedes a Borja Pardo. Fue él quien me dijo, al invitarme gentilmente a echar un borrón de vez en cuando en su espacio de libertad deportiva, que tal vez podría empezar hablando sobre mi blog. Mi blog. Eso ‘tan de 2008’. Y ahora, repartan la culpa sobre Guillermo Valadés, ‘Willy’, porque fue él quien me dio la primera idea. “¿Por qué no abrimos un blog para ti en la web de la radio? Podrías escribir lo que quisieras, sobre tus equipos y tus historias de fútbol internacional. Así nació “Cómo mola el fútbol”, mi primer y último blog. Crónicas, análisis de equipos, perfiles de jugadores, incluso entrevistas… todo cabía en ese espacio que sonaba tan sofisticado en aquél momento, y que llenaba una necesidad difícil de cubrir en un espacio de radio generalista.

El lenguaje, los códigos, nuestro comportamiento y la interacción personal en Internet han cambiado mucho desde entonces. Para empezar, en 2008 casi nadie en España tenía Twitter, aunque la red social del pajarito fue creada en 2006. Pero de Twitter, y su infinita capacidad para recoger el respeto mutuo y el amor entre iguales, hablaremos en otro momento.

Entonces, en 2008, la interacción social con un oyente no era muy frecuente. Ya existían los chats en los programas de radio desde hacía un tiempo, y recibíamos mensajes de texto de móvil, pero conectar con el oyente o ‘receptor’ de nuestros programas, no era tan sencillo. Por eso hacía tanta ilusión leer comentarios en tu blog. Siempre he pensado que cuando uno produce un contenido, el que sea, se trate de algo profesional o por pura afición altruista, necesita llegar a alguien. Y eso se convierte en un acto de generosidad por parte del receptor, porque dedicar tu tiempo a algo o a alguien, no deja de ser un acto generoso.

Una de las cuatro o cinco personas que se convirtieron en habituales a la hora de comentar aquél blog, es el padre de esta criatura llamada “Sphera Sports”. Otros dos fueron Miquel Moro, y Agustín Devoti, hoy reputado periodista deportivo argentino. No fue casualidad que ellos tres fueran invitados a una sección semanal de mi primer podcast de fútbol internacional. Y aquí se cierra el círculo. Arranco este humilde rincón de juntaletras nostálgico dándole las gracias a Borja. Y a ustedes, por dedicarme su tiempo. Pido además, que se compadezcan de mí haciendo el ruido de la mecedora. Porque de aquí, al “cuando yo tenía tu edad…” hay un camino muy corto.

Imagen de cabecera: Vladimir Rys/Bongarts/Getty Images

etiquetas:

Fútbol periodismo

_Otros

Londres echa su último cierre

Alejandro Pérez @aperezgom
12-11-2020

_Otros

120 segundos con David Etxebarria

Redacción @SpheraSports
10-11-2020