_Otros

Historia que tú hiciste

José Miguel Capel @JCapCar 25-05-2018

etiquetas:

El milagro de Lisboa en 2014. La desolación de Casillas
hasta el minuto 93. El éxtasis de materializar in extremis la definición de un
club. El principio del comienzo, el resurgir del Rey de Europa.

La emoción de Milán, una vez más ante el eterno rival. La
capacidad de sufrimiento y resistencia para alcanzar la gloria en la tanda de
penaltis. Caminando sobre el alambre, pero consiguiendo mantener el equilibrio
hasta alcanzar la meta. Constancia, fe, esfuerzo y recompensa.

El orgullo de Cardiff. La superioridad manifiesta ante un
rival temible rendido ante la evidencia. La exhibición de poderío, la
superioridad expresada sobre un terreno de juego. La hegemonía absoluta y la
constatación de un hecho incontestable: el Real Madrid se
apodera de Europa. 

Diferentes contextos, idéntica consecuencia acompañada de
señales inequívocas de la identidad de un club. Características presentes en la
historia merengue como la lucha, la fe, el esfuerzo innegociable. El convencimiento
y la épica, la consciencia del carácter irreductible del club. Rendirse no es
una opción, no debe serlo jamás.

Pese a todo ello, algún día la moneda no caerá de cara, lo
hará de cruz. Nadie es invencible, todo tiene su fin. Sin embargo, durante este
tiempo, nos has hecho creer lo contrario. Nos volviste a convencer tras una
época oscura de que la Leyenda continua. Y ahora mueves una montaña de fe, una
de esas que será complicado derribar. El de la historia que tú hiciste. La que
impregna y te olvida a preguntarte: ¿Cómo no te voy a querer?

La suerte está echada. Que gane el mejor. Si se cumple, el
Madrid estará cerca de alzar el título

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

El milagro de Lisboa en 2014. La desolación de Casillas
hasta el minuto 93. El éxtasis de materializar in extremis la definición de un
club. El principio del comienzo, el resurgir del Rey de Europa.

La emoción de Milán, una vez más ante el eterno rival. La
capacidad de sufrimiento y resistencia para alcanzar la gloria en la tanda de
penaltis. Caminando sobre el alambre, pero consiguiendo mantener el equilibrio
hasta alcanzar la meta. Constancia, fe, esfuerzo y recompensa.

El orgullo de Cardiff. La superioridad manifiesta ante un
rival temible rendido ante la evidencia. La exhibición de poderío, la
superioridad expresada sobre un terreno de juego. La hegemonía absoluta y la
constatación de un hecho incontestable: el Real Madrid se
apodera de Europa. 

Diferentes contextos, idéntica consecuencia acompañada de
señales inequívocas de la identidad de un club. Características presentes en la
historia merengue como la lucha, la fe, el esfuerzo innegociable. El convencimiento
y la épica, la consciencia del carácter irreductible del club. Rendirse no es
una opción, no debe serlo jamás.

Pese a todo ello, algún día la moneda no caerá de cara, lo
hará de cruz. Nadie es invencible, todo tiene su fin. Sin embargo, durante este
tiempo, nos has hecho creer lo contrario. Nos volviste a convencer tras una
época oscura de que la Leyenda continua. Y ahora mueves una montaña de fe, una
de esas que será complicado derribar. El de la historia que tú hiciste. La que
impregna y te olvida a preguntarte: ¿Cómo no te voy a querer?

La suerte está echada. Que gane el mejor. Si se cumple, el
Madrid estará cerca de alzar el título

etiquetas: