_Alemania

Erling Braut Haaland elige Dortmund

Juanma Perera @juanmaHumilAfic 30-12-2019

El mercado invernal de fichajes del fútbol europeo se abre el día 1 de enero. A partir de ese momento, los clubes pueden reforzar sus plantillas y jugadores que terminen su contrato el próximo 30 de junio de 2020 pueden empezar a negociar con otros clubes para marcharse sin que su club de destino deba pagar una cantidad de traspaso. Así funciona el famoso mercado, pero da la casualidad de que uno de esos movimientos se ha confirmado días antes, y con la Bundesliga como protagonista. 

Es difícil, a día de hoy, no saber quién es Erling Braut Haaland si sigues el fútbol del viejo continente. Un chico noruego -nacido en Inglaterra por culpa del deporte rey-, que juega en la liga austriaca y que ha conquistado a todo el mundo con sus goles. Una de las estrellas del momento, que llegó al FC Salzburg sin hacer ruido para formarse en una estructura que trabaja muy bien las categorías inferiores. No en vano, hace dos años se proclamaron campeones de la UEFA Youth League. Haaland tuvo su bautismo europeo en esta misma competición, la Champions de los jóvenes, en un encuentro de la fase de campeones, con el Molde. El conjunto escandinavo remontó una eliminatoria que tenía perdida ante el UC Dublin, con Erling Braut saliendo desde el banquillo y participando en la tanda de penaltis. 

El 2019 ha sido el trampolín para este futbolista, con 28 goles repartidos en tres competiciones, desde el pasado verano. A sus 19 años, Haaland consiguió finalizar la fase de grupos de la actual Champions League con más goles (8) que partidos jugados (6), algo al alcance de unos pocos. Su inicio de la 2019-20 llamó la atención de muchos clubes y, gracias a eso, despertó el interés de equipos importantes, sobre todo en la Premier League, su liga. ¿Por qué en la Premier? Como ya dije al inicio de este texto, Haaland nació en Leeds. Es hijo de Alf-Inge Haaland, futbolista internacional noruego de los años 90 e inicios de los 2000, tristemente conocido por un lance del juego con Roy Keane que le retiró del fútbol. Alf-Inge hizo carrera en territorio británico. Casi una década repartida entre Nottingham Forest, Leeds United y Manchester City. Aquel triste momento sucedió, encima, en un derbi de Manchester, con el United campeón de liga matemáticamente y los citizens jugándose la permanencia (sí, hubo fútbol en la parte celeste de la ciudad antes de la llegada del jeque). Ese año, Alf-Inge descendió y dio por terminada su carrera. 

Tras un viaje al pasado y entender la parte inglesa de Erling Braut, nos trasladamos al presente, a su año. Hubo un momento claro que catapultó al joven jugador al panorama mundial. Se produjo en el último Mundial juvenil. Noruega jugaba un partido de la fase de grupos ante Honduras, con ambas selecciones ya eliminadas. Los europeos vencieron con un resultado récord de 12-0 y nuestro protagonista, también con récord, marcó 9 de los 12 goles. Ese día todos los radares se fueron hacia el delantero, que formaba parte del FC Salzburg. Pronto se le relacionó con el fútbol inglés por sus orígenes, situándole, en un futuro no muy lejano, en las filas de clubes como Liverpool o Manchester United. Los días pasaban y sus actuaciones en la Tipico Bundesliga y la Champions League iban subiendo el interés por el futbolista, que esta temporada estaba consiguiendo números de crack. Que se lo digan al Genk, equipo belga que en estreno de la máxima competición continental en esta temporada recibió un hat-trick suyo en la primera parte.

Una vez presentado el jugador, ahora toca analizar lo que supondría su llegada a la Bundesliga. El Dortmund, un club que en los últimos años se ha caracterizado por fichar a jóvenes y muy buenos jugadores a bajo precio, llamó a su puerta y el futbolista lo vio claro. El conjunto de Lucien Favre era el ideal para dar el salto a las grandes ligas. ¿Por qué Dortmund? Necesitan gol. Paco Alcácer convenció la temporada pasada e inició la actual con muy buenos números, marcando cinco goles en los primeros cuatro partidos de liga, pero poco a poco el efecto del español se fue diluyendo entre lesiones y suplencias. Tanto, que siendo el único delantero centro específico de la plantilla, está por detrás de Marco Reus y Mario Götze. El ex jugador de Valencia y Barcelona, entre otros, está incluso en la rampa de salida para este mercado. La falta de un “9” específico, o la poca utilización de esa figura por parte de Favre, más bien, han obligado al conjunto borusser a dar un paso adelante y llevarse al delantero más deseado, un depredador del área que decidió acelerar su adaptación al gran nivel para disfrutar muchos años de él. 

Haaland tendrá una gran responsabilidad, pero llega a un club en el que estará escoltado por Reus, Jadon Sancho, Thorgan Hazard, Julian Brandt, Axel Witsel,… Casi nada. Cuando se tiene dicha responsabilidad y se cuenta con tan buenos aliados, uno puede dormir tranquilo. Pero, sobre todo, hay que tener confianza, no en uno mismo, sino por parte de los demás en ti, y eso parece que le sobra al Borussia, que ha apostado por él y se ha adelantado a otros clubes poderosos. Muchos dirán que Alemania no es Austria, que jugaba en el todopoderoso del país y la competición local es de un nivel muy bajo. Sin embargo, su carta de presentación en la Champions League ha callado muchas bocas. No es fruto de una liga de menor nivel, ni de estar en una estructura que apuesta por la juventud. El mérito es suyo y ahora tendrá la oportunidad de demostrar que no fue fruto de uno meses y que puede competir de tú a tú, con los Lewandowski o Timo Werner, aunque sea desde cero. En Dortmund necesitan gol y gol es lo que tiene Erling Braut Haaland. En un momento de la temporada en el que el BVB parece que tiene potencial, pero ha pinchado más veces de las deseadas, la figura de un delantero en pletórico estado de forma puede (y debe) sumar. Si al final Alcácer no se marcha, algo que parece poco probable, habrá competencia y todo dependerá de las sensaciones del entrenador, aunque, en ese aspecto, saldrá ganando el recién llegado, puesto que el español no tiene la suficiente confianza de su jefe.

Foto: @BVB

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

El mercado invernal de fichajes del fútbol europeo se abre el día 1 de enero. A partir de ese momento, los clubes pueden reforzar sus plantillas y jugadores que terminen su contrato el próximo 30 de junio de 2020 pueden empezar a negociar con otros clubes para marcharse sin que su club de destino deba pagar una cantidad de traspaso. Así funciona el famoso mercado, pero da la casualidad de que uno de esos movimientos se ha confirmado días antes, y con la Bundesliga como protagonista. 

Es difícil, a día de hoy, no saber quién es Erling Braut Haaland si sigues el fútbol del viejo continente. Un chico noruego -nacido en Inglaterra por culpa del deporte rey-, que juega en la liga austriaca y que ha conquistado a todo el mundo con sus goles. Una de las estrellas del momento, que llegó al FC Salzburg sin hacer ruido para formarse en una estructura que trabaja muy bien las categorías inferiores. No en vano, hace dos años se proclamaron campeones de la UEFA Youth League. Haaland tuvo su bautismo europeo en esta misma competición, la Champions de los jóvenes, en un encuentro de la fase de campeones, con el Molde. El conjunto escandinavo remontó una eliminatoria que tenía perdida ante el UC Dublin, con Erling Braut saliendo desde el banquillo y participando en la tanda de penaltis. 

El 2019 ha sido el trampolín para este futbolista, con 28 goles repartidos en tres competiciones, desde el pasado verano. A sus 19 años, Haaland consiguió finalizar la fase de grupos de la actual Champions League con más goles (8) que partidos jugados (6), algo al alcance de unos pocos. Su inicio de la 2019-20 llamó la atención de muchos clubes y, gracias a eso, despertó el interés de equipos importantes, sobre todo en la Premier League, su liga. ¿Por qué en la Premier? Como ya dije al inicio de este texto, Haaland nació en Leeds. Es hijo de Alf-Inge Haaland, futbolista internacional noruego de los años 90 e inicios de los 2000, tristemente conocido por un lance del juego con Roy Keane que le retiró del fútbol. Alf-Inge hizo carrera en territorio británico. Casi una década repartida entre Nottingham Forest, Leeds United y Manchester City. Aquel triste momento sucedió, encima, en un derbi de Manchester, con el United campeón de liga matemáticamente y los citizens jugándose la permanencia (sí, hubo fútbol en la parte celeste de la ciudad antes de la llegada del jeque). Ese año, Alf-Inge descendió y dio por terminada su carrera. 

Tras un viaje al pasado y entender la parte inglesa de Erling Braut, nos trasladamos al presente, a su año. Hubo un momento claro que catapultó al joven jugador al panorama mundial. Se produjo en el último Mundial juvenil. Noruega jugaba un partido de la fase de grupos ante Honduras, con ambas selecciones ya eliminadas. Los europeos vencieron con un resultado récord de 12-0 y nuestro protagonista, también con récord, marcó 9 de los 12 goles. Ese día todos los radares se fueron hacia el delantero, que formaba parte del FC Salzburg. Pronto se le relacionó con el fútbol inglés por sus orígenes, situándole, en un futuro no muy lejano, en las filas de clubes como Liverpool o Manchester United. Los días pasaban y sus actuaciones en la Tipico Bundesliga y la Champions League iban subiendo el interés por el futbolista, que esta temporada estaba consiguiendo números de crack. Que se lo digan al Genk, equipo belga que en estreno de la máxima competición continental en esta temporada recibió un hat-trick suyo en la primera parte.

Una vez presentado el jugador, ahora toca analizar lo que supondría su llegada a la Bundesliga. El Dortmund, un club que en los últimos años se ha caracterizado por fichar a jóvenes y muy buenos jugadores a bajo precio, llamó a su puerta y el futbolista lo vio claro. El conjunto de Lucien Favre era el ideal para dar el salto a las grandes ligas. ¿Por qué Dortmund? Necesitan gol. Paco Alcácer convenció la temporada pasada e inició la actual con muy buenos números, marcando cinco goles en los primeros cuatro partidos de liga, pero poco a poco el efecto del español se fue diluyendo entre lesiones y suplencias. Tanto, que siendo el único delantero centro específico de la plantilla, está por detrás de Marco Reus y Mario Götze. El ex jugador de Valencia y Barcelona, entre otros, está incluso en la rampa de salida para este mercado. La falta de un “9” específico, o la poca utilización de esa figura por parte de Favre, más bien, han obligado al conjunto borusser a dar un paso adelante y llevarse al delantero más deseado, un depredador del área que decidió acelerar su adaptación al gran nivel para disfrutar muchos años de él. 

Haaland tendrá una gran responsabilidad, pero llega a un club en el que estará escoltado por Reus, Jadon Sancho, Thorgan Hazard, Julian Brandt, Axel Witsel,… Casi nada. Cuando se tiene dicha responsabilidad y se cuenta con tan buenos aliados, uno puede dormir tranquilo. Pero, sobre todo, hay que tener confianza, no en uno mismo, sino por parte de los demás en ti, y eso parece que le sobra al Borussia, que ha apostado por él y se ha adelantado a otros clubes poderosos. Muchos dirán que Alemania no es Austria, que jugaba en el todopoderoso del país y la competición local es de un nivel muy bajo. Sin embargo, su carta de presentación en la Champions League ha callado muchas bocas. No es fruto de una liga de menor nivel, ni de estar en una estructura que apuesta por la juventud. El mérito es suyo y ahora tendrá la oportunidad de demostrar que no fue fruto de uno meses y que puede competir de tú a tú, con los Lewandowski o Timo Werner, aunque sea desde cero. En Dortmund necesitan gol y gol es lo que tiene Erling Braut Haaland. En un momento de la temporada en el que el BVB parece que tiene potencial, pero ha pinchado más veces de las deseadas, la figura de un delantero en pletórico estado de forma puede (y debe) sumar. Si al final Alcácer no se marcha, algo que parece poco probable, habrá competencia y todo dependerá de las sensaciones del entrenador, aunque, en ese aspecto, saldrá ganando el recién llegado, puesto que el español no tiene la suficiente confianza de su jefe.

Foto: @BVB

_Alemania

El armario de Flick

Juanma Perera @juanmaHumilAfic
21-01-2020

_Alemania

Erling Braut Haaland elige Dortmund

Juanma Perera @juanmaHumilAfic
30-12-2019