_Otros

Cuando Brais Méndez fue amarillo

David Orenes @david_lrl 25-04-2018

etiquetas:

En la próxima jornada,
Brais Méndez volverá a Villarreal, ciudad en la que permaneció durante dos
años. Fichó muy joven por el club amarillo, acostumbrado a cazar jóvenes
talentos de cualquier punto de España y a estar al tanto de cada torneo. Brais
llegó desde Pontevedra, tras una exhibición en la Arousa Cup (2009) y tuvo
minutos en el Infantil A y en el Roda, uno de los filiales, en categoría
cadete.

Brais dio muy buen
rendimiento. Marcó 10 goles en 25 partidos en su primera temporada y seis en 29
encuentros en la segunda. El Villarreal contaba con él para el futuro, pero
Brais sufrió de ‘morriña’ y decidió regresar junto a su familia una vez llegado
a un acuerdo con el Celta de Vigo. Su ascensión siguió siendo imparable: Pasó
por todas las categorías hasta asentarse en el primer equipo este curso de la
mano de Unzué. Por el camino, convocatorias con la selección española sub-17 y
seleccionado por Fútbol Draft como una de las mayores promesas en su posición.

No se ha perdido ni un
solo partido en las últimas ocho jornadas y mostró su calidad al público
general con una gran actuación ante el Barcelona. Ahora regresa a la que fue
casa durante dos años, cuando apenas era un adolescente y vivía en la ya famosa
residencia de la ciudad deportiva amarilla. “Tengo muy buenos recuerdos de aquellos
años. Si juego, será la primera vez que me enfrente al Villarreal en su
estadio. Puede ser algo bonito y especial ya que me permitiría reencontrarme
con viejos amigos». Ellos son Pau Torres, Chuca o Ramiro, futbolistas que
han tenido minutos a lo largo de esta temporada con Javi Calleja y que
coincidieron con Brais en las profundidades de la cantera grogueta hace ya
siete años.

Ya maduro y con las
ideas claras, Méndez demuestra en cada partido que la élite es su lugar. Quién
sabe si volveremos a verle de amarillo en un futuro.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

En la próxima jornada,
Brais Méndez volverá a Villarreal, ciudad en la que permaneció durante dos
años. Fichó muy joven por el club amarillo, acostumbrado a cazar jóvenes
talentos de cualquier punto de España y a estar al tanto de cada torneo. Brais
llegó desde Pontevedra, tras una exhibición en la Arousa Cup (2009) y tuvo
minutos en el Infantil A y en el Roda, uno de los filiales, en categoría
cadete.

Brais dio muy buen
rendimiento. Marcó 10 goles en 25 partidos en su primera temporada y seis en 29
encuentros en la segunda. El Villarreal contaba con él para el futuro, pero
Brais sufrió de ‘morriña’ y decidió regresar junto a su familia una vez llegado
a un acuerdo con el Celta de Vigo. Su ascensión siguió siendo imparable: Pasó
por todas las categorías hasta asentarse en el primer equipo este curso de la
mano de Unzué. Por el camino, convocatorias con la selección española sub-17 y
seleccionado por Fútbol Draft como una de las mayores promesas en su posición.

No se ha perdido ni un
solo partido en las últimas ocho jornadas y mostró su calidad al público
general con una gran actuación ante el Barcelona. Ahora regresa a la que fue
casa durante dos años, cuando apenas era un adolescente y vivía en la ya famosa
residencia de la ciudad deportiva amarilla. “Tengo muy buenos recuerdos de aquellos
años. Si juego, será la primera vez que me enfrente al Villarreal en su
estadio. Puede ser algo bonito y especial ya que me permitiría reencontrarme
con viejos amigos». Ellos son Pau Torres, Chuca o Ramiro, futbolistas que
han tenido minutos a lo largo de esta temporada con Javi Calleja y que
coincidieron con Brais en las profundidades de la cantera grogueta hace ya
siete años.

Ya maduro y con las
ideas claras, Méndez demuestra en cada partido que la élite es su lugar. Quién
sabe si volveremos a verle de amarillo en un futuro.

etiquetas: