_Otros

Con la enfermería a rebosar

Diego G. Argota @DiegoGArgota21 06-11-2018

etiquetas:

Si bien
el Atlético atesora una de las mejores plantillas de su historia, quizás la
mejor por nombres e incluso por profundidad con casi dos jugadores
internacionales por puesto, la cola que tiene Simeone en la enfermería está de
algún modo alterando los planes del argentino y condicionando un inicio de
temporada que no está siendo idóneo por el fallo cara a puerta y por una
vulnerabilidad defensiva que no casa para nada con el equipo rojiblanco.

Koke,
Godín y Diego Costa, casi nada, llevan unos días lesionados y se perdieron el
último compromiso liguero. A la lista se suman Lemar y Savic, que hace apenas
unos días había abandonado la lista de bajas pero que no ha durado mucho sano.
Su sitio lo ocupará un José María Giménez que ya ha pasado dos veces por la
enfermería en lo que va de temporada, que el sábado forzó para estar en el
banquillo ante la baja de Giménez y que hoy jugará ante el Borussia por la
ausencia del montenegrino.

La
incógnita de qué pasa atormenta en cierto modo a la plantilla y a un Simeone
que está un poco en fuera de juego. No es normal que Giménez haya sufrido tres
parones en solo dos meses, ni que Savic, Diego Costa y Vitolo hayan recaído en
varias ocasiones. El caso del canario viene coleando ya desde hace varios meses
y en el caso del balcánico, estuvo más de un mes KO por una contusión, según el
parte oficial del club, que le debería haber tenido apenas unos días ausente.

Desde
septiembre, también ha caído Juanfran, aquejando molestias musculares. Y otro
caso ha sido el de Kalinic, quien en un parón internacional, al que no acudió
con Croacia, sufrió problemas de tobillo.

Prácticamente
todas las lesiones del equipo son musculares, lo que está empezando a mosquear
a más de uno. ¿Será problema de la preparación del equipo? ¿Del nutricionista?
¿Habrá afectado la preparación lejos de Los Ángeles de San Rafael por primera
vez en muchos años?

Sea
como fuere, Simeone está teniendo que hacer malabares para firmar convocatorias
a las que se están sumando con asiduidad canteranos como Borja Garcés, Montero
o Carlos Isaac. El equipo tiene que aligerar enfermería como sea porque, a la
larga, el agujero que hay a día de hoy en la plantilla por ello puede pasar
factura cuando se den las notas en mayo.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Si bien
el Atlético atesora una de las mejores plantillas de su historia, quizás la
mejor por nombres e incluso por profundidad con casi dos jugadores
internacionales por puesto, la cola que tiene Simeone en la enfermería está de
algún modo alterando los planes del argentino y condicionando un inicio de
temporada que no está siendo idóneo por el fallo cara a puerta y por una
vulnerabilidad defensiva que no casa para nada con el equipo rojiblanco.

Koke,
Godín y Diego Costa, casi nada, llevan unos días lesionados y se perdieron el
último compromiso liguero. A la lista se suman Lemar y Savic, que hace apenas
unos días había abandonado la lista de bajas pero que no ha durado mucho sano.
Su sitio lo ocupará un José María Giménez que ya ha pasado dos veces por la
enfermería en lo que va de temporada, que el sábado forzó para estar en el
banquillo ante la baja de Giménez y que hoy jugará ante el Borussia por la
ausencia del montenegrino.

La
incógnita de qué pasa atormenta en cierto modo a la plantilla y a un Simeone
que está un poco en fuera de juego. No es normal que Giménez haya sufrido tres
parones en solo dos meses, ni que Savic, Diego Costa y Vitolo hayan recaído en
varias ocasiones. El caso del canario viene coleando ya desde hace varios meses
y en el caso del balcánico, estuvo más de un mes KO por una contusión, según el
parte oficial del club, que le debería haber tenido apenas unos días ausente.

Desde
septiembre, también ha caído Juanfran, aquejando molestias musculares. Y otro
caso ha sido el de Kalinic, quien en un parón internacional, al que no acudió
con Croacia, sufrió problemas de tobillo.

Prácticamente
todas las lesiones del equipo son musculares, lo que está empezando a mosquear
a más de uno. ¿Será problema de la preparación del equipo? ¿Del nutricionista?
¿Habrá afectado la preparación lejos de Los Ángeles de San Rafael por primera
vez en muchos años?

Sea
como fuere, Simeone está teniendo que hacer malabares para firmar convocatorias
a las que se están sumando con asiduidad canteranos como Borja Garcés, Montero
o Carlos Isaac. El equipo tiene que aligerar enfermería como sea porque, a la
larga, el agujero que hay a día de hoy en la plantilla por ello puede pasar
factura cuando se den las notas en mayo.

etiquetas:

_Otros

Proyectos que suman

Sara Giménez @_SaraGimenez
22-12-2021

_Otros

La mentira de Serdar Çoban

Diego G. Argota @DiegoGArgota21
17-12-2021