_

ATP, este circuito no es apto para los jóvenes

Esteban Gómez @MiRondo 26-02-2014

etiquetas:

Gonzalo DE MELO

Gonzalo DE MELO Veintisiete, 26, 28,  31, 25, 28, 26, 32, 27, 28. No, no es una serie de números cualquiera. Son las edades, del 1 al 10, del Top 10 del circuito. Con una media de edad que casi alcanza los 28 años, estamos ante uno de los Top 10 más veteranos de los últimos años.

De hecho, en el Top 20 no hay ni un solo tenista que sea menor de 23 años. Esa media de casi 28 años del Top 10 sería aún mayor si lo ampliamos a las veinte mejores raquetas del circuito con nombres como el de Youhzny, Robredo o Tommy Haas.

¿CUÁLES SON LAS ESPERANZAS?
¿Quién podría ser capaz de romper esa hegemonía del triunvirato Nadal, Djokovic, Federer? A día de hoy no se vislumbra un Federer del 2003, como aquel que sorprendió a todo el mundo en Wimbledon; no hay un Nadal del 2004, que con 17 años se puso a todo un país a sus espaldas para levantar una Copa Davis. No hay un Djokovic de apenas 20 años, capaz de levantar su primer Grand Slam en Australia derrotando al entonces todopoderosísimo Federer.

Nombres los hay, constancia no. A Del Potro, el más joven del Top 10 con 25 años, lo están machacando las lesiones; Raonic, número 11 y con solo 23 primaveras, no termina de arrancar; a Janowicz lo descubrió el gran público en París, y poco más se ha sabido de él.

Dimitrov es, probablemente, la apuesta fácil. Baby Federer (así es como se le conoce, tanto por su juego como por su físico) ya demostró que puede poner en aprietos a todo un coloso como Nadal en un Grand Slam, cita ineludible para cualquiera que se quiere hacer un nombre en la ATP.

Siendo el más joven del Top 50 con 22 años, Dimitrov debería ser uno de los relevos a esos tenistas de veintilargos y que, pase lo que pase, dejarán un enorme vacío visto el nulo relevo generacional que hay en la actualidad.

Y es que el circuito se ha convertido en un constante dèja vú, una retahíla de repeticiones entre leyendas que siguen compitiendo, ganando y pasándole la mano por la cara a unos jóvenes se han encontrado con una de las mejores generaciones en la historia del tenis.

[Sigue la actualidad del tenis mundial en @ATPsphera]

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

Gonzalo DE MELO Veintisiete, 26, 28,  31, 25, 28, 26, 32, 27, 28. No, no es una serie de números cualquiera. Son las edades, del 1 al 10, del Top 10 del circuito. Con una media de edad que casi alcanza los 28 años, estamos ante uno de los Top 10 más veteranos de los últimos años.

De hecho, en el Top 20 no hay ni un solo tenista que sea menor de 23 años. Esa media de casi 28 años del Top 10 sería aún mayor si lo ampliamos a las veinte mejores raquetas del circuito con nombres como el de Youhzny, Robredo o Tommy Haas.

¿CUÁLES SON LAS ESPERANZAS?
¿Quién podría ser capaz de romper esa hegemonía del triunvirato Nadal, Djokovic, Federer? A día de hoy no se vislumbra un Federer del 2003, como aquel que sorprendió a todo el mundo en Wimbledon; no hay un Nadal del 2004, que con 17 años se puso a todo un país a sus espaldas para levantar una Copa Davis. No hay un Djokovic de apenas 20 años, capaz de levantar su primer Grand Slam en Australia derrotando al entonces todopoderosísimo Federer.

Nombres los hay, constancia no. A Del Potro, el más joven del Top 10 con 25 años, lo están machacando las lesiones; Raonic, número 11 y con solo 23 primaveras, no termina de arrancar; a Janowicz lo descubrió el gran público en París, y poco más se ha sabido de él.

Dimitrov es, probablemente, la apuesta fácil. Baby Federer (así es como se le conoce, tanto por su juego como por su físico) ya demostró que puede poner en aprietos a todo un coloso como Nadal en un Grand Slam, cita ineludible para cualquiera que se quiere hacer un nombre en la ATP.

Siendo el más joven del Top 50 con 22 años, Dimitrov debería ser uno de los relevos a esos tenistas de veintilargos y que, pase lo que pase, dejarán un enorme vacío visto el nulo relevo generacional que hay en la actualidad.

Y es que el circuito se ha convertido en un constante dèja vú, una retahíla de repeticiones entre leyendas que siguen compitiendo, ganando y pasándole la mano por la cara a unos jóvenes se han encontrado con una de las mejores generaciones en la historia del tenis.

[Sigue la actualidad del tenis mundial en @ATPsphera]

etiquetas:

Gonzalo DE MELO

_Destacado Principal

Diario de Tokyo: 28 de julio

Redacción @SpheraSports
28-07-2021

_Destacado

El inicio de la guerra

Abraham Marqués @AbrahamMarques_
26-07-2021