_Otros

Así juega Adam Ounas, nuevo futbolista del Napoli

Redacción @SpheraSports 04-07-2017

El primer fichaje del Napoli 2017/2018 ha sorprendido por su nombre, pero no por su juventud, una apuesta en firme del club italiano desde que Sarri está al frente del equipo. Adam Ounas (20) ha jugado dos docenas de partidos con el Girondins de Burdeos en las últimas dos temporadas, siendo la posición de partida de extremo izquierda su predilecta, aunque puede jugar en el cualquiera de las tres posiciones de la línea de mediapuntas e incluso como eventual falso nueve pese a su poca altura (1,72 m).

Ounas es internacional sub-20 francés, aunque finalmente decantado por jugar con Argelia con quien todavía no ha llegado a debutar pese a haber ido ya convocado y aspirar claramente a acudir al próximo Mundial de Rusia con los ‘zorros del desierto’. El franco-argelino, que realizó el pasado curso tres goles y dio dos asistencias en Ligue 1 y por el que el Napoli ha pagado diez millones de euros, se une así a la plantilla partenopea con la ambición de crecer de la mano de un Maurizio Sarri que nunca ha tenido reparo en dar la alternativa a futbolistas jóvenes, como teórica alternativa para cualquiera de las piezas del eléctrico tridente ofensivo del equipo.

Sus principales características van también en la línea de lo que pueden ofrecer Mertens o Insigne desde la banda, aunque con las obvias diferencias de nivel, al menos todavía: desborde, desequilibrio, disparo desde fuera, capacidad para estar siempre activo, desmarque de ruptura y técnica depurada para la asociación vertical, aunque todavía debe pulir su definición en zonas de gol. Todo ello, eso sí, desde su pierna zurda, una característica que solo se encuentra en Milik entre los delanteros del Napoli, siendo el polaco un atacante de un perfil totalmente distinto, lo que permitirá a Ounas tener varias opciones de contar con minutos a lo largo de la temporada, ya sea a pie natural, como recambio de Callejón en banda derecha a pie cambiado, o por zonas interiores, donde a priori se siente mucho más cómodo que el resto de sus nuevos compañeros de ataque.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

El primer fichaje del Napoli 2017/2018 ha sorprendido por su nombre, pero no por su juventud, una apuesta en firme del club italiano desde que Sarri está al frente del equipo. Adam Ounas (20) ha jugado dos docenas de partidos con el Girondins de Burdeos en las últimas dos temporadas, siendo la posición de partida de extremo izquierda su predilecta, aunque puede jugar en el cualquiera de las tres posiciones de la línea de mediapuntas e incluso como eventual falso nueve pese a su poca altura (1,72 m).

Ounas es internacional sub-20 francés, aunque finalmente decantado por jugar con Argelia con quien todavía no ha llegado a debutar pese a haber ido ya convocado y aspirar claramente a acudir al próximo Mundial de Rusia con los ‘zorros del desierto’. El franco-argelino, que realizó el pasado curso tres goles y dio dos asistencias en Ligue 1 y por el que el Napoli ha pagado diez millones de euros, se une así a la plantilla partenopea con la ambición de crecer de la mano de un Maurizio Sarri que nunca ha tenido reparo en dar la alternativa a futbolistas jóvenes, como teórica alternativa para cualquiera de las piezas del eléctrico tridente ofensivo del equipo.

Sus principales características van también en la línea de lo que pueden ofrecer Mertens o Insigne desde la banda, aunque con las obvias diferencias de nivel, al menos todavía: desborde, desequilibrio, disparo desde fuera, capacidad para estar siempre activo, desmarque de ruptura y técnica depurada para la asociación vertical, aunque todavía debe pulir su definición en zonas de gol. Todo ello, eso sí, desde su pierna zurda, una característica que solo se encuentra en Milik entre los delanteros del Napoli, siendo el polaco un atacante de un perfil totalmente distinto, lo que permitirá a Ounas tener varias opciones de contar con minutos a lo largo de la temporada, ya sea a pie natural, como recambio de Callejón en banda derecha a pie cambiado, o por zonas interiores, donde a priori se siente mucho más cómodo que el resto de sus nuevos compañeros de ataque.