_Fútbol Internacional

Urs Linsi, antiguo número dos de la FIFA, investigado

DPA @ 30-11-2016

La fiscalía suiza investiga al exsecretario general de la FIFA, Urs Linsi, y ordenó nuevas redadas en conexión con las sospechas de corrupción en torno a la adjudicación del Mundial de 2006 a Alemania. Según comunicó la abogacía del Estado helvético en Berna, se realizaron varios registros domiciliarios en la Suiza alemanoparlante. «Las medidas del 23 de noviembre de 2016 se llevaron a cabo en relación a Urs Linsi», señaló la institución en un comunicado. El exdirigente suizo fue número dos de la FIFA, ente rector del fútbol mundial, de 2002 a 2007.

El helvético de 67 años se une así a la lista de acusados de la Fiscalía junto a Franz Beckenbauer, entonces jefe del Comité Organizador; Theo Zwanziger y Wolfgang Niersbach, expresidentes de la Federación Alemana de Fútbol (DFB), y Horst R. Schmidt, ex secretario general de la DFB. Se les investiga por sospecha de fraude, administración desleal, lavado de dinero y malversación.

El objetivo de los últimos registros es aclarar el motivo de un pago de la DFB de 6,7 millones de euros al exjefe de Adidas, Robert Louis-Dreyfus, antes del Mundial de 2006, según el ministerio público suizo. El sospechoso pago es la cuestión clave en el esclarecimiento del caso. El Comité Organizador dirigido entonces por Beckenbauer, gran mito del fútbol alemán, registró erróneamente y de forma consciente en la declaración de impuestos el reembolso de 6,7 millones. Hoy sigue siendo una incógnita para qué se utilizó ese dinero.

Según el informe de Freshfields, una auditoria externa contratada por la propia DFB para investigar el asunto, la suma fue transferida de una cuenta de Beckenbauer en Suiza a una firma en Qatar del exdirigente de FIFA Mohammed bin Hammam. Beckenbauer recuperó el dinero a través de un crédito de Dreyfus y éste pidió luego que se le devolviera, por lo que el legendario exfutbolista y entrenador lo canalizó a través de un anticipo de la FIFA para una gala mundialista. Como Bin Hamman se niega a hablar, los investigadores esperan al parecer obtener información del entonces secretario general de la FIFA, Linsi. Además, la Fiscalía de Frankfurt ha conseguido acceder a numerosos documentos hasta ahora cifrados relacionados con este escándalo, lo que también podría ayudar a esclarecer el sospechoso flujo de dinero.

Sp_

siguenos en:

©2019 Copyright Sphera Sports | Derechos reservados

La fiscalía suiza investiga al exsecretario general de la FIFA, Urs Linsi, y ordenó nuevas redadas en conexión con las sospechas de corrupción en torno a la adjudicación del Mundial de 2006 a Alemania. Según comunicó la abogacía del Estado helvético en Berna, se realizaron varios registros domiciliarios en la Suiza alemanoparlante. «Las medidas del 23 de noviembre de 2016 se llevaron a cabo en relación a Urs Linsi», señaló la institución en un comunicado. El exdirigente suizo fue número dos de la FIFA, ente rector del fútbol mundial, de 2002 a 2007.

El helvético de 67 años se une así a la lista de acusados de la Fiscalía junto a Franz Beckenbauer, entonces jefe del Comité Organizador; Theo Zwanziger y Wolfgang Niersbach, expresidentes de la Federación Alemana de Fútbol (DFB), y Horst R. Schmidt, ex secretario general de la DFB. Se les investiga por sospecha de fraude, administración desleal, lavado de dinero y malversación.

El objetivo de los últimos registros es aclarar el motivo de un pago de la DFB de 6,7 millones de euros al exjefe de Adidas, Robert Louis-Dreyfus, antes del Mundial de 2006, según el ministerio público suizo. El sospechoso pago es la cuestión clave en el esclarecimiento del caso. El Comité Organizador dirigido entonces por Beckenbauer, gran mito del fútbol alemán, registró erróneamente y de forma consciente en la declaración de impuestos el reembolso de 6,7 millones. Hoy sigue siendo una incógnita para qué se utilizó ese dinero.

Según el informe de Freshfields, una auditoria externa contratada por la propia DFB para investigar el asunto, la suma fue transferida de una cuenta de Beckenbauer en Suiza a una firma en Qatar del exdirigente de FIFA Mohammed bin Hammam. Beckenbauer recuperó el dinero a través de un crédito de Dreyfus y éste pidió luego que se le devolviera, por lo que el legendario exfutbolista y entrenador lo canalizó a través de un anticipo de la FIFA para una gala mundialista. Como Bin Hamman se niega a hablar, los investigadores esperan al parecer obtener información del entonces secretario general de la FIFA, Linsi. Además, la Fiscalía de Frankfurt ha conseguido acceder a numerosos documentos hasta ahora cifrados relacionados con este escándalo, lo que también podría ayudar a esclarecer el sospechoso flujo de dinero.

_Fútbol Internacional

Una cita con la historia

Marcos Pimentel @PimenMarcos77
10-07-2021

_Selecciones

Gracias por todo, Eurocopa

Daniel Fernández-Pacheco @DFPV96
09-07-2021