Se habla de:

Real Sociedad

article title

Xabi Prieto: más allá del deber

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Vivimos en un mundo que cambia muy rápido, donde pasar del amor al odio es instantáneo, casi tanto como cambiar de un color a otro, de una camiseta a otra, pero en el mundo y más en particular en el fútbol siguen quedando personas que se niegan a cambiar. Estas personas suelen ser las que más peso y fuerza toman en los equipos, los jugadores que cuando el viento sopla de cara se no dudan en echarse el equipo a las espaldas.

Con la cantidad de dinero que mueve el fútbol, casi nada es seguro. Tiempo atrás nos sorprendía la nueva regla sobre los penaltis en la liga alemana, aquella que dice que si un jugador comete penalti es expulsado y si además su portero detiene el lanzamiento de penal se le añade un partido más de sanción al jugador que cometió la infracción. Pirlo. Un jugador querido por todos y que ha vestido la camiseta de los más grandes en Italia: el Inter, el Milan y la Juventus (entre otros), que a pesar de ser querido por todos no se le relaciona a ningún equipo en concreto, sino que pasará a la historia por sus lanzamientos de falta, su clase en el terreno de juego y el aire bohemio con el cual se mueve por el verde. El caso de Pirlo y el no asociarlo a un club, es un caso extendido en los tiempos que corren en el fútbol.

Más allá del deber. En las cláusulas de casi todos los jugadores existe un apartado en el que se indica que si el club desciende de categoría los jugadores quedaran libres o que el club se compromete a facilitar la salida del propio jugador. Rápidamente nos viene a la memoria el caso del excelente Alessandro Del Piero luchando en la Serie B por la Juventus, aun así el legendario “10” se fue a terminar sus días como futbolista a Australia.

Si tenemos que pensar en un jugador que haya tenido éxito, ofertas importantes, su club descienda y el permanezca y tire del conjunto… no aparece un gran elenco de jugadores con estas características en el fútbol actual.

 

 

Xabi Prieto. Sin duda uno de los jugadores menos valorados del fútbol español y del fútbol en general. Interior derecho y mediapunta de 1,86 metros y unos 76 kilos, nacido en Ikastola Santo Tomás Lizeoa, debutó con la Real Sociedad el 8 de Septiembre del 2003, con 20 años en esa misma temporada jugó once partidos en liga y dos partidos de una extinta liga vasca anotando dos goles  Parece un simple dato, pero si observamos que ambos tantos fueron materializados en el Santiago Bernabéu en la histórica goleada de la Real Sociedad al Real Madrid por 1-4 el dato empieza a tomar relevancia acerca de sobre qué tipo de jugador estamos hablando, para ser más precisos, empezó dando la asistencia al genial Darko Kovacevic en el primero de los tantos aquel día, el segundo tanto fue obra suya pero además el otro tanto suyo fue un gol de penalti que le metió al Cesar Sánchez, de panenka. Un chico de 20 años se plantó en un estadio Santiago Bernabéu que se llenaba para ver jugar a Beckham, Zidane, Casillas, Figo, Ronaldo, Roberto Carlos, Raúl y demás galácticos y además de marcar un gol desde fuera del área con un derechazo tremendo y dar una asistencia, se permite el lujo de marcar un gol de panenka. Extraordinario.

Algunos entendidos de la época dijeron que Xabi Prieto había hecho el partido de su vida.

La siguiente temporada, Xabi Prieto ganó confianza y minutos sobre el terreno de juego llegando a disputar 25 partidos entre la liga española y Copa del Rey, anotando dos goles en la copa. La temporada siguiente iba a ser la de su consagración. Nueve goles en 38 partidos de Liga hicieron que multitud de equipos con potencial económica pusieran sus ojos en él, pese a ello el jugador hizo oídos sordos y centro en seguid ofreciendo grandes actuaciones para los txuri-urdin.

Cerca de finalizar la temporada 2005-06 tuvo que tomar una de las decisiones más importantes, penúltima jornada liguera la cual era decisiva y su equipo gozaba de un penalti señalado a su favor, los vascos tenían a Xabi Prieto como su lanzador habitual, pero en esta ocasión le cedió el lanzamiento al brasileño Salvio el cual se topó con una parada del meta. Su equipo casi estaba descendido matemáticamente y pese a sus buenas actuaciones en las 33 apariciones que tuvo y los cuatro goles marcados, la siguiente jornada consumaría el descenso a la división de plata del fútbol español.

Ahora con el equipo de sus amores arrojado a la segunda división, y con muchos equipos dispuestos a contratarlos debía decidir si permanecer en la elite del fútbol o descender a los infiernos por amor a sus colores.

Como en la divina comedia, donde Dante desciende a los infiernos por amor, Xabi Prieto hace oídos sordos a los cantos de sirena de equipos de la primera división tanto española como inglesa, y decide luchar en el barro por su equipo del alma. Esta lucha se prolonga más de lo esperado y juega en segunda división durante tres temporadas, donde juega 103 partidos repartidos en cada una de ellas, y marca un total de 15 goles, 7 de ellos en la última temporada para hacer regresar a su club al primer escalón del fútbol español, además durante esta travesía por la  segunda división se echa el equipo sobre sus espaldas y empieza a lucir el  dorsal tal vez más representativo en el mundo del futbol; el “10”.

 

 

Regreso a la división de oro. La Real Sociedad se reforma para afrontar su retorno a la primera división y el equipo se refuerza con seis caras nuevas, gastándose 4,3 millones de euros, y dos jugadores se desligan de la entidad. Con jugadores de ataque como Raúl Tamudo o Joseba Llorente, Xabi Prieto firma su mejor campaña hasta el momento en primera con 36 partidos disputados y 4 goles, esta vez los goles no brillaron por su cantidad pero si por su relevancia ya que fueron en momentos claves para la permanencia, además tuvo una actuación destacada en el partido contra el FC Barcelona. El máximo anotador de aquella temporada fue un entonces desconocido Antoine Griezmann.

En la siguiente temporada con Montanier como técnico del conjunto blanquiazul Xabi bajó mucho el nivel debido a problemas personales y familiares como la enfermedad de su padre, por lo que tuvo que verse relegado al banquillo durante algunas ocasiones. Renovó esa temporada hasta 2017 con la Real Sociedad, lo que aseguraba que sería txuri urdin siempre ya que al terminar su contrato tendría 34 años.

Su temporada más goleadora, una vez recobrada la confianza de Montanier, Xabi Prieto se convierte en una pieza fundamental en los esquemas del conjunto vasco lo que le lleva a conseguir el brazalete de capitán. El guipuzcoano, que tanto cuando juega en la posición de mediapunta o interior derecho es un jugador que ve puerta con facilidad, hace gala de su olfato goleador y en la campaña 2012/13 anotó nada menos que nueve goles (hat-trick al Real Madrid incluido), todos conseguidos en una liga en la que jugó 35 partidos, de esta forma el txuri-urdin registró su mejor promedio goleador hasta la actual fecha, gracias a ellos entre otras cosas la Real Sociedad hace una excelente temporada que le clasifica para la Champions League.

Debut en la Champions League. Tras el esfuerzo y el crecimiento de sus jugadores la Real Sociedad se clasificó para jugar la UCL, eliminando al histórico Olympique de Lyon en la fase previa, que disputan los cuartos clasificados de la liga española. Prieto empieza la temporada en buena forma siendo importante para el equipo y manteniéndose como piedra angular en la zona de la medular blanquiazul, desgraciadamente el jugador se lesionó y sufrió varias recaídas que coincidieron con la eliminación de la Real Sociedad en la UEFA Champions League, centrándose en repetir el éxito liguero del curso anterior el equipo se muestra combativo, y se gana el respeto de todo el resto de equipos en la competición con un fútbol sólido y creativo. Xabi Prieto se entiende a las mil maravillas con un consagrado Griezmann y con un Carlos Vela que ha relanzado su carrera, sin embargo la llegada de Sergio Canales procedente del Valencia C.F., fichado en el mercado de inverno, empieza a hacer que el número de minutos jugados en su casillero empiece a estancarse. Su equipo logra clasificarse para la UEFA Europa League.

Así llegamos a la temporada actual donde con sus 31 años Xabi Prieto sigue demostrando que es unos de los mejores jugadores técnicos que España ha ofrecido en los últimos años pese a esto nunca ha sido internacional absoluto.

Por todos estos hechos este jugador ha demostrado ir más allá del deber con su club llegando a demostrar el amor por él.

 

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados