article title

Vuelve el Bayern que enamoró y ganó la Bundesliga

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Lenda KOSOWSKI Se jugaba la segunda semifinal de Pokal en Alemania. München vestía de rojo y ee blanco, se engalanaba. Se venía el enfrentamiento entre el Bayern München y el Kaiserslautern. Dos viejos amigos que se volvían a ver las caras. El equipo de la 2.Bundesliga tras haber eliminado al Bayer Leverkusen. Y el Bayern venía de una racha que muchos aficionados querrían olvidar. Las sensaciones eran algo favorables a la sorpresa de la competición copera. El Allianz Arena rugía y en la grada visitante se vio incluso algo de "fuego".

Salían los equipos con sus mejores onces, impolutos -o casi-, a los bávaros les faltaba Manuel Neuer y el joven Raeder ocupaba bajo palos la responsabilidad de mantener a cero la portería. Así daba comienzo la otra lucha por la plaza vacante en Berlin del 17 de Mayo.

En la primera parte salieron los de Pep con esa pasión y garra que les faltó contra el Dortmund en Bundesliga. Parecían haber despertado ante un conjunto que, se agarraba a la contra y que presentaba batalla sin cesar. Si bien los bávaros no jugaron al tiki-taka, a la posesión infinita y a la búsqueda de la jugada perfecta, la entrega del equipo. Pronto dio resultado, en el minuto 12 en un córner cabeceaba Schweinsteiger para adelantar al Bayern. Era 1-0 en el marcador. La intensidad siguió y permaneció, ambos equipos se disputaban el medio campo y el Kaiserslautern se dio contra la defensa bávara y un Raeder confiado. Llegabamos a la media hora de partido cuando la dejaba hacia atrás para que Kroos le pegaba con todas las ganas del mundo, desde fuera del area. Era el 2-0 de los locales. Y sin bajar la intensidad se fueron al descanso en el Allianz Arena.

Salieron para los siguientes cuarenta y cinco minutos los mismos 22 protagonistas. Y en el 50' Robben recibía una falta en el área y el consecuente penalti lo marcaba Thomas Müller. El Bayern ponía el 3-0 y encarrilaba la eliminatoria. Sin embargo la intensidad de ambos equipos ahí estaba. Y ahí el Kaiserslautern vio su oportunidad, tras un error defensivo, Zoller dejaba a Raeder tirado tras un magnifico chute y hacia el 3-1 para los visitantes. Empezó entonces Pep a mover el banquillo y a hacer esos cambios a veces magistrales, a veces catástroficos, sin embargo la pasión, la intensidad, la entrega que se le había pedido al equipo ahí estaba. Y seguía el festival de fútbol, a casi diez minutos del final Mandzukic sentenciaba la resultado tras un magnifico pase de Götze. Y en el descuento, a punto de sonar el final en el silbato del árbitro era Mario Götze el que ponía su firma al quinto tanto bávaro de la noche. Acababa el encuentro 5-1.

Bayern volvió, asestó un golpe en la mesa y eliminó al equipo revelación de la Pokal, un Kaiserslautern que plantó cara y luchó con su alma en un Allianz Arena que no dejó de gritar y cantar en los 90 minutos. Una magnífica noche de fútbol alemán.

[Sigue toda la actualidad del fútbol alemán en @Bundesphera]

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados