Se habla de:

Fútbol alemán

article title

Vidal-Kroos, un sueño que llegó a ser realidad

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

8 de Marzo de 2009, Düsseldorf. Aquella tarde, Bayer 04 Leverkusen y Bochum jugaban la 23ª jornada de Bundesliga 08/09. Las aspirinas, locales en el Sprit Arena de la ciudad vecina, mientras el Bay Arena sufría una remodelación necesaria. Bruno Labbadia optó por colocar un 4-1-3-2, con Simon Rolfes por detrás de Arturo Vidal por el centro. Pero aquel partido no empezó bien. El Bochum se adelantó en el marcador y el chileno se lesionó en el minuto 42. Su sustituto no iba a ser otro que un joven centrocampista de 19 años que llegó a Leverkusen dos meses antes, cedido desde München, y con la necesidad de contar con minutos que le sirvieran para crecer como futbolista. Su nombre era Toni Kroos.

Semanas más tardes, y con Vidal ya recuperado, se afrontaba un apasionante Rhein-Derby en Köln. Una vez más, ambos centrocampistas cruzarían sus miradas en la línea de banda. Toni entraba por Arturo en el minuto 63. La próxima vez que se vean las caras, por fin podrán pedirse el balón sobre el terreno de juego. Sería ante el Werder Bremen. Kroos titular, escorado a la derecha y asistiendo en el gol de las aspirinas en los primeros minutos. Vidal, espectador de lujo desde el banquillo, hasta el minuto 62. Zdebel le dejaba su puesto en la medular y el chileno coincidiría por primera vez con aquel joven de Greifswald. Los dos juntos, defendiendo la misma camiseta.

Una imagen que a día de hoy, se plantea como una utopía que solamente puede dejar de serlo a base de millones de euros. En Leverkusen, la dupla Arturo Vidal-Toni Kroos se pudo disfrutar durante año y medio, justo el tiempo que duró la cesión del actual jugador del Real Madrid en las aspirinas. En 2009/2010, ambos centrocampistas demostraron su proyección. Toni se hizo con un hueco en el once titular en la primera temporada de Jupp Heynckes con el Bayer 04, como interior y partiendo en la mayoría de las ocasiones, desde banda izquierda. El ‘Rey Arturo’, se convertiría en pieza clave en la sala de máquinas, normalmente acompañado de Reinartz y en menor medida, de Rolfes o Gonzalo Castro. La conexión, cada vez más frecuente.

Aquel año, Toni Kroos fue el mejor jugador de la Bundesliga en los meses de Diciembre y Enero. Además, el centrocampista cedido por el Bayern München fue el 4º máximo asistente de la competición alemana, por detrás de Mesut Özil, Misimovic y Marko Marin. Con 19 años, ya se estaba haciendo un hueco entre los más grandes de Alemania.

Arturo Vidal ganó protagonismo en el equipo. Heynckes le otorgó jerarquía y el juego de las aspirinas no dejaba dolor de cabeza mientras el chileno estaba presente. Tácticamente siempre bien posicionado, capaz de defender y de atacar, de luchar y de tocar.

Hoy, Arturo Vidal y Toni Kroos juegan en Bayern y Real Madrid respectivamente. Ambos, fueron nominados a mejor centrocampista de 2014 por la FIFA. Verlos jugar juntos puede ser un sueño, pero en Leverkusen, un día el sueño fue realidad.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados