Segunda B

article title

Unión Adarve, el sueño de un barrio hecho realidad

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El Barrio del Pilar, en Madrid, ha vivido este fin de semana un hecho histórico. Uno de sus clubes, el Unión Adarve, ha ascendido a Segunda B por primera vez en su historia. El club madrileño ha subido a la categoría de bronce después de una gran temporada y un agónico playoff. De esta manera se une a Real Madrid, Atlético de Madrid y Rayo Vallecano como únicos clubes de la capital dentro de las tres primeras categorías del fútbol español. El Adarve sigue en una nube, igual que todo el Barrio del Pilar, que siempre les ha apoyado de manera enérgica.

El conjunto dirigido por Víctor Cea ya hizo historia cuando acabó la liga regular. El equipo del Pilar acabó en segunda posición, solamente superado por el Atlético de Madrid B. Con ese segundo puesto, el Adarve se aseguró jugar la Copa del Rey 2017/18 por primera vez en su historia. El de este año era su cuarto playoff en los últimos cinco años, y esta vez fue la buena. Al haber quedado en segunda posición, los rojinegros tenían que superar tres rondas para ascender a Segunda B, la empresa era complicada, pero los ‘lobos’ iban a dejarse todo por un sueño.

En la primera ronda se enfrentaron al Vilafranca, después de un 2-1 en tierras catalanas, la eliminatoria llegaba al Vicente del Bosque. Bajo las Cuatro Torres, los chicos del Adarve remontaron la eliminatoria, ganaron 1-0 y se metieron en la segunda ronda del playoff. Esta vez era el Tarazona el rival a batir. Después de un 2-0 en el feudo del Adarve, los de la capital iban a Aragón a defender una buena renta. En tierras aragonesas el partido se puso feo, el Tarazona se adelantó en dos ocasiones. Cuando el partido parecía que se iba a la prórroga, el pichichi Álvaro Sánchez puso el 2-1 y clasificó a su equipo para la final del playoff.

En tercera y última eliminatoria el rival sería el Atlético Malagueño, el filial del Málaga. Por presupuesto y por calidad los filiales siempre suelen ser favoritos en este tipo de enfrentamientos, pero, la hora del ‘lobo’ había llegado. En la ida se repitió el resultado del encuentro frente al Tarazona, un 2-0 para el Adarve que dejaba el ascenso en la mano de los de Víctor Cea. El ascenso se iba a dirimir en el encuentro de Málaga, y el partido fue digno de un playoff.

Malagueños y madrileños tenían claro su objetivo. Unos remontar, otros mantener la renta. El Malagueño consiguió meterle presión al Adarve, pero los rojinegros empataron y rozaban el ascenso. Pero en unos minutos mágicos del filial malaguista, el partido se puso 4-1, resultado que le daba el ascenso a los locales. El partido agonizaba y el Adarve no se rendía. Demostraron que no solo el Real Madrid sabe marcar goles en los minutos finales, y en el minuto 94 llegó el éxtasis. Uno de los centrales del Malagueño despejó mal y el balón acabó en su propia portería. El júbilo inundó a aficionados y jugadores del Adarve, estaban viviendo un sueño.

Con uno de los presupuestos más bajos de Tercera División, el equipo del Barrio del Pilar ha conseguido algo histórico, un ascenso a Segunda B, el sueño de todo el barrio. El Adarve sigue en una nube, el año que viene militará en la categoría del bronce de nuestro fútbol, algo impensable para un equipo de barrio. Esta es la historia de cómo los sueños se convierten en realidad, un barrio entero empujaba a sus chicos, y estos han demostrado lo que valen. Esto es fútbol en estado puro, un equipo modesto que hace lo impensable y que llena de emoción a todo un barrio.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados