Se habla de:

Fútbol italiano

article title

Serie A: Líder bueno, líder malo

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Se empieza a perfilar la cabeza del pelotón que en teoría luchará por el Scudetto en un campeonato anómalo en Italia. Ganaron los cinco primeros de la clasificación y, además, la Juventus sumó por primera vez su segunda victoria consecutiva en esta temporada y ya es séptima. La tabla va tomando forma y el único intruso es el Sassuolo, situado en la quinta plaza y aún imbatido en casa. Una proeza que tras la derrota de la Sampdoria comparte con Roma, Napoli y Atalanta.

Fiorentina, Inter, Roma y Napoli se sitúan casi igualados en lo más alto de la Serie A mostrando ideas de juego muy diferentes. Los viola y azzurri dominan a sus rivales y muestran un juego ofensivo y vistoso, unos a través de centrocampistas ofensivos y otros gracias a los extremos y a un Higuaín en estado de gracia. Los nerazzurri se aferran a una defensa inviolable cerrando partidos con la mínima ventaja y los giallorossi ganan puntos gracias a la capacidad goleadora de sus estrellas saliendo con velocidad.

Cuatro estilos diferentes entre los que no hay un ganador claro tras 12 jornadas. Así, la Fiore se impuso claramente en San Siro pero luego cayó derrotada contra los partenopei y los romanos. Por otro lado, los de la capital también dieron la de cal y la de arena ya que ganaron a los de García pero la viola les pasó por encima. Para que la foto sea más nítida, serán clave los partidos grandes que tiene que jugar el Napoli contra Roma e Inter, eso sí, en la primera vuelta ambos encuentros serán en San Paolo.

 

Y mientras, con el paso de jornadas, se perfilan aún más los candidatos al título y todos se preguntan quién practica el mejor fútbol a estas alturas. En este aspecto la mayoría de alabanzas recaen sobre Fiorentina y Napoli por su propuesta de juego de ataque y de control del balón. En este sistema las figuras de Jorginho y Borja Valero destacan en el centro del campo, llegando a canalizar más de 800 pases el primero con 90% de éxito media y más de 1000 el segundo con 91% acierto.

Los de Sousa y Sarri proponen más, no hay duda. Las estadísticas lo demuestran, son los clubes que la Serie A que más posesión acumulan en los partidos con 59% y 56% de media respectivamente. Los florentinos no solo son los que más tienen el balón, también los que mejor acierto tienen con 88% de éxito en pases. Mientras, los Higuaín, Callejón y compañía son líderes (junto a la Juventus) en ocasiones creadas por partido: 13.

Por encima de ocasiones creadas y posesión, lo que define si un equipo es ofensivo es su situación en el campo. Para ello en Italia se hace mucho hincapié en el llamado ‘baricentro’, una  medida aproximada de la altura a la que se sitúa la línea del centrocampistas Por ejemplo, la Fiorentina coloca su baricentro de media a 54 metros de su portería. Quiere decir que la mayor parte del tiempo, la posición de la línea de medios se sitúa en esa posición. [Hay que tener en cuenta que la línea del centro del campo a 52 metros de la portería].

Baricentro de la Fiorentina en su derrota ante el Napoli (2-1)

Baricentro de la Fiorentina en su derrota ante el Napoli (2-1). Fuente: LegaSerieA.it

Este dato también es bastante relativo. La zaga que consigue ponerse por delante en los primeros minutos busca menos el gol que uno que necesita ganar. En cualquier caso, los de Florencia siempre mantienen alta su posición, destacando en los tres partidos claves que han jugado hasta ahora. Ante el Napoli se situaron a casi 61 metros (sus rivales a 51), contra el Inter a 52 metros (contra 48 de los locales) y contra la Roma se elevaron hasta 53 metros (los de García ganaron manteniéndose a 49).

Pero estas estadísticas favorables de posesión, ocasiones creadas y posición ofensiva no se traducen en ser los más goleadores. La Roma tiene el récord de goles hasta ahora con 27 dianas y 12 jugadores anotadores. Gran parte de la culpa la tienen la efectividad sus extremos: sobre todo Gervinho que para conseguir seis goles solo ha tirado siete veces a puerta. Por contraposición, Salah ha necesitado 12 tiros entre los tres palos para convertir cinco tantos. Si a esto le sumamos a un Pjanic en estado de gracia con un 67% de puntería en sus tiros, obtenemos al equipo más peligroso de la Serie A en ataque.

 

Y entre dos entidades que buscan controlar los partidos de forma diferente y uno que materializa sus ocasiones mejor que nadie, aparece el Inter de Mancini. Sin una idea clara de juego pero con una defensa muy sólida va sumando victorias por la mínima (siete de ellas por 1-0). Nadie mejor que ellos aprovechan los goles: cada tanto produce 2,25 puntos. 12 goles en 12 partidos. Con solo siete dianas recibidas, son los mejores defendiéndose y además sin realizar faltas: solo 146 acciones fuera del reglamento. El segundo equipo que menos concede tras el Bologna. Por tanto, no producen juego pero tienen un arma igual o más peligrosa, saber destruir el de los rivales.

Tras cuatro años de dominio absoluto bianconero este año en Italia hay al menos cuatro candidatos al título, y lo que es aún mejor, cada uno destacando en una parcela diferente. El control es viola, el ritmo alto es del Napoli, el gol de la Roma y la defensa del Inter. Pero esto solo acaba de empezar y aunque haya dos del pelotón que a priori saben gestionar mejor los partidos, en la península itálica saber superar al rival tácticamente es lo único que cuenta.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados