Se habla de:

Rugby

article title

Un año más: Seis Naciones

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Algo más de cuatro meses han tenido que pasar hasta la llegada del deseado Seis Naciones, por fin el rugby internacional está de vuelta. Nos encontramos con que los seis países llegan en diferentes momentos de forma pero todos con ganas de demostrar y, por supuesto, de ganar. Se espera un torneo muy competido, que nos va a deleitar con muchas sorpresas y, sobre todo, que nos va a mantener en tensión hasta la última jornada.

Inglaterra, tras el cambio de entrenador, es una de las grandes incógnitas del torneo. Eddie Jones, como dije hace tiempo, ha heredado el concepto de “second five-eight” tan desarrollado en el hemisferio sur y lo ha trasladado al XV de la Rosa. En el primer partido contra Escocia, Owen Farrell sale con el 12 en la espalda (como ya lo hicieron Carter y Guiteau con sus selecciones y equipos) y será Ford quien mueva los hilos británicos. El hecho de jugar con un primer centro como segundo apertura garantiza mucha profundidad y continuidad en la línea; esto provocará que a Jonathan Joseph, Mike Brown y compañía les sea más fácil encontrar los huecos por donde colarse y hacer daño al rival.

Por otro lado, Eddie Jones ha apostado fuerte por su nuevo capitán Dylan Hartley. Concederle tal honor a un jugador con problemas de disciplina es, sin duda, arriesgado; pero también es una forma de centrarle y sacar partido de este gran jugador. Para concluir con Inglaterra, que mejor noticia que el retorno a la posición de medio-melé de Danny Care. Tras la gran temporada que está llevando a cabo con Harlequins, no era de extrañar que volviese al 9. Reconozco que personalmente este jugador me encanta; es, sin duda alguna, el medio-melé más ingenioso y arriesgado (tras Aaron Smith) que hay ahora mismo en el planeta y junto a Ford van a hacer mucho daño a las defensas rivales.

 

En segundo lugar, volviendo al continente, nos encontramos con Francia e Italia. Estas dos naciones abren el torneo el sábado a las 15:25 en territorio galo. Los latinos este año han apostado por la juventud; en el XV inicial hay nada más y nada menos que cuatro jugadores debutantes. Quizás, esta sea la clave que necesita este país, jugadores jóvenes, con muchas ganas y mucha fuerza, que ayuden a Parisse a ganar partidos. Por otro lado, los franceses tras el cambio de entrenador también son una incógnita. En la Champions Cup el equipo galo por excelencia es Racing Metro. Tras ser primeros de grupo y desplegar un rugby fantástico han pasado a ser la base y núcleo de este nuevo proyecto sin Dusautoir. Francia quiere volver a la cima y dejar ese séptimo puesto en el ranking de World Rugby en el que tanto lleva y qué mejor momento para conseguirlo que este Seis Naciones.

Trasladándonos de nuevo a las islas, encontramos a los irlandeses. Hace poco escribí acerca de ellos, del gran declive por el que están pasando. En mi opinión Irlanda va a ser este año la que nos defraude, aunque espero estar equivocado. El núcleo de este equipo es de Leinster apoyándose en Ulster y ambos se han quedado fuera de cuartos de final de la Champions Cup por el mal rugby que han jugado. Desde otro punto de vista, los irlandeses son siempre los que nos sorprenden, los expertos en lo inesperado y subestimarlos podría ser el gran error de sus oponentes. Por el bien del torneo, espero que nos impresionen, que vuelvan a jugar como en 2013 y que estén a la altura del 6 Naciones.

En cuanto a los dragones, Gales llega al Seis Naciones en un gran estado de forma tras su gran papel en la Copa del Mundo. El XV que presenta frente a Escocia nos ha sorprendido a todos. El gran capitán Sam Warburton, tras volver de lesión, sale de flanker cerrado mientras que es Justin Tipuric quien juega de 7. La última vez que Warren Gatland decidió usar este sistema, Gales ganó a Inglaterra 30-3. En cierto modo, es una estrategia parecida a la que lleva a cabo Cheika de poner a Pocock de 8, ya que tienes dos buen contendientes en la abierta, lo que provocará muchos cambios de posesión a favor del XV del Dragón.

 

En mi opinión es Gales quien cuenta con más posibilidades de ganar este Seis Naciones. Cuentan con una delantera muy sólida, con mucho peligro en las touches y en las melés. El medio del campo es de los más completos del torneo con Dan Biggar y Gareth Davies en uno de sus mejores momentos de forma. En la línea, vuelve esa mítica pareja de centros Robert-Davies que tanto daño ha causado a las defensas rivales y, aunque no esté Halfpenny; John North, Tom James y Anscombe también llegan en un gran momento dispuestos a anotar ensayos para su país.

El XV del Cardo es, sin duda alguna, la nación en la que más expectativas hay depositadas. Tras su inmerecida derrota frente a Australia en los cuartos de final del mundial, reciben a Inglaterra en casa. La mayor parte de los convocados son de los Glasgow Warriors y cuentan con unos potentes y rápidos tres cuartos liderados por su capitán Greig Laidlaw. Además, la delantera es muy sólida y tienen mucho peligro en las touches con los hermanos Gray. Veremos que nos deparan, sinceramente no lo sé, pero desde luego que si juegan como en ese partido frente a los Wallabies, sus opciones al título son bastante considerables.

Para terminar, pienso que este Seis Naciones va a ser diferente. Los equipos llegan en diferentes estados de forma y con grandes cambios que han alterado sus estructuras. Este fin de semana es la primera jornada y se ha demostrado con el paso de los años su vital importancia. No descarto unas cuantas sorpresas y espero que las haya, pero, sobre todo, espero que haya mucho y buen rugby.

PARTIDOS 1ª JORNADA

Sábado | 15:25h | Francia – Italia
Sábado | 17:50 h | Escocia – Inglaterra
Domingo | 16:00 | Irlanda – Gales

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados