Se habla de:

Tenis

article title

Roland Garros, el jardín de Rafa Nadal

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Rafa Nadal se ha coronado en Roland Garros por décima vez. Tres años han sido los que se han tenido que esperar para ver como aumenta el palmarés de Rafa en su torneo por excelencia. Su nivel de hoy ante Stanislas Wawrinka, 6-2, 6-3, 6-1, rozó la matrícula de honor. Probablemente uno de los mejores encuentros de su carrera. Desde el 2-2 del primer set fue un ciclón indomable. Se habla de su inconfundible drive pero su revés cruzado está también más fino que nunca. Jugando así, no hay nadie que pueda superarle. Y menos en tierra al mejor de cinco sets.

Ni Wawrinka, campeón en 2015, ni Thiem, futuro campeón del torneo han logrado inquietar su condición de favorito. Desde el primer día ha rallado la perfección. Fuere el rival que fuere, ha ido deshaciéndose de todos ellos con suma facilidad. Llegando a unos niveles de juego como pocas veces se le ha visto, buscando ser agresivo en todo momento.

Sólo Soderling en 2009, Djokovic en 2015 y la muñeca en 2016 han impedido que cuente por ganadas todas sus participaciones en el prestigio torneo francés. Una historia que comenzó con un imberbe Rafa, que sopló 19 velas poco antes de coronarse por primera vez en la capital francesa. Tras aquella ocasión, vinieron otras tres de forma consecutiva. Con el parón por la derrota de 2009, Nadal encadenó a partir de 2010 y hasta 2014 incluido, una serie de cinco trofeos. Algo inaudito hasta aquel instante.

Posiblemente el tiempo sea el único capaz de poner en perspectiva lo logrado por el de Manacor. Ganar 10 veces un torneo, sea el que sea y más si cabe, tratándose de un Grand Slam requiere de algo más que nivel tenístico. Algo que ya ha hecho también en el Masters 1000 de Montecarlo y en el Condé de Godó. La razón humana se escapa por completo. Su hambre de seguir venciendo muestra su apetito insaciable por querer batir más récords.

Las finales se juegan para ganarlas. En sus 61 veces compitiendo por el trofeo en la final de un torneo de tierra batida, en 53 de ellas salió victorioso. Djokovic, Murray, Federer y Zeballos son los únicos que han conseguido inclinar al de Manacor. Hablando de estadísticas, de los 103 partidos que ha jugado al mejor de cinco sets en tierra batida ha ganado 101 de ellos. Esa es la estadística que más sobresale. Cifras, casi seguro, irrepetibles.

El tenista español sigue empeñado en dejar en evidencia a aquellos que le dieron por acabado. Tras cerrar la gira de tierra batida con cuatro trofeos y una única derrota, su próximo objetivo es el verde del All England Club. Las pistas de Wimbledon llevan siete años sin verle levantar el trofeo y de hecho, lleva desde 2012 sin superar la cuarta ronda. Mucho tiempo para un jugador de su talla.

Hace meses hubiera sido de necios el simple hecho de plantear ver a Nadal en un futuro cercano como número 1 de la clasificación ATP. Ahora mismo el objetivo es real. En esta segunda fase de la temporada y fruto de su estado de forma, hace imposible descartarle en la lucha por el primer escalón mundial. Sus máximos rivales en cuanto a tal prestigio, Murray y Djokovic, siguen alejados de su mejor versión.

Como dijo una vez el protagonista del artículo, por suerte hay vídeos e imágenes que servirán para constatar todos sus triunfos. La hemeroteca hablará de un jugador excelso y competitivo hasta la médula. Motivo de orgullo para los que llevamos festejando sus copas como si de un familiar nuestro se tratare desde hace ya mucho tiempo.

Nadie sabe cual es el límite de Rafael Nadal Parera y es un enigma del que preferimos no hallar una respuesta nunca.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies