article title

Ríos revueltos en el seno de Old Trafford

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Mijail LÓPEZ.– Las últimas dos semanas han sido extremadamente movidas para el Manchester United. La destitución de David Moyes, el puesto de técnico interino para Ryan Giggs o el misterio de quien será el técnico del club la próxima campaña, son sólo algunos ejemplos.

La identidad del nuevo técnico esta semana ha tomado una dirección muy precisa, Louis van Gaal, según distintos periodistas cercanos al club. El entrenador neerlandés sería el encargado de tomar las riendas del equipo tras la corta era Moyes. La designación de van Gaal ha generado cierto nivel de desagrado dentro de la vieja escuela del club, dentro de la llamada “Clase del 92” (Giggs, Scholes, Butt, hermanos Neville y Beckham) más concretamente.

Gary Neville ha sido el primero en sentar posición clara. A través de Sky Sports, y posteriormente vìa twitter en un debate con los fans, el ex-capitán y lateral derecho del Manchester United expresó abiertamente: “Personalmente, me gustaría ver a un británico como el nuevo técnico, porque el club siempre ha tenido técnicos británicos”. Además, también tuvo palabras sobre Van Gaal: “Existe la idea de que tiene una experiencia muy grande, pero no conoce la Premier League”. 

Sin duda, estas declaraciones dejan clara la postura de la vieja jerarquía del club de Old Trafford con respecto al posible nombramiento del técnico neerlandés, adicionalmente. La oficialidad en la contratación de van Gaal ha sido, en parte, por el posible rol que tendría Ryan Giggs dentro del equipo. El actual seleccionador de Holanda (quien dejaría el puesto tras Brasil 2014 para fichar por los Red Devils) desearía contar con un staff compuesto por 5 asistentes (dentro de los que se incluye a su número dos en la selección de Holanda, Patrick Kluivert). Esto dejaría poco espacio para Giggs, y en menor medida para Scholes y Butt, quienes actualmente son asistentes del galés en este periodo interino tras la marcha de Moyes.

Ed Woodward (CEO del club) desea que la “clase del 92” se mantenga dentro del equipo de asistentes la próxima campaña, con el fin de poder nutrir a van Gaal de la filosofía del club.

Corren rumores de que este rechazo hacia la figura de van Gaal se debe a que su elección procede desde arriba, desde los propietarios (Los Glazer), quienes desean traer a un técnico experimentado que pueda traer títulos a corto plazo. Sin embargo, la situación no será la mejor.

La próxima temporada el club no jugará la Liga de Campeones. Económicamente el equipo puede lidiar con una temporada fuera de Europa, pero arriesgarse a una segundo año sin fútbol a nivel continental es algo que la directiva no quiere permitir. Con la posible llegada de van Gaal, el sentimiento general de la afición del Manchester United es que se le está negando la oportunidad a Giggs de tomar el cargo de manera definitiva. Su poca experiencia como técnico  es la principal razón por la cual la directiva no le está considerando en este momento. No desean llevar a cabo otro “experimento” como el que supuso Moyes.

Punto de inflexión entre el Manchester United equipo y el Manchester United marca deportiva. Para los dueños, empresarios, la marca deportiva es la prioridad y si eso significa saltar algunas tradiciones o valores que tiene el club, lo harán. El romanticismo futbolístico pide a gritos a Ryan Giggs, por lo que representa para el Manchester United.

[Sigue toda la actualidad de la Champions League en @MUFCSphera]

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados