Se habla de:

JJOO

article title

Río 2016 en datos (VI)

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El quinto día de Juegos Olímpicos en Rio 2016 dejó una serie de datos, hitos, récords y protagonistas que te reseñamos a continuación.

Oro agónico (Natación)

En un final muy igualado Mireia Belmonte consiguió su tan perseguido oro olímpico, en la que probablemente fuese su última oportunidad para lograrlo. Belmonte superó a la australiana Groves en el 200 mariposa por tres centésimas, segunda menor diferencia en la historia de la prueba.

Con esta medalla Belmonte es la deportista española con mejor palmarés olímpico al igualar las cuatro preseas de Andrea Fuentes (natación sincronizada) y Arantxa Sánchez Vicario (tenis) pero con un oro. Y además es la única persona española con una medalla olímpica de cada metal.

Por la barra (Gimnasia)

Los seis títulos mundiales y el cetro olímpico hacían de Kohei Uchimura un gimnasta aparentemente invencible. Pero el vigente campeón de Europa, Oleg Verniaiev, le llevó hasta el límite en el concurso completo. El ucraniano entró en la última rotación con casi un punto de ventaja pero esa fue la renta que sacó Uchimura para acabar ganando por 99 milésimas.

Uchimura es el cuarto gimnasta que repite oro olímpico all around tras Alberto Braglia (1912), Viktor Chukarin (1956) y Sawao Kato (1972).

El niño de oro (Natación)

Kyle Chalmers ganó el 100 libre, tras acabar el primer largo en séptima posición, haciendo historia por dos motivos. Es el primer australiano campeón de la prueba reina de la piscina desde Michael Wenden en México 1968 y, a sus 18 años y 40 días, es el campeón más joven del 100 libre desde 1980 cuando el alemán de la RDA Jörg Woithe venciese con 17 años y 107 días.

Invitado sorpresa (Natación)

El kazajo Dmitry Balandin (tercero en su serie, cuarto en su semifinal) sorprendió a todos los favoritos en la final del 200 braza ganando el título desde la calle 8 en la primera medalla de Kazajistán en cualquier prueba de natación.

Balandin es el primer campeón olímpico que nada en la calle 8 desde el australiano Kieren Perkins en el 1500 libre de Atlanta 1996.

Ilustres veteranos (Ciclismo)

Kristin Armstrong (42 años) y Fabian Cancellara (35 años) ganaron los títulos en contrarreloj. La estadounidense es la primera persona con tres oros olímpicos en una misma prueba ciclista (y han sido consecutivos) mientras que el suizo, que se retira este año y que ya ganó la crono olímpica en 2008, es la primera persona que recupera el título en cualquier prueba de ciclismo.

A cero (Esgrima)

La primera ronda del florete femenino dejó un resultado muy llamativo, el 15-0 que le endosó la brasileña Rochel a la saudí Alomair. Es el primer 15-0 en esgrima olímpica desde el florete femenino de Atlanta 1996 cuando, en octavos de final, la francesa Laurence Modaine consiguió ese resultado perfecto ante la italiana Diana Bianchedi.

El título en esta prueba fue para Inna Deriglazova, la segunda rusa que lo consigue tras Elena Novikova, como soviética, en 1968.

Intocable (Esgrima)

Áron Szilágyi revalidó su oro en sable al vencer en la final al estadounidense Daryl Homer por 15-8. Ese marcador iguala el más contundente en cualquier final individual masculina, la del propio Szilágyi hace cuatro años.

El húngaro es el primer hombre en repetir título en sable desde el francés Jean François Lamour en 1988 y el segundo húngaro que lo consigue tras Rudolf Kárpáti en 1960.

Récord para remontar un récord (Halterofilia)

Al récord mundial en arrancada del chino Xiaojun Lu respondió con otra plusmarca mundial en dos tiempos el kazajo Nijat Rahimov para ganar el título en 77 Kg. Rahimov recuperó 12 Kg de desventaja en arrancada, la tercera mayor remontada de la historia tras los 12,5 Kg que remontaron Dean Lukin en 1984 (categoría de +110 Kg) y Kakhi Kakhiashvili en 1992 (90 Kg).

Un americano en Japón (Judo)

Mashu Baker, de padre estadounidense, ganó el título en el peso medio (90 Kg), una categoría muy especial para Japón porque era la prueba masculina que más tiempo llevaba sin ganar, concretamente desde 1976 con Isamu Sonoda.

Campeones sin ganar (Clavados)

Jack Laugher y Chris Mears no fueron los mejores en ninguna de las seis rondas de saltos sincronizados desde el trampolín, pero aun así dieron a Gran Bretaña su primer título olímpico en clavados.

Es la segunda vez en la historia que un campeón olímpico de saltos no es el mejor en ninguna ronda tras la australiana Chantelle Newbery en la plataforma femenina de 2004.

Independiente (Tiro deportivo)

El doble medallista olímpico Fehaid Al Deehani (bronce en doble trap en 2000 y bronce en trap en 2012) no pudo competir en Río 2016 como kuwaití por la sanción a su Comité Olímpico Nacional. Lo hizo como atleta independiente y se convirtió, al ganar el doble trap, en el primer campeón olímpico en cualquier deporte en esta condición.

Jin y su pistola (Tiro deportivo)

El surcoreano Jong-Oh Jin volvió a ganar en pistola 50m, como en 2008 y 2012. Jin es el primer tirador con tres títulos seguidos en una misma prueba individual (Ralf Schumann logró tres títulos no consecutivos en pistola rapid fire 25m) y el también el primer tirador, hombre o mujer, con cuatro oros individuales puesto que también fue campeón en pistola 10m en 2012.

Siempre China (Tenis de mesa)

Las dos máximas favoritas, Ning Ding y Xiaoxia Li, se plantaron en la final perdiendo un set entre ambas en los cuatro partidos previos. Su partido no pudo estar más igualado y fue la primera final olímpica resuelta en el séptimo set, aunque con la antigua puntuación otras tres finales femeninas se habían resuelto en el set final.

Ning Ding se llevó el título remontando un set adverso (el partido estuvo 2-3 para Li) como ya hicieran Nan Wang en 2000 (remontó un 1-2 al mejor de cinco sets) y Yining Zhang en 2008 (remontó el set inicial perdido).

De diez (Fútbol)

Alemania necesitaba golear a Fiyi para asegurar su clasificación y lo logró con un 10-0, la mayor goleada en unos Juegos desde un Egipto 10-0 Corea del Sur en 1964. Este resultado, unido a la derrota de México, provocó la eliminación de los mexicanos y la primera eliminación de la historia en grupos del vigente campeón.

En ambos 10-0 se vieron a los dos últimos futbolistas que marcaron cinco goles en un partido olímpico, Petersen por Alemania y Reyadh por Egipto.

También fue eliminada Argentina, incapaz de ganar a Honduras, y que no se quedaba en fase de grupos desde 1964.

Deporte honrado (Rugby seven)

El rugby seven cerró la fase de grupos y disputó los cuartos de final. Los grupos se cerraron con un Fiyi-Estados Unidos donde los oceánicos podían eliminar y evitar a su gran rival, Nueva Zelanda, pero los fiyianos fueron a ganar, eliminaron a Estados Unidos e hicieron lo propio con Nueva Zelanda en cuartos.

A falta de los partidos por el quinto puesto Nueva Zelanda ha igualado su mayor número de derrotas en torneos de las Series Mundiales con tres.

Agua verdeamarela (Waterpolo)

Serbia, vigente campeona de todo menos de los Juegos, sigue sin ganar en Río 2016, ni siquiera tras enfrentarse a Brasil contra quien perdió por 5-6. Fue el primer triunfo brasileño sobre Serbia, Serbia/Montenegro o Yugoslavia en cualquier gran competición.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados