NBA

article title

Polémica racial en el Philly – OKC

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

La cantante Sevyn Streeter denunció que no le permitieron cantar el himno de los Estados Unidos minutos antes de un partido de la NBA por lucir una camiseta con una leyenda en favor de la igualdad racial.

Sevyn estaba anunciada en la noche del miércoles para cantar el himno estadounidense antes del duelo inaugural de la temporada de los Philadelphia 76ers ante Oklahoma Thunder. Sin embargo, la propia cantante aseguró a través de las redes sociales que los organizadores no se lo permitieron por la camiseta que llevaba puesta.

“We Matter (Nosotros importamos)”, decía la vestimenta que lucía la artista, en referencia al movimiento “Black Lives Matter”, un grupo político que protesta contra los homicidios cometidos por policías contra ciudadanos negros y la desigualdad racial en el sistema de justicia penal de los Estados Unidos.

“Se suponía que iba a cantar el himno antes del partido de los 76ers ante Oklahoma, pero unos minutos antes de hacerlo, los Sixers me dijeron que no podía porque estaba llevando mi camiseta de ‘We Matter'”, escribió la cantante en su cuenta de Twitter, junto a un video en el que mostró su vestimenta y explicó la situación.

Sevyn fue reemplazada de apuro por una integrante del equipo de animación de la franquicia, que la temporada pasada tuvo el peor récord de la competencia.

Ningún directivo de Philadelphia hizo comentarios públicos al respecto, aunque el diario “Usa Today” publicó un comunicado en el que la franquicia hizo su descargo.

“La organización de los 76ers promueve acciones significativas que conduzcan al cambio social. Utilizamos nuestros partidos para unir a la gente, para construir confianza y para fortalecer nuestras comunidades“, dice parte del comunicado.

“De la misma forma que nos movemos de los gestos simbólicos a la acción, continuaremos aprovechando nuestra plataforma para impactar positivamente en nuestra comunidad”, añadió la franquicia.

Los Sixers, que contaron con un muy buen debut del base español Sergio Rodríguez, autor de 12 puntos y nueve asistencias, finalmente perdieron 103-97 ante Oklahoma, que tuvo el estreno del también español Alex Abrines, que anotó tres puntos.

El incidente con la cantante de R&B se produjo cuando todavía está fresca la polémica que se generó los últimos meses cuando el mariscal de campo de los San Francisco 49ers Colin Kaepernick lideró un movimiento de protesta contra el racismo y la violencia policial en Estados Unidos en el fútbol americano.

Kaepernick decidió protestar quedándose sentado en el banco mientras sonaba el himno estadounidense antes de los encuentros, una medida que fue replicada por otros jugadores y deportistas de Estados Unidos y que generó un fuerte debate en todo el país.

No voy a levantarme para mostrar orgullo por una bandera de un país que oprime a la gente negra y a la gente de color“, argumentó el “quaterback”.

El debate llegó incluso a altas esferas, con el presidente estadounidense, Barack Obama, defendiendo el derecho del jugador y con el candidato republicano a la presidencia, Donald Trump, criticando su comportamiento. “Tal vez debería buscarse un país que se adapte mejor a él”, dijo el polémico magnate.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados