Rusia 2018

article title

Perú, la gran sorpresa sudamericana

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

35 años lleva el pueblo peruano sin ver a su selección de fútbol en un Mundial, y a menos de un año de disputarse una nueva edición de la competición, una vieja conocida del torneo le hace un guiño en la eliminatoria de la CONMEBOL. Y es que Perú, a falta de dos jornadas para culminar el torneo clasificatorio, se encuentra entre las cuatro selecciones que entrarían directamente a la gran cita intercontinental de Rusia 2018.

Muchas cosas tuvieron que pasar en más de tres décadas. Desde planteles desmejorados en relación con la brillante generación de Cubillas, Cueto y Chumpitaz que jugó los Mundiales de 1970, 1978 y 1982 -vencedora, además, de una Copa América en 1975-, hasta escándalos por indisciplinas y poco profesionalismo.

Lo cierto es que, de la mano del argentino Ricardo Gareca, quien, curiosamente, en su época de jugador dejó sin Mundial a Perú con un gol en las Eliminatorias para México 1986 (que a la postre ganaría su selección), la selección ‘incaica’ respira nuevos aires y se esperanza con la posibilidad de volver a codearse con las grandes selecciones del mundo.

Perú, que venía de jugar tres Copas Américas consecutivas a muy buen nivel (una aún bajo el mandato de Sergio Markarián), consiguiendo inclusive dos medallas de bronce, no había encontrado regularidad en las eliminatorias de su región, en las cuales había quedado séptimo entre 10 participantes en el último proceso, y en las mismas que hasta hace un par de meses parecía ya descartado por la distancia con los punteros.

Un recambio generacional dictado por Gareca, que optó por apartar a jugadores como Pizarro, Vargas o Lobatón, para dar paso a jóvenes emergentes como Renato Tapia, Edison Flores o Miguel Trauco, trajo consigo una serie de buenos resultados que les ha dejado a puertas de una hazaña desde ya muy celebrada por la afición peruana.

Al frente quedan pendientes dos partidos de alta carga emocional: la insegura y necesitada Argentina de Messi y Sampaoli en Buenos Aires, y la ya casi clasificada Colombia de Falcao y James. Lo que ha quedado claro, independientemente de lo que resulte del torneo, es el gran ascenso competitivo del cuadro nacional de Perú.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados