Tenis

article title

El Grand Slam de los pelotazos

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El primer grande de la temporada se ha convertido en uno de los torneos más accidentados de todos los tiempos. No sólo por las derrotas de grandes favoritos sino por los pelotazos que han sufrido varios jugadores en pleno partido. A las bajas del vigente campeón Novak Djokovic – perdió en segunda ronda con Denis Istomin –, y de los actuales números uno del mundo, Andy Murray y Angelique Kerber, se podrían haber sumado las de algunos jugadores al recibir duros impactos de sus rivales o, lo más sorprendente, de sus compañeros.

Ya hablamos del durísimo, y al mismo tiempo polémico, pelotazo que le propinó Stan Wawrinka al eslovaco Martin Klizan en la entrepierna que le dejó prácticamente K.O. Ahora la historia se repite, pero esta vez en el cuadro de dobles y, valga la redundancia, por partida doble.

Una situación que, generalmente, no se contempla en el tenis profesional por parejas es que uno de los componentes le propine un pelotazo a su compañero al efectuar un saque. Pues en este Open de Australia 2017 ha ocurrido… ¡Dos veces!

La primera tuvo lugar en el partido que disputaba la pareja australiana formada por Matthew Ebden y Matthew Barton ante la curiosa dupla Vasek Pospisil-Radek Stepanek. En uno de los últimos juegos del primer set, el joven canadiense, poseedor de un potente servicio, no midió bien el saque y le dio un fuerte pelotazo a Stepanek que le mandó directamente a la silla con claros signos de dolor.

 

La segunda anécdota en dobles tuvo como protagonista a la pareja formada por Dominic Inglot y su compañero Florin Mergea. El inglés servía para ganar el partido y, quizás, los nervios de cerrar el encuentro le empujaron a errar el servicio y propinarle un pelotazo a su compañero en pleno trasero. Casualidad o no, a partir de ese momento la dupla empezó a perder un juego tras otro para, finalmente, ceder el encuentro a los franceses Nicolas Mahut y Pierre-Hugues Herbert (2-6, 7-5 y 6-2).

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados