Se habla de:

Fútbol femenino

article title

El ‘Once de Oro’ del año en el fútbol femenino español

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Como cada año, y por estas fechas, se decide el mejor Once de Oro de Fútbol Draft del 2016. Las jóvenes promesas que han destellado durante la temporada salen a la palestra para recibir un reconocimiento bien merecido, por supuesto. Este galardón lo recogen futbolistas de edades comprendidas entre los 17 y 21 años. Justo se cumplen, además, diez años del inicio de la entrega de estos trofeos.

Esta vez solo dos jugadoras tienen el privilegio de repetir en el Once de Oro: Celia Jiménez Delgado (Universidad de Alabama) y María Pilar León Cebrián (Atlético de Madrid). De hecho, tres de las once premiadas militan en el club rojiblanco. En este artículo vamos a conocer a cada una de las futbolistas que se han vestido de oro con este galardón.

Mariasun Quiñones Goicoechea (Portera – Real Sociedad) 1996

María Asunción Quiñones llegó a la Real Sociedad en 2014 y preveían que tuviera un futuro muy prometedor. Y la txuri-urdin no decepcionó. La portera de 20 años ha dejado buenas sensaciones en estas tres temporadas en San Sebastián. Sus primeros pasos futbolísticos fueron donde nació, en Hondarribia, a los trece. Después pasó por el Mariño, durante cuatro temporadas, para formarse y dar el salto definitivo al primer equipo de la Real Sociedad.

Además, la guardameta formó parte de la selección vasca sub-18 y, ahora, de la española sub-20. Estas cayeron en cuartos de final contra Corea del Norte en la Copa Mundial. De hecho, Mariasun fue titular en el partido contra Japón, con el que lograron acceder a cuartos. Se caracteriza por la seguridad bajo los palos, por lo que el equipo al completo está tranquilo porque sabe que tiene un seguro de vida en la portería, y por los buenos reflejos. Destaca, también, por su entrega, sacrificio y esfuerzo en cada entrenamiento. En definitiva, oro puro en la portería.

Celia Jiménez Delgado (Lateral derecho – Universidad Alabama) 1995

Por segunda vez consecutiva ha sido premiada con este galardón. Con tan solo seis añitos comenzó a dar patadas a un balón, donde vieron que prometía. Y en efecto. Celia Jiménez prometió tanto que a los catorce años debutó en Primera División con el equipo que la vio nacer, el Real Jaén. A partir de ahí siguió creciendo tanto personal como profesionalmente. Acudió a las llamadas de la selección andaluza y española estando en el Sevilla.

En el verano de 2013, Celia Jiménez partió al otro lado del charco para iniciar sus estudios de ingeniería aeronáutica y darle un plus a su fútbol en un equipo de Estados Unidos como es el Reivers de Iowa Westerns. La jugadora andaluza se caracteriza por su polivalencia, puede jugar de lateral o de extremo y, además, por ser un torbellino en la banda y tener un gran juego de pies, lo que le permite el desborde a la rival. ¡Peligro en el lateral con Celia en el campo!

Beatriz Beltrán Sanz (Lateral izquierdo – Atlético de Madrid) 1997

Esta joven de 19 años no se ha despegado nunca de las rayas rojiblancas de la camiseta. Dos temporadas en las categorías inferiores del Atleti le bastaron para saber que tenía que estar en el primer equipo y en 2013 se hizo realidad ese sueño. Ha sido subcampeona de Europa y del Mundo con la selección nacional en varias ocasiones (sub-17 y sub-19) y dos veces campeona de España.

A su corta edad también ha tenido el privilegio de levantar títulos como la Copa de la Reina este año con el Atleti o de marcar el segundo gol de las colchoneras en la Women’s Champions League frente al Zorky ruso para otorgar el pase a octavos de final. Beatriz Beltrán, todo un diamante en bruto aún por descubrir.

Paola Soldevila de la Pisa (Defensa central derecho – Real Sociedad) 1996

La tarraconense lleva el fútbol en la sangre. A sus 20 años, Paola Soldevila es una central como pocas y la Real Sociedad tiene el honor de contar con ella en sus filas. La número 18 es una “Iniesta” de la vida. Elegante en el regate, inteligente y precisa a la hora de dar un pase, gracias a su visión de juego, además de ser muy pasional en cada toque y golpeo de balón. A todas estas cualidades se le suma la buena salida con el esférico en sus botas, la cual prima por encima de todas.

Como bien dice Paola: “Llevo dando patadas a un balón desde que tengo uso de razón”. Y no se confunde, porque la maestría con la que guarda la pelota entre sus pies es magnífica. La jugadora de la Real Sociedad llegó al club donostiarra hace poco más de un año. Antes había dejado huella en el Reus (2011-12), Nástic (2012-13) y en el Sant Gabriel (2013-15). Una futbolista de oro a la que seguir en este 2017.

Mª Pilar León Cebrián (Defensa central izquierdo – Atlético de Madrid) 1995

La segunda atlética que recibe este premio de nuevo, a la par que Celia Jiménez. Esta aragonesa es conocida como Mapi León y lleva en el club rojiblanco desde el 2014. La defensa comenzó su carrera futbolística en 2009 en un conjunto de su región, el Prainsa Zaragoza. En 2013 dio el salto al RCD Espanyol y al año siguiente recaló en el equipo actual, el Atlético de Madrid.

La temporada pasada consiguió la Copa de la Reina y, además, debutó como internacional de la absoluta el 15 de septiembre, hace tan solo unos meses, durante la clasificación para la Eurocopa de 2017. Se caracteriza por ser una jugadora de banda incansable que vuelve locas a sus rivales con su desparpajo y potencia ofensiva. Talento puro de las laterales atléticas.

Maitane López Millán (Mediocentro derecho – Levante UD) 1995

Esta futbolista llegó al Levante en el verano de 2015 con las ganas y la ilusión que desborda una niña de 20 años. ¿La finalidad? Seguir aprendiendo como el primer día y continuar formándose para ser cada vez mejor. Y esto es a lo que aspira Maitane. La murciana es una todoterreno que destella calidad en cada campo que pisa. Sobrina de futbolistas, la joven jugadora del Levante es otra que lleva el deporte rey en la sangre. De hecho, está considerada como una de las mejores del panorama español y que más proyección tiene. Por esto mismo ha jugado en prácticamente todas las posiciones, exceptuando la de portera.

Sus inicios fueron en un equipo masculino, en el Son Cotoner, hasta ser cadete, donde, dada la edad, tuvo que pasar a formar parte del conjunto femenino del Sp. At. Ciutat de Palma (Mallorca). Terminó la etapa en el club mallorquín en la temporada 2011/12. También ha tenido el privilegio de pasar por todas las categorías de la selección balear y de ganar un campeonato europeo sub-17 y sub-19 con España. En el Levante saben que tienen un temporizador de oro en el centro del campo para rato.

Patricia Guijarro Gutiérrez (Mediocentro izquierdo – FC Barcelona) 1998

Esta jugadora es la más joven del Once de Oro. También fue la primera chica de la Masía en estudiar el Bachillerato. La joven promesa culé recibió el año pasado, en la Gala de Fútbol Balear, la “Bota de Oro”, un reconocimiento a un talento innato como es Patricia Guijarro. Además, tiene un palmarés envidiable: bronce en el campeonato de Europa sub-17 (2013 en Suiza), subcampeona  del mundo sub-17 (Costa Rica, 2014) y, como colofón, campeona de Europa sub-17 (Islandia, 2015).

Sin lugar a dudas es la perla del Barça. Militó desde 2014 en el U.D. Collerense y en el verano de 2015 firmó por el conjunto azulgrana. La mallorquina cuenta con un gran número de cualidades en las que predomina el despliegue físico y la potencia ofensiva, lo que le permite la llegada al área rival. Mucha destreza en las botas de oro de Patri y todo un futuro por delante.

Ainhoa Vicente Moraza (Banda derecha – Athletic Club) 1995

Vasca de pura cepa. Se caracteriza por un potencial inigualable y una zurda imparable. La futbolista cumplió el pasado 4 de diciembre 200 días con la camiseta bilbaína. Desde que llegó al Athletic ha tenido que adaptarse a jugar en otra posición dentro del campo, la banda derecha (en la Real Sociedad se situaba por la izquierda, aunque es diestra).

Al fin y al cabo todo es amoldarse y de eso sabe mucho Ainhoa, que se marchó al equipo rival vasco por excelencia, donde militó durante tres temporadas. Antes de vestir la txuri urdin, la jugadora creció en el Añorga a los 15 años. Una futbolista bañada en oro.

Andrea Sánchez Falcón (Banda izquierda – Atlético de Madrid) 1997

La tercera atlética que copa este Once de gala de jóvenes promesas. Hace poco más de un mes, Falcón se llevó el reconocimiento a mejor jugadora del partido que midió a España y Japón, el segundo compromiso de la fase de grupos del Mundial sub-20 de Papúa Nueva Guinea. Aunque Andrea no marcó el gol de la victoria, la FIFA quedó asombrada por la habilidad de la canaria en el flanco izquierdo del ataque español.

La atlética tiene una trayectoria más que envidiable con tres ligas y dos Copas de la Reina con el Barcelona, equipo en el que pasó sus primeras cuatro temporadas de su trayectoria profesional. En el verano de este año, Andrea decidió cambiar de aires para seguir creciendo como futbolista y qué mejor equipo que uno de los rivales a batir del conjunto azulgrana, el Atlético de Madrid. Al club colchonero le ha tocado ‘el Gordo’, y nunca mejor dicho, con esta jugadora. Y es que una de las cualidades por las que destaca la centrocampista rojiblanca es su habilidad con los pies y su carácter ofensivo, fundamental sobre el terreno de juego. ¡Benditas bandas tiene el Atleti!

Alba María Redondo Ferrer (Mediapunta – Fundación Albacete) 1996

Según sus compañeras de plantilla, Alba es una persona tímida fuera del campo pero con desparpajo cuando toca el balón. En Fundación Albacete lleva desde que empezara a jugar al fútbol y ahí es toda una estrella. Se caracteriza por ser habilidosa con las botas, muy técnica con el balón, con buen regate y con un cambio de ritmo vertiginoso que deja pasmadas a las rivales. Además, a pesar de su 1,69 de altura tiene un gran juego aéreo.

La albaceteña ha disputado tres fases de ascenso y, en 2014, ayudó con sus goles a que el equipo pudiera subir a primera división. Es aún muy joven, pero el fútbol manchego la recordará por ser la heroína de ese momento. Ese día aseguró estar “muy a gusto” en Albacete y afirmó que se veía a sí misma “jugando con esta camiseta” por muchos más años. Pero Redondo no solo juega para su equipo, sino que también ha sido convocada en prácticamente todas las categorías inferiores españolas.

Paula Moreno Ojeda (Delantera centro – Real Betis Balompié) 1997

De sangre andaluza, nacida en Sevilla, Paula Moreno es una goleadora nata que mejora cada día en el Real Betis Balompié. Sus inicios fueron a los 14 años en el máximo rival del conjunto bético, el Sevilla. Allí pasó dos cursos y a partir de ese momento siempre ha vestido la elástica verdiblanca. Comenzó en segunda división hasta que ascendieron este curso a Primera. En sus años en la categoría de plata la sevillana ha marcado un total de 110 goles en tres temporadas, ¡una barbaridad y una Cristiano Ronaldo! En esta 2016/17 lleva tan solo 9 tantos, pero se espera mucho de Paula. Cuidado para el nuevo año porque la delantera bética tiene mucha dinamita en sus pies.

Ya han visto que este once desborda calidad por todos lados. Esta sería la alineación más prometedora de la Liga Iberdrola. Juventud y clase. Esfuerzo y sacrificio. Características y cualidades por la que destaca cada una de las jugadoras del Once del Draft’16. Porque así son ellas, de oro.

Imagen principal | valenciacf.com

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados