JJOO

article title

Ni Pelè, ni Kuerten: Vanderlei de Lima

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Ni Pelé ni Gustavo Kuerten, el encargado de encender la llama olímpica de los Juegos de Río 2016 fue sorprendentemente el popular ex atleta brasileño Vanderlei de Lima. El medallista de bronce del maratón en Atenas 2004 se hizo conocido mundialmente por un incidente en aquella carrera, cuando iba primero y fue atacado por un espectador demente.

El brasileño, que hoy tiene 47 años, lideraba la prueba en el kilómetro 36 de aquel agosto ateniense cuando el ex sacerdote irlandés Cornelius Horan se le tiró encima haciéndole perder segundos cruciales. Ayudado por otras personas del público, De Lima logró reincorporarse a la carrera y cruzó la meta en tercera posición. Pese al incidente, el ex atleta siempre se mostró feliz de haber logrado una medalla.

El Comité Olímpico Internacional (COI) lo laureó con la medalla Pierre de Coubertin por su postura deportiva y su espíritu olímpico. El incidente conmocionó a Brasil, donde De Lima se convirtió en un personaje muy popular. Además, el ex corredor fue dos veces campeón panamericano, en Winnipeg 1999 y en Santo Domingo 2003.

De Lima encendió el pebetero después de recibir la antorcha de manos de la ex baloncestista Hortencia Marcari, quien a su vez la había recibido del ex tenista Gustavo “Guga” Kuerten. El tricampeón de Roland Garros, que fue quien entró con el fuego en el estadio Maracaná de Río de Janeiro, era uno de los favoritos para encender el pebetero después de la renuncia de Pelé, según publicaron medios brasileños. Pelé, gran mito del deporte brasileño, anunció hoy mismo que ni siquiera podría asistir a la ceremonia de inauguración de los Juegos por problemas de salud.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados