Se habla de:

Baloncesto

article title

NBA: Golden State sobrevive al primer asalto

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Golden State Warriors puso el 1-0 en el marcador de la final tras llevarse por 108-100 el primer partido de las Finales. El encuentro no decepcionó a nadie: emoción, prorroga, Lebron y Curry a gran nivel… La audiencia americana ha dejado claro que el duelo entre Warriors y Cavaliers interesa, y los datos televisivos hablan de la mayor audiencia en un primer partido de las finales en la historia.

No empezó nada bien Golden State, Curry y Thompson demasiado ansiosos por anotar, el balón no circulaba y en los tableros Tristan Thompson se estaba comiendo a Green y Bogut. Los Cavaliers salieron muy agresivos, con LeBron tomando la iniciativa y asumiendo muchos tiros. El ataque de los Warriors no funcionaba, solo 2 asistencias en el primer cuarto, y los Cavs se fueron por 14 puntos, gracias a los triples de James y J.R. Smith. Los suplentes levantaron el ánimo “warrior” y un jugadón de Iguodala, excelente todo el partido, cerró el primer cuarto con un 29-20 para Cleveland.

En el segundo cuarto, los suplentes de Golden State continuaron imponiéndose, y la entrada de Marrese Speights, que llevaba sin jugar desde la serie contra Memphis, fue clave para reducir la diferencia. A partir de ahí apretaron el acelerador los locales, en los que Curry se enchufó, y con 8 puntos seguidos amenazó con romper el partido. Ahí se hizo grande Iman Shumpert para mantener con vida a los de Ohio, con 2 triples importantísimos. El ex jugador de los Knicks completó un partidazo también en defensa en su primera aparición en las finales. La primera parte acabó con 51-48 para Cleveland, con un triple casi sobre la bocina de J.R. Smith.

Marreese Speights volvió a ser clave para los Warriors

Marreese Speights volvió a ser clave para los Warriors

Las sensaciones al descanso eran muy buenas para Cleveland, tanto James como los jugadores secundarios estaban respondiendo bien al desafío, y a los Warriors se les veía, sobre todo al principio, superados por la presión.
En el tercer cuarto, los Cavs salieron a por el partido, y con Irving, James y un sensacional Mozgov se fueron rápidamente de 7 puntos. LeBron castigaba continuamente a sus defensores jugándoles al poste, pero los Warriors fueron capaces de mantenerse siempre a una distancia inferior a 5 puntos. En la última jugada del cuarto, un robo de Iguodala a James acabó con un mate que dejaba el partido empatado a 73.

El último periodo fue un continuo intercambio de canastas entre ambos equipos. James logró su mejor marca en anotación en las finales a mitad de cuarto, y con 37 puntos en su haber, estaba completando un partido espectacular. En los últimos minutos, se asoció con Mozgov (quizá demasiado) para que el ruso consiguiera canastas fáciles. Pese a su gran partido, Mozgov cometió pasos en una jugada, y falló un tiro cercano que podría haber significado la victoria de su equipo. Con empate a 96 y poco más de 30 segundos por jugarse, la pizarra de Golden State dio resultado y Curry consiguió una bandeja prácticamente solo, pero Irving llegó para taponarla en un esfuerzo defensivo monumental. Con bola para los Cavs para ganar el partido, Lebron buscó un lanzamiento exterior por encima de Iguodala que falló. El rebote llegó a manos de Shumpert que a punto estuvo de meter un triple imposible. Llegaba la prórroga.

Con un inicio muy desacertado por parte de ambos, Stephen Curry fue el jugador que mejor supo leer el partido, y sacó 2 faltas de tiro a Thompson e Irving que dieron a su equipo una ventaja de 4 puntos. Y llegamos al momento decisivo del partido, y quizá de la eliminatoria. Irving encara a Klay Thompson y cae al suelo lesionado de la rodilla. Consigue darle el balón a J.R. Smith, que falla otro tiro más (0-7 en triples tras el descanso). Green coge el rebote, y en el otro lado Harrison Barnes anota el triple que sentenciaba el partido para Golden State. Los Cavaliers perdían el partido y a un hombre clave. Irving ya venía arrastrando problemas físicos, y seguramente los casi 44 minutos que disputó no sentaron muy bien a su maltrecha rodilla.

LeBron James lamenta la oportunidad perdida de obtener el factor cancha

LeBron James lamenta la oportunidad perdida de obtener el factor cancha

El partido acaba con la sensación de que quizá merecieron más los Cavaliers durante los primeros 48 minutos, pero una nefasta prórroga donde se vio muy cansado a LeBron James les condenó. Las declaraciones de Irving en el vestuario ponen en seria duda su participación en el 2º partido, donde parece que otra vez LeBron tendrá que irse a cifras altísimas de anotación si su equipo quiere competir.

Los Warriors estuvieron a punto de pagar la novatada, pero demostraron otra vez más lo fuertes que son en su casa y la maestría que están demostrando en estos playoffs en cerrar partidos apretados. El segundo capítulo, el lunes en el Oracle Arena. Las finales de la NBA no han hecho nada más que comenzar, al menos, tendremos espectáculo otros tres partidos.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados