España

article title

Nacho Monreal, trabajo y constancia como virtudes

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

La baja de Jordi Alba por lesión obligó a Julen Lopetegui a buscar un sustituto para la banda izquierda de la Selección Española. Para ello, el seleccionador miró al extranjero, concretamente a la Premier, y allí encontró a un jugador español que recaló en el Arsenal hace cinco temporadas. Nacho Monreal (Pamplona, 1986), marcó ante Macedonia su primer gol con el combinado nacional y ha hecho del trabajo, constancia y dedicación las principales virtudes en su trayectoria profesional.

El navarro no es un jugador fuera de lo común. Alzar la voz no va con él, tampoco lleva el cuerpo marcado con tatuajes -que tan de moda está entre los futbolistas- y si no aparece en los medios cuando comete un error, mucho menos en actuaciones de nivel. Porque hacer bien su trabajo es lo normal. Como él, en el mundo del fútbol, hay muchos. Cientos y miles. Sin embargo, entre 2009 y 2016 se ha puesto en 15 ocasiones la camiseta de la Selección Española. Y esto, entre la gran cantidad de futbolistas españoles profesionales repartidos por todo el mundo, solo lo pueden contar unos pocos. No más de 800. Y uno de ellos es Nacho Monreal.

En los tres equipos que ha militado -Osasuna, Málaga y Arsenal-, la evolución y adaptación de Monreal es rápida, progresiva y constante. Criado en Tajonar, una de las canteras más prolíficas de nuestro país, debutó con el primer equipo de Osasuna el 22 de octubre de 2006, en Mestalla. Pronto confirmó sus buenas intenciones, las de uno de los jugadores con más proyección de Osasuna, se asentó en el equipo titular y pasó de jugar 10 partidos en su primer año a 31 en el último, en las cinco temporadas con los mayores.

En la temporada 2012/2013 cambió de aires, se fue al sur y en Málaga asomó la cabeza definitivamente por Europa. En tierras andaluzas duró dos temporadas, hasta que le llamó uno de los clubes más históricos de Inglaterra. Decir no al Arsenal es complicado y Monreal voló a la Premier. Wenger explicó por qué se fijaron en él: “Compramos a Monreal como lateral izquierdo, pero sabemos que también puede jugar de centrocampista por esa banda. Lo incorporamos porque creemos que se puede integrar a nuestro estilo de juego y adaptarse muy rápido. Tiene las características que le permiten hacer nuestro juego, tiene mucha movilidad, una buena pierna izquierda y una gran capacidad de toque. Esto es vital en nuestro estilo de juego”.

Photo by Paul Gilham/Getty Images

Photo by Paul Gilham/Getty Images

Cinco años en la liga inglesa, cinco años de crecimiento. De jugar menos de la mitad de competición a ser titular indiscutible en el lateral izquierdo. Jugador inteligente y ordenado en la colocación, cumple con lo que se le pide. Guarda bien su posición, su calidad técnica y movilidad le permite combinar con sus compañeros y le gusta pisar campo contrario. Pese a no ser un jugador de gran altura ni excesivamente corpulento, no suele tener problemas por alto y tampoco en el choque. Incluso ha llegado a jugar de central.

En sus 12 años como profesional Monreal siempre ha jugado en las máximas categorías del fútbol y tanto en los equipos españoles como en Inglaterra ha contado con el apoyo de los seleccionadores para amistosos o encuentros clasificatorios. Esta vez, Julen Lopetegui cuenta con él por encima de Juanfran. Sin grandes altibajos en su carrera, tampoco ha sufrido lesiones graves y de larga duración. Precisamente, debutó con España en un partido contra Macedonia en 2009. Siete años después, marca ante el mismo equipo. Por entonces, se trataba de un amistoso. Ahora, un partido clasificatorio para el Mundial de Rusia. Lo que refleja cómo ha sido la trayectoria de Nacho Monreal.

Foto cabecera: JORGE GUERRERO/AFP/Getty Images

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados