Fútbol inglés

article title

Mourinho y su primera derrota ante Wenger en partido oficial

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Con sarcasmo e ironía reaccionó el entrenador del Manchester United, Jose Mourinho, ante la primera derrota del año de su equipo, justo en el campo del Arsenal, uno de los clubes con el que mayor rivalidad engendró en las últimas temporadas.

“Los hinchas del Arsenal están contentos con el triunfo y yo me pongo contento por ellos”, respondió el portugués tras la derrota 2-0 del domingo ante los “gunners” en la Premier League. Claro que su respuesta tenía un doble sentido. “Cuando dejaba el estadio de Highbury (el viejo estadio del Arsenal), ellos lloraban. Y cada vez que dejaba el Emirates, ellos lloraban”, añadió Mourinho, en una manera de recordarle a los aficionados rivales que un equipo suyo nunca había perdido un partido de la Premier League ante el Arsenal.

Sin embargo, Mourinho intentó dejar en claro que sus palabras no llevaban una cuota de sarcasmo cuando las risas de los presentes interrumpieron sus dichos. “¿Ustedes creen que me pongo contento de que un gran club como el Arsenal no gane ningún trofeo?”, preguntó ante las carcajadas de los presentes. “Yo no me pongo contento con eso, soy absolutamente honesto”. Es lógico que quería ganar el duelo en Londres, explicó un Mourinho llamativamente tranquilo a pesar de una derrota.

Los goles de Granit Xhaka y Danny Welbeck cortaron una serie de 25 partidos invicto del equipo de Mourinho y complicaron las aspiraciones de finalizar entre los cuatro primeros del torneo y, con ello, lograr un boleto para la próxima Liga de Campeones del fútbol europeo.

Pero el portugués tomó con calma quedar a cuatro puntos del cuarto lugar, con nueve puntos en disputa. “Ya estaba cerrado el tema”, dijo Mourinho, que aspira a ganar la Europa League para conseguir su plaza en la Liga de Campeones.

El jueves, el United recibirá al Celta en la revancha de las semifinales, después de haber ganado 1-0 en la ida jugada en Vigo, España. Por ese motivo, alineó a varios habituales suplentes y no colocó en el once inicial a Paul Pogba y Marcus Rashford, entre otros.

Para los “gunners”, la victoria casi histórica en el prestigioso duelo llegó justo a tiempo: por un lado, fue una recuperación inmediata después de perder el clásico del norte de Londres ante el Tottenham. Pero además, sirvió para colocarse de nuevo en carrera por la última plaza para la Champions.

LEER MÁS: “Mourinho sacó lo mejor de mí”

Si el equipo dirigido por Arsene Wenger gana el miércoles su partido pendiente ante el Southampton superará en la tabla al Manchester United y quedará quinto a tres puntos del codiciado cuarto lugar. “Todavía tenemos posibilidades matemáticas, pero también necesitamos la ayuda de los otros equipos”, dijo Wenger, que en cambio no quiso darle demasiada importancia a su “primera victoria” sobre Mourinho.

“Hemos tenido muchos empates también, y jugamos ante grandísimos equipos, pero esto no se trata de un entrenador contra otro”, afirmó el francés, que recibió un llamativo elogió por parte de un condescendiente Mourinho: “Es un gran entrenador”.

Los enfrentamientos entre ambos al costado del campo frente a los bancos de suplentes parecen acontecimientos del pasado. Incluso, el domingo tuvieron un cálido intercambio, algo impensado hace algunas temporadas. No son pocos los que lo atribuyen a la falta de motivación y ambiciones de Mourinho por el presente de su equipo en la Premier League.

Phil Neville, comentarista de televisión y ex jugador del Manchester United, tal vez lo sintetizó en una frase. “El Arsenal vence al Manchester United y a nadie le interesa”.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados