Miscelánea

article title

Merseyside derby: historia, romanticismo y rivalidad

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Esteban GÓMEZ – Noroeste de Inglaterra. Más concretamente el condado de Merseyside. Una marcada tradición pesquera convirtió a la ciudad de Liverpool en una de las piezas claves de la economía inglesa a lo largo de la historia del país. Más tarde, otros factores como los Beattles en materia de música, colocaron a la ciudad en el mapa.

Inglaterra muestra un romanticismo especial cada fin de semana, en cada uno de sus partidos, en cada uno de sus estadios. Su trato por el espectáculo, desde el más mínimo plano televisivo al ambiente siempre fiel desde las frías gradas que se convierten en calurosos ánimos, convierten a la Premier League en uno de los grandes focos de atención.

La Liga Inglesa vivirá este fin de semana uno de los grandes clásicos que se pueden disfrutar cada temporada, cada año. La ciudad de Liverpool vivirá su derbi local, enfrentando en Goodison Park al Everton y a Liverpool, en un partido que paralizará la ciudad, y que se convertirá, una vez más, en uno de los grandes focos de la jornada. Más que un partido. La ciudad se divide en azul o rojo, colores de ambos equipos. No existe el azulgrana. O se es de uno o se es de otro, destacando la importancia del fútbol en una de las principales ciudades del país.

Una rivalidad que se iniciaba hace dos siglos, siendo uno de los grandes derbis del fútbol inglés. Anfield actualmente es conocido como el templo del Liverpool, la parroquia de la afición Red, el coliseo que todo aficionado al fútbol debe visitar por el amplio historial de grandes noches europeas que ha albergado.

Sin embargo, sus orígenes se encuentran en las filas del Everton. Los Toffees se hospedaban en Anfield, en trámite de alquiler. Un impago en el arrendamiento de las instalaciones deportivas provocó que el Everton se viera relegado a otro estadio, siendo obligado a dejar el hoy estadio del Liverpool. Los Reds aprovecharon la oportunidad y, desde entonces, albergan en el mítico estadio sus encuentros como locales.

Históricamente, el Everton es el primer equipo de la ciudad, pero una serie de divisiones dentro del seno del club provocó que el equipo se dividiera en dos vertientes, convirtiéndose finalmente en dos clubes autónomos y creando así la rivalidad deportiva que hoy en día se conoce.

El derbi de Merseyside es conocido también a nivel popular como el derbi amistoso, puesto que (como puede ocurrir en otros como los disputados entre Athletic Club de Bilbao y Real Sociedad, por ejemplo) ambas aficiones comparten grada. Es decir, las aficiones no se encuentran totalmente separadas, como ocurre en la gran mayoría de encuentros. Al ser un derbi local es lógico que, dentro de una misma familia, haya integrantes de los dos clubes, llevando la rivalidad sana fuera de los terrenos de juego. Un claro ejemplo de que el fútbol debe ser un espectáculo de unión.

Una rivalidad local que queda reflejada en los preciosos planos aéreos, puesto que son escasos los kilómetros de distancia entre ambos estadios, sólo separados por el famoso Stanley Park, un nutrido espacio verde en la ciudad que sirve de barrera natural entre ambos coliseos, y al fin y al cabo, entre ambos clubes.

Se trata del derbi más "regular" del fútbol inglés, puesto que se disputa de forma ininterrumpida desde el año 1962, cuando el Liverpool logró el último ascenso. Desde entonces, cada temporada, se disputa un derbi familiar, local, recogido, que sobrepasa la línea de lo deportivo, abriendo un abanico de sensaciones que no acaban cuando el colegiado señala el túnel de vestuarios.


Imagen de un Merseyside Derby de 1999 | Getty

Ian Rush (Liverpool) es el máximo goleador en los derbis de la ciudad, con 25 goles en total. Sin embargo, teniendo en cuenta los partidos disputados en Premier League, es Dixie Dean (Everton) el  máximo goleador histórico. Steven Gerrard, en activo, es el sexto máximo anotador, con 6 goles desde 1998.

Goodison Park acogerá uno de los derbis más igualados de las últimas temporadas. El Liverpool llegará en segunda posición, con su temida dupla Luis Suárez-Sturridge (16 goles entre ambos en 11 partidos disputados), y con el objetivo de sumar una victoria que cumpla el doble objetivo de puntuar en un estadio siempre complicado y de ganar al máximo rival local. Por su parte, el Everton de Roberto Martínez, llegará sexto en la tabla, y con la motivación de, en caso de victoria, alcanzar al Liverpool en la tabla. Una temporada mediáticamente menospreciada, puesto que su sexta posición maquilla sus posibilidades reales de pelear, hasta la fecha, los puestos de Liga de Campeones.

Derbi de Merseyside. Un encuentro que siempre deja detalles románticos, dignos de ser analizados, detalles de un partido familiar, donde la unión de un pueblo sólo se ve fracturada por el contraste del azul "Toffee" y el rojo "Red".

[Sigue la actualidad del Liverpool en @LFCsphera]
[Sigue la actualidad del Everton en @EvertonSphera]

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados