article title

Mercato: El Valencia debe cuadrar el presupuesto

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Domingo ORTIZ – Comparto la responsabilidad de no presentar déficit en el balance a final de temporada. Entiendo el gravamen de unas cuentas bien ordenadas y sin aspavientos. Pero si el Valencia mira por el retrovisor conecta de lleno con los ojos de los equipos que pululan en la periferia del descenso. No es baladí que, tras 21 jornadas disputadas del campeonato doméstico, el equipo de Juan Antonio Pizzi ocupe la décima posición con 25 puntos y que esté solo seis por encima del descenso. Posiciones de acantilado donde el Valladolid es quien marca la raya. Y atiendo a esta reflexión por el éxodo que parece que se puede dar en el mercado de invierno. A las salidas, a falta de las pertinentes revisiones médicas, oficiosas que no oficiales, de Dorlan Pabón (cedido hasta junio de 2015 al Sao Paulo) y Hélder Postiga (cedido a la Lazio con opción de compra no obligatoria de tres millones y medio) se unen las posibles de Sergio Canales, Éver Banega y Andrés Guardado. Estamos a 36 horas del cierre de mercado y la situación del equipo, aun sensibilizado con las cuentas, no permite un desplume de efectivos que te deje en cueros hasta final de temporada.

El Valencia sigue vivo en la Europa League y tiene la obligación de, no solo espantar fantasmas y malos augurios, sino de acercarse a los puestos europeos. Lo dicta su naturaleza e idiosincrasia. Afirmaba ayer Mathieu en sala de prensa que se está en “una temporada de transición” y, aun no faltándole razón en el fondo del discurso, es un traspié denunciable que saliese de la boca de un agente importante del juego. Y más,  haciéndolo de forma pública. Principalmente porque queda casi la mitad de la temporada, con objetivos por los que pelear y por la desilusión que puede transmitir a su parroquia. Una señal de bajada de brazos. No le vendría nada mal un tirón de orejas al francés. Por todo ello, el Valencia no puede permitirse la descapitalización masiva de activos. Al menos sin recambios. Se trabaja a destajo en la dirección deportiva del club para conseguir también incorporaciones, más allá de la de Vargas.

Se busca un central y un delantero goleador pero tanto Otamendi como Osvaldo, las dos primeras opciones para Rufete y Ayala, son harto complicadas por las pretensiones económicas. Así pues, el Valencia se encuentra desenfrenado y con la cuenta atrás activada para intentar tapar los agujeros que dejen las salidas de futbolistas (en cuanto a número). Al menos esa es la intención. Se juega demasiado la entidad, en pleno proceso de venta, como para seguir flirteando con metas dañinas e inimaginables al principio de campaña. Y en este marco no ayuda a escapar del miedo pensar que se ha de salir del tonteo con menos efectivos que en la primera vuelta. Sería un desafío imprudente a la par que peligroso.

El pasado verano ya se debatía si la plantilla del Valencia era corta o no, si era Djukic quien había pedido tener menor número de integrantes o la situación económica del club la que obligaba a ello. En cualquier caso, ya existía una clara dicotomía al respecto. Si tras el mercado invernal se vuelve a reducir el número de la misma, con la situación que atraviesa el equipo, se va a llegar al tramo decisivo de la temporada con pocos mimbres. Efectivos, como el chileno Vargas, que llevan tiempo sin competir y que no sería nada descabellado que acusaran el apartado físico y sobresaliera algún tipo de molestia muscular. Las espaldas han de estar bien cubiertas ya que el coqueteo con la zona peligrosa quita el hipo a más de uno y no agradaría después tener que recordar esas deficiencias numéricas en la plantilla del Valencia.

Mucho trabajo, pocas horas. Quedan por resolver varios interrogantes que tendrán respuesta en breve. Miramiento económico, sí, responsabilidad en cuanto a los números del club, también, pero cuidado con el apartado deportivo, no vaya a ser que se tenga el ojo vago y cuando se busque al oculista ya sea demasiado tarde.

NOTA: En la mañana del jueves se anunciaba que Seydou Keita fichaba por el Valencia.  y se informaba de las cesiones de Hélder Postiga (Lazio), Andrés Guardado (Bayer 04 Leverkusen) y Dorlan Pabón (Sao Paulo). 

[Sigue la actualidad del Valencia CF en @ValenciaSphera]

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados