Fútbol italiano

article title

Las relaciones de Fabrizio Miccoli con la Cosa Nostra

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Redacción – Durante los últimos meses, el nombre del capitán del Palermo Fabrizio Miccoli ha estado en la primera plana en el ámbito deportivo, tanto por el descenso del club siciliano como porque su contrato finaliza el próximo 30 de junio y dejará el club. Sin embargo, temas más escabrosos también rodean al talentoso delantero italiano. 

Fabrizio Miccoli está siendo investigado por la Procura de Palermo por sus relaciones con la mafia siciliana, la Cosa Nostra. Concretamente por su amistad con Mauro Lauricella, hijo de Antonino Lauricella, boss de la Kalsa, una de las familias mafiosas de Palermo.

Tal y como señala el diario La Repubblica, Miccoli está siendo investigado por la acusación de extorsión. Siempre según estas averiguaciones, el futbolista salentino habría pedido a Mauro Lauricella “facilidades” para recuperar una suma de dinero de unos socios de una discoteca. También está siendo investigado por acceso abusivo a un sistema informático, relacionado con la obtención de unas tarjetas sim de teléfono.

Por si fuera poco, en algunas de las conversaciones interceptadas entre Miccoli y Lauricella, el jugador se refería de manera despectiva e insultante a Giovanni Falcone, como “Quel fango di Falcone”. El juez Falcone es uno de los símbolos, junto a Paolo Borsellino, de la lucha antimafia en Sicilia, asesinados por la Cosa Nostra en 1992.

La Procura también investigan los encuentros de Miccoli con Francesco Guttadauro, sobrino de Matteo Messina Denaro, uno de los hombres fuertes y más buscados de la Cosa Nostra, e hijo de Filippo Guttadauro, correo entre Messina Denaro y el antiguo Capo dei capi de la organización mafiosa sicliana, Bernardo Provenzano.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados