Se habla de:

Celta

article title

Las Palmas 2-5 Celta: lo mejor, lo peor y las notas

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Se estrenaba Pako Ayestarán en el banquillo de Las Palmas como local y su equipo comenzó el choque con muy buen tono y dominando en campo rival a través de un Jonathan Viera muy enchufado tras su debut con España, de un activo Tannane y del siempre peleón y peligroso Calleri. Precisamente, el argentino fue protagonista de la primera ocasión del partido tras dejar de cabeza un balón que Pedro Bigas envió arriba.

La salida rasa celeste se complicaba debido a la elevada presión que ejercían los amarillos, pero los de Unzué empezaron a saber hacer daño a través de las conducciones individuales -quizá en exceso- de Emre Mor y la movilidad y los apoyos interiores de un entonado Pione Sisto. Con ellos, el Celta dio rápidamente la vuelta al dominio local y en el 16′ de juego, un pase entre líneas de Wass -reconvertido a lateral derecho ante las bajas- encontró una definición con la zurda de Mor que acabó en las mallas para establecer el 0-1.

Los vigueses aprovecharon el momento dulce de gol para seguir insistiendo por las mismas verticales vías e incluyendo en ellas a Iago Aspas, que en el 19′ lograría doblar la ventaja para su equipo tras una bicicleta en el margen del área y un envío atrás que se convirtió en un disparo involuntario al primer palo que acabó suponiendo el 0-2 tras tocar en el pie de Chichizola. La Unión Deportiva tardó unos cuantos minutos en reaccionar, pero lo hizo y volvió a dominar en campo rival como en el inicio del encuentro, aunque se topó varias veces con un atinado Rubén Blanco -uno de los motivos de la mejora defensiva del Celta-, que negó el merecido recorte de distancias de los locales antes del descanso.

Tras avisar Aspas un minuto después de la reanudación, el Celta no tardó ni cinco minutos en marcar el gol que parecía sentenciar definitivamente el encuentro. Un pase perfecto desde campo propio de Pione Sisto, encontró a Jozabed en banda izquierda, quien de primeras plantó a Iago Aspas solo ante Chichizola, donde el de Moaña culminó con un remate de zurda a la base del palo un contragolpe perfecto, en el que el Celta volvió a sacar partido de una deficitaria salida de pelota desde atrás de Las Palmas.

El partido tuvo un momento de reapertura en el minuto 52, tras la expulsión de Rubén Blanco por una entrada -en la que toca claramente el balón- sobre Jonathan Calleri muy fuera del área, tras verse obligado a salir de los tres palos debido a una nefasta entrega hacia atrás de Pione Sisto. Sin embargo, los locales, pese a juntar en el campo durante toda la segunda mitad a Calleri y a Loïc Remy y a no perder la intención de dominar en la mitad celeste; se fueron apagando poco a poco hasta perder por entero el efecto efervescente posterior a la tarjeta roja de Rubén.

Una actitud que el Celta aprovechó para, incluso con el pie levantado del acelerador, hacer todavía más sangre. El 0-4 llegó por mediación del ‘Tucu’ Hernández, con un disparo desde dentro del área tras una buena jugada de Jonny ante el que Chichizola, como en alguno más de los goles previos, pudo hacer bastante más. Y la manita en el 76′, tras la enésima gran jugada de un Pione Sisto con muchísima libertad de movimientos, que volvió a encontrar a Iago Aspas en una posición franca para volver a aguijonear al meta argentino de Las Palmas y rubricar un partido perfecto en lo personal y en lo coral. Vitolo, con su primer gol en su vuelta a Las Palmas, y Remy, con su tercera diana en las últimas tres jornadas, maquillaron el resultado con el tiempo reglamentario ya cumplido.

LO MEJOR: El trío ofensivo del Celta. Exquisito Pione Sisto, yéndose por el carril intermedio y siendo decisivo tanto con la pausa y la elección del pase como con el desborde. Letal Iago Aspas, de vuelta a la posición de delantero centro. Y prometedor Emre Mor, que empieza a extraer productividad del veneno de sus conducciones verticales, rapidísimas y con el cuero pegado al pie.

LO PEOR: El fallo puntual pero gigantesco de Pione Sisto en la expulsión de Rubén Blanco tras haber sido hasta ese momento el jugador más decisivo de su equipo y la propia tarjeta roja recibida por el arquero gallego, siendo esta muy rigurosa y contradiciendo el gran momento de forma del cantero celtiña, gran protagonista de la reciente mejoría defensiva de los de Unzué.

JUGADOR SPHERA (MVP): Iago Aspas

Puntos Futmondo
Las Palmas:

XI Inicial: Chichizola (3); Míchel Macedo (4), David García (4), Bigas (4), Herrera (4); Aquilani (4), Hernán Santana (5); Tannane (5), Viera (6), Momo (4); Calleri (6)

Suplentes: Remy (6), Lemos (5), Vitolo (6)

Celta:

XI Inicial: Rubén Blanco (6); Wass (8), Cabral (7), Sergi Gómez (6), Jonny (7); Tucu Hernández (8), Lobotka (7), Jozabed (6); Mor (7), Aspas (9), Sisto (8)

Suplentes: Sergio Álvarez (5), Fontàs (5), Radoja (s.c)

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados