Fútbol Europeo

article title

Las lágrimas de los gladiadores

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El Real Madrid consiguió el título que les proclamó por onceava vez, campeones de Europa. Un título que no pudo tener un final más ajustado como es jugárselo todo a una tanda de penaltis. Esta vez no hubo portero salvador. El palo derecho de la meta en ese momento defendida por Keylor Navas escupió hacia fuera un balón que enviaba Juanfran desde los once metros. Cristiano Ronaldo consiguió el gol en un disparo a placer a la izquierda de Oblak, lanzado con fuerza a media altura.

A partir de entonces Juanfran es tal vez uno de los jugadores que peor se sienten en estos momentos. Un futbolista que criado en la cantera blanca y como tantos otros salió del club blanco para jugar primero en el Espanyol una temporada y cinco en Pamplona antes de que en la 2010-11 comenzara a disfrutar de las mieles del éxito que iba a tener desde esa temporada el Atlético de Madrid.

Pero a veces el fútbol es ‘injusto’ o mejor dicho, no entiende de justicia y en el último paso se quedó saboreando un título que esperaba toda la afición colchonera. Esto sin embargo ha pasado a innumerables jugadores tanto de la élite como del resto de futbolistas:

1984: Arconada

Hablar de Arconada es hablar de uno de los mejores porteros que ha existido en el fútbol español. Uno de los futbolistas que más temporadas ha jugado en un mismo club. Real Sociedad. Llegó al primer equipo en 1974, aunque no debutó hasta 1975 ante el Liverpool. Derrota por uno a tres pero sería el comienzo imparable de un portero que ganó dos Ligas con el club donostiarra y tres ‘Zamora‘. Es tal vez de los jugadores con los que la historia futbolística ha sido más injusto ya que a pesar de la falta lanzada por  Platini no fue atajada, es cierto recordar que el gran Buffon tuvo un error similar ante España en la Eurocopa. Distinto resultado pero por apenas unos centímetros. Aún así la selección española venció a Italia.

1993: Djukic

Uno de los protagonistas de la eclosión del Deportivo como el ‘Superdepor‘. Llegó en 1989, fue uno de los futbolistas que hizo hizo subir al equipo a Primera. Cogió la responsabilidad de lanzar un penalti que permitía al Deportivo de la Coruña ser, entonces, por primera vez en su historia campeones de Liga. El lanzamiento sin embargo fue atajado por el guardameta contrario, Gonzalez del Valencia, y dio el título al Barcelona de Cruyff. Tras la temporada 1996-97 fue traspasado casualmente al equipo del Túria, consiguiendo en el club durante sus seis campañas una Intertoto, una Copa del Rey, una Supercopa de España y la ansiada Liga.

 

1994: Roberto Baggio

Si hablar de Arconada es hacerlo de uno de los mejores porteros que ha dado el fútbol español, este delantero de Vicenza lo es como atacantes de Italia. Tres campañas en el equipo de su provincia (él nació en Caldogno un municipio de allí), pasando por la Fiorentina, Juventus, Milan, Bologna, Inter para acabar cuatro campañas en el Brescia. El año 1994 es para los españoles el Mundial de Tassotti. Casualmente tras ese acto antirreglamentario tuvo lugar el gol de este futbolista en el marco español, llegando a jugar la selección transalpina la semifinal y por último la Final ante Brasil. Empate. Llegan los penaltis. Tres a dos. Si marcaba, empataba. Sino Mundial, para Brasil. Lanza fuera del marco defendido por Taffarel. Brasil gana el Mundial.

 

2000: Raúl

El ‘7’ del Real Madrid durante trece años, es tal vez uno de los jugadores de los que su ausencia en la lista de aquellos que con la selección ganaron todo, siempre causa extrañeza. Desde su debut en Zaragoza en 1994, hasta su último partido como merengue en 2010, casualmente el mismo equipo; siempre ha sido de los que han dado todo por el club. Todo lo que se puede conseguir en un equipo lo consiguió. El no haber conseguido nunca un ‘Balón de Oro’ es uno de los casos inexplicables para muchos que se han dedicado a este deporte. Pero otro de los lunares aparte de la ausencia también de títulos con la Selección es el penalti errado en la Eurocopa de 2000. Cuartos de Final, Barthez realiza un penalti al blaugrana Abelardo. Pena máxima para conseguir el empate y por tanto la prórroga del partido. El penalti lo lanza Raúl. Lo intenta lanzar tan ajustado que se marcha arriba de la portería. Francia pasa de ronda y gana la Eurocopa. El fantasma de cuartos no se ‘iría’ hasta el 2008. El rival Italia, pero ya Raúl no estaría en la selección.

2001: Pellegrino

Mauricio Pellegrino llegó a España de la mano del Fútbol Club Barcelona que tras una temporada en la que consiguió la Liga, fue traspasado al Valencia en el que estuvo desde la 99-2000 hasta la 2004-05 que marcharía primero al Liverpool y después al Alavés, jugando una temporada con cada club. La llegada de Pellegrino supone tal vez los mejores siete años seguidos que ha tenido en su historia el conjunto ‘ché’. Dos finales seguidas de la Copa de Europa, dos Ligas, una Copa de la Uefa y una Supercopa de Europa. Sin embargo el futbolista argentino es recordado también porque en la segunda final consecutiva que disputó el conjunto valencianista, ante el Bayern, marró uno de los penaltis de la tanda que supondría una nueva Copa de Europa para el conjunto bávaro.

2004: Beckham

El fútbolista más mediático hasta la llegada de Cristiano Ronaldo, fue santo y seña en el Manchester United. Sus pases largos y sus lanzamientos libres han sido de los mejores que se han podido ver en un terreno de juego. Conocido es el tiro de falta lanzado en su última campaña como ‘red devil’ ante el que sería su siguiente club, el Real Madrid. En el club blanco no consiguió los títulos esperados consiguiendo una Liga en su última campaña como merengue además de ser la temporada en la que durante gran parte de ella fue apartado por Capello por tener firmado un contrato con los Galaxy de Los Angeles. Pero en 2004 tuvo lugar uno de los momentos más tristes para el futbolista inglés. Como si de España se tratase, Inglaterra fue apeada por Portugal en penaltis, en cuartos de final. El primer lanzamiento inglés fue del ‘7’. Muy alto, parece ser que fue por el terreno de juego ya que tras lanzar la pena máxima el futbolista se quedo mirando el lugar donde estaba apeado el balón. 6 tantos a 5 fue el resultado final en los penales, pero para el futbolista de Leytonstone, es el momento o de los peores momentos de su carrera.

2006: Riquelme

Tal vez de los mejores futbolistas que ha tenido Argentina. Se dice que el solo destrozó con el Boca Juniors al Real Madrid en la Intercontinental de 2000. Llegó a la Liga española en 2002 jugando para el Barcelona. Sin embargo Van Gaal le dijo que no contaba con el, algo que siempre agradeció el argentino. La sinceridad del holandés con él. Llega al Villarreal al año siguiente y se convierte en un club a tener muy en cuenta. 2006, Copa de Europa. El Villarreal llega a semifinales. El conjunto castellonense venía de una derrota por la mínima en la ida, en casa del Arsenal de Wenger. En el minuto 88, Clichy comete una falta dentro del área, pitando el árbitro pena máxima. LehmannRiquelme. El argentino dispara bajo a la izquierda del portero. Para el alemán. Los nervios contenidos por varios de los aficionados que fueron a ver el partido al campo, se convierten en lagrimas… El Arsenal pasa, apeando en la ronda a todo un Villarreal trabajador y con grandes futbolistas.

2008: John Terry, Cristiano Ronaldo y Nicolás Anelka

Este trío de enormes futbolistas fueron los que vieron como al fallar una pena máxima podían dar al conjunto contrario la Copa de Europa. Y así fue en el caso de Nicolás Anelka. Fue la final de la Copa de Europa de la temporada 2007-2008. Una final inglesa. Chelsea y Manchester United. El partido llegaba a la tanda tras acabar los 120 minutos con empate a un gol. Cristiano Ronaldo y Lampard fueron los artífices de sendos goles. Llegaron los penaltis y los dos errores de los ‘blue‘ ante un experimentado Van der Saar hicieron que el Manchester consiguiera su esperada Copa de Europa. Cristiano Ronaldo tras la parada del holandés se derrumbó a llorar ante la carrera de sus compañeros a abrazar al guardameta.

 

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados