Se habla de:

Fútbol italiano

article title

La fuente de la juventud llega al Milan

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Basta ya de viejos, quiero un Milan de jugadores Sub-23“. Fueron las palabras de Silvio Berlusconi allá por 2009, pero han sido siete años después, y con su adiós cada vez más cerca –el club pasará a ser controlado por un grupo inversor chino-, cuando el Milan ha vuelto a descubrir lo que es el producto joven. Con Vincenzo Montella en el banquillo, y más por necesidad que por deseo, lo cierto es que ante la Lazio pudimos ver sobre el terreno de juego a siete jugadores -seis de inicio- en edad Sub-23: Donnarumma, Calabria, De Sciglio y Locatelli como canteranos rossoneri; y Romagnoli, Suso y Niang como foráneos. Con ellos, el Milan ha registrado un once con una edad media de 24 años y 11 meses.

Un hecho insólito el que se ha producido en San Siro que no sucedía desde el Piacenza-Milan de 2003, cuando en la última jornada de aquella Serie A se juntaron unos jovencísimos Dal Bello, Aubameyang (el hermano del jugador del Dortmund), Pastrello, Dalla Bona, Michele Piccolo, Alessandro Matri y Bortolotto, que aunque no pudieron evitar caer derrotados por 4-2 en el Stadio Leonardo Garilli, fijaron la edad media de aquel once en 23 años y 5 meses.

Mucha juventud en este inicio

Puede parecer casualidad, pero no lo es. La realidad es que los tiempos de austeridad que vive el Milan ha propiciado la necesidad de tener que tirar de la cantera, algo que no ha supuesto un problema para Montella, pues ha comenzado el campeonato dando muchos galones a la camada joven de este Milan 2016/17. La prueba es que en las cinco primeras jornadas de Serie A, la edad media de todos los onces ha sido de 25 años y 10 meses.

Para ver unas cifras de edad media tan baja habría que remontarse a la temporada 1985-86, cuando con Liedholm en el banquillo se llegó a los 25 años y 3 meses. Datos brillantes teniendo en cuenta que, por ejemplo, la temporada pasada el Milan de Mihajlovic completó los primeros cinco partidos con una edad media de 27 años y 3 meses, cifras todavía alejadas de los 29-30 años de entre 2006 y 2012.

Pero que el Milan haya sacado producto joven no debe ser noticia. Noticia debe ser que ha ganado tres partidos con ellos. Y ha ganado, además, con buenas actuaciones individuales de los jóvenes, algo que permite vislumbrar un futuro esperanzador en Milanello, pues si son capaces de combinar esta sabia nueva con jugadores experimentados no será raro verles otra vez allá por dónde hemos perdido la costumbre de verlos, en las primeras posiciones de la tabla.

Los protagonistas Sub-23

Gigi DONNARUMMA – Con apenas 17 años ya es uno de los valores más importantes del Milan, tanto que ha incluso debutado con la Selección de Italia. El hecho de ser menor de edad le impide firmar largos contratos, y su vinculación finaliza en 2018. Según palabras del propio Berlusconi, “en Donnarumma puede estar el portero rossonero de los próximos 20 años“. Casi nada.

Alessio ROMAGNOLI – Malvendido por la Roma (25 millones), cegada sólo por el presente del joven, a Romagnoli le espera probablemente un futuro como defensa central titular de la Nazionale italiana. Con 21 años aún debe pulirse, pero ya lidera la defensa de un Milan que ha rechazado ofertas millonarias por él este verano. Acaba contrato en 2020.

Davide CALABRIA – Tiene 19 años y parece que va a tener bastante protagonismo con Montella. Eclipsado la temporada pasada por sus compañeros de posición, el año de aclimatación al profesionalismo y su polivalencia -puede jugar de lateral por las dos bandas- le puede dar muchas oportunidades este curso. Tiene contrato hasta 2020.

LEER MÁS: Los 10 mejores Sub-20 de la Serie A

Mattia DE SCIGLIO – Aterrizó en la primera plana del fútbol de manera extraordinaria y por eso se habló incluso de un posible fichaje por el Real Madrid. Ahora, con 23 años y después de firmar una buena Eurocopa, parece estar recuperando el nivel perdido en los últimos años. Es lateral y se defiende con solvencia en ambos costados. Atado hasta 2018.

Manuel LOCATELLI – Tiene muy poco recorrido en el primer equipo, pero apunta maneras. Su juventud (18 años) no parece ser un problema para Montella, que le ha dado la alternativa en este inicio de temporada. Centrocampista vocacional, los más expertos le auguran un futuro como regista (pivote) a este joven que finaliza su vinculación como rossonero en 2018.

M’Baye NIANG – La temporada pasada fue, hasta su lesión, de lo mejor de un Milan muy irregular. A sus 21 años y tras algunas cesiones a Francia e Italia, que le sirvieron para terminar de ‘educarse’ como jugador, se ha convertido en oro para Montella, que lo está situando en un costado, dónde explota su velocidad, desparpajo y facilidad para abrir huecos. Tiene contrato hasta 2019.

SUSO Fernández – Ahora mismo parece insustituible. Su inicio de temporada en términos de goles y asistencias es brillante y parece contar con la plena confianza de Montella. Con 22 años y después de vagar por Liverpool, su cesión al Genoa el pasado curso relanzó su carrera. Ahora no se entiende un Milan sin él, que lo tendrá -mínimo- hasta 2019.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados