Miscelánea

article title

La fiesta del Bayern de Múnich deberá esperar

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Hadrian DISTELMAIER – Finalmente el Bayern München deberá esperar a la jornada 27 para poder cantar el alirón. El conjunto de Pep Guardiola ganó, con bastante trabajo, en Mainz por dos goles a cero y sumó así su 51 partido consecutivo sin conocer la derrota. Para cantar el alirón, los bávaros necesitaban que tanto Borussia Dortmund como Schalke no sumarán los tres puntos contra Hannover y Eintracht Braunschweig respectivamente, cosa que si hicieron (0-3 y 3-1).

De todas formas, la celebración podría darse el próximo martes dia 25 de marzo en la capital alemana. El equipo muniqués dependerá en esa ocasión de sí mismo para proclamarse campeón por 24ª vez en su historia. Deberá ganar ante el Hertha y no importará el resultado que se de en el Revier Derby entre sus mas inmediatos perseguidores, BVB y Schalke 04.

Campeón mas precoz de la historia
El entrenador oriundo de Santpedor podría superar los fabulosos números de su antecesor, Jupp Heynckes. El alemán lo consiguió la temporada pasada en la jornada numero 28, mientras “Sepp” Guardiola podría lograrlo una antes … Y solo en su primera temporada al mando de la nave muniquesa. A estas alturas, la temporada pasada el Bayern tenia 69 puntos, mientras que en esta ya lleva 74. Números estratosféricos que parecen imposibles de superar.

Celebración lejos de Munich
Por 7ª vez consecutiva se tendrá que celebrar lejos del Allianz Arena, otra vez. La afición bávara puede estar descontenta en este sentido, pero solo se quedará en una simple anécdota. Desde la construcción del estadio, el Bayern nunca ha certificado matemáticamente ningún campeonato allí. Aún así, los fans no tendrán ningún reparo en salir a celebrar a la Ludwig Strasse o a la Leopold Strasse, que se tiñe de rojo en días especiales, además de fuegos artificiales y cánticos durante varias horas.
Partiendo de que se logre la “Ensaladera” de forma matemática, Der Rekordmeister podrá brindar a sus aficionados un espectáculo ante el Hoffenheim el sábado 29 de marzo, partido que, curiosamente, a principios de curso no estaba completamente vendido porque los de la región de Baden Wurtenburg jugaban relegation.

La famosa y cada vez más extinta competitividad
La Bundesliga era famosa por su gran competitividad en todos los niveles. Los grandes números del Bayern están haciendo desaparecer estos tópicos. Sus perseguidores, por diferentes motivos, no pueden seguir el ritmo de este gigante rojo, que no se cansa de ganar, y no quiere que nadie usurpe su trono, su triple corona. 
Hace apenas dos años, nadie preveía tal hegemonía. Ahora el aficionado se pregunta  que cuándo acabará. La Bundesliga nunca dejará de sorprendernos. Y nosotros disfrutamos con ello.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados