Atlético

article title

Koke, de profesión mediocentro

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Decía Diego Pablo Simeone que para jugar en el medio hay que tener algo más que posicionamiento y técnica, algo más que solo la experiencia da, y que no hay más remedio que jugar, jugar, jugar y volver a jugar para comprender los entresijos de una zona clave para el desarrollo ofensivo y defensivo del juego.

Casi 300 partidos después, Jorge Resurrección Merodio está más que cualificado para empezar su etapa de mediocentro en el Atlético de Madrid. Es obvio que esa posición no es desconocida para Koke, ya había jugado minutos en ese rol, experimentos que le alejaban de la zona de influencia del área rival, donde su determinación y último pase eran más preciados para Simeone y para el Atlético de Madrid, no obstante, el canterano ya lleva 75 pases de gol. Un arma infalible.

Dice Simeone hoy, en la previa de una nueva jornada de Liga, que ‘Koke es determinante en el medio’, a fuego. Aunque dejó la posibilidad de volver a verle en banda cuando las exigencias del guión lo exijan así. La grave lesión de Augusto, y el proceso de recuperación de Tiago dejaron la única opción viable de aprovechar a Koke o a Saúl en el mediocentro junto a Gabi. Jugar al lado de Gabi es un seguro, la escoba que todo lo barre en el momento y en el lugar apropiado.

Koke Resurrección, de profesión, mediocentro | Getty

Koke Resurrección, de profesión, mediocentro | Getty

¿Qué gana el Atlético con Koke en el medio?, circulación, pase vertical, desplazamiento en largo, mayor ritmo de balon y liberar una banda para el rock & roll de Carrasco, o la técnica de Gaitán. Muy recomendable en el Calderón ante equipos cerrados que necesiten un poco más de energía en el desborde. No todo son ganancias claro, un doble pívote con Gabi / Tiago te asegura un control del juego más eficaz y la casi tarea imposible de derribar una pareja complementaria para llegar a los dominios del muro formado por Oblak, Godín y Savíc.

En el último partido de Liga, en Mestalla, con 0-1 en el marcador, corría el minuto 79 cuando Tiago volvía de lesión para jugar unos minutos y sustituir al goleador del partido, Antoine Griezmann con la misión de aguantar el resultado. A parte del testimonial cambio, por lo ocurrido después, el cambio táctico, fue dejar a Koke en el centro y llevar a Gabi a la banda derecha, de manera que el mediocentro en esos minutos finales fue Koke y Tiago, dejando al capitán en el costado. ¿Fue para tapar las subidas de Gayá?, ¿o es que Koke es inamovible en el centro?. Bienvenidos a la versión mejorada de un futbolista mayúsculo.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados