Celta

article title

Karpin: “En el Celta fue donde más disfruté del fútbol

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El ex jugador Valery Karpin cree que el dinero y la falta de competencia han arruinado la calidad del fútbol ruso y de su selección, a la que no le augura un gran rendimiento en la Copa del Mundo que organizará el país en 2018.

“Hay dos fenómenos que están arruinando el fútbol ruso: el dinero y el límite a los extranjeros“, dijo el ruso de 48 años en una entrevista con la agencia dpa en Moscú.

“Solo nos queda rezar para que a los jugadores que hay ahora en la selección se les unan dos o tres. Más no se puede hacer“, agregó Karpin durante una conversación en un estudio del canal Match TV, donde el ex futbolista habló sobre la final de la Copa Confederaciones entre Alemania y Chile, el doping y su paso por España como jugador.

¿Qué opina de Chile?

Los chilenos son un equipo muy interesante, que juega un fútbol fantástico. Un equipo que hace una presión muy fuerte y puede jugar con el balón. Y sobre todo tienen gente de calidad como Alexis Sánchez, Arturo Vidal y algunos otros que juegan muy bien al fútbol y se relacionan muy bien con el balón. Por eso están en la final merecidamente. Desde Sudamérica sopla un viento más fresco hacia Europa. Y ese es un fútbol que a los fans les gusta más que el fútbol cerrado que solo apunta al resultado.

¿Alemania tiene dos equipos que podrían ser semifinalistas de un Mundial?

Dos o incluso tres. Sí, es increíble. Aunque no haya venido el equipo titular, todos los jugadores que están ahora mismo en la selección de Alemania podrían estar casi en cualquier selección del mundo.

¿Quién es para usted el favorito?

Antes de las semifinales apostaba por Portugal y Alemania. Pero Portugal está fuera. En Alemania la mayoría de jugadores rotaron y eso da a los alemanes otra ventaja en lo físico. Los chilenos han jugado prácticamente con el mismo equipo siempre. Por eso veo a Alemania como favorita.

¿Qué le parece la selección rusa?

La selección rusa tenía como objetivo mínimo superar la primera fase. No lo logró. Por tanto no se puede decir que uno está contento con el rendimiento. Por otro lado, si lo hubieran logrado todos hubieran estado felices, habría sido un éxito. Con ganar la Copa Confederaciones no contaba nadie. Yo lo veo así: por un lado no lograron su objetivo, por otro era esperable. Por tanto no puede haber quejas.

El fútbol ruso está en crisis. ¿Qué ha pasado?

Sobre eso podríamos hablar mucho. Resumido diría que hay dos fenómenos que están arruinando el fútbol ruso: el dinero y el límite a los extranjeros. Que en cada partido tengan que jugar como mínimo cinco futbolistas rusos, además de los altos sueldos, tiene como consecuencia que de nuestros jugadores no vaya ninguno al extranjero, donde la competencia sería mucho mayor. Ninguno de los nuestros juega en Alemania, España, Italia, Francia, Inglaterra. Lo que había antes, en nuestra generación, cuando muchos jugadores de la ‘Sbornaya’ estaban en el extranjero, donde la competencia era mayor, nos hizo hacer progresos. A esto lo llamamos “efecto invernadero”. Pagar a los jugadores más dinero del que recibirían en el mercado europeo, además de una casi garantía de jugar, lleva a que haya menos competencia. Pero para hacer progresos hace falta más competencia que le lleve a uno a buscar nuevos caminos. Esto no existe en el fútbol ruso desde 2008.

Un año para el Mundial. ¿Qué debe cambiar Rusia hasta entonces?

Creo que es tarde para hacer grandes cambios. Lo que acabo de esbozar sucede desde hace diez años. En un año no se cambia eso. Sólo nos queda rezar para que a los jugadores que hay ahora en la selección se les unan dos o tres. Más recursos no tenemos. Podemos rezar para que venga un joven bueno y que el resto estén en buena forma. Más no se puede hacer en el corto plazo.

¿Qué opina de las acusaciones de doping contra el fútbol ruso?

Me parece que es un tema político, que no tiene nada que ver con el deporte. Ya viene de lejos, por la sanciones a Rusia. Pero también me parece que hablar de dopaje de la selección rusa le hace muy mala publicidad al dopaje. Es una broma, pero es que la peor selección de la Copa del Mundo en Brasil fue Rusia. Entonces me parece que es ridículo hablar de la selección rusa dopándose. Nos reímos un poco de esto, la verdad. Si hubieran ganado el Mundial…

¿Ha visto dopaje en el fútbol durante su carrera?

No. Nunca he visto y nunca he escuchado. El fútbol no es un deporte cíclico. No es un deporte en el que tengas que estar preparado una semana o un mes concreto. Por ejemplo, para el mes de enero hay que estar bien, o para el mes de julio. En el fútbol las temporadas son de diez u once meses. Entonces, es ridículo hablar de dopaje, no se puede uno dopar 11 meses seguidos.

¿Fue el Celta de Vigo el equipo de su vida?

En mi vida deportiva estuve cinco años en el Spartak, cinco años en la Real Sociedad y cinco en el Celta. Estos tres equipos estarán para siempre dentro de mí. En Spartak disfruté de los títulos. En la Real Sociedad disfruté de mi primera experiencia en el fútbol español, fue un equipo de adaptación y tengo muy buenos recuerdos del año en que quedamos segundos. Y el Celta de Vigo no ganó títulos, pero es el equipo donde más disfruté de lo que es el fútbol en sí.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies