Se habla de:

Fútbol alemán

article title

Jürgen Klopp antes de Klopp

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

En este nuevo episodio de “Tú Eliges” les hemos dado a elegir entre cuatro “One Club Men” de la historia de la fútbol alemán. El que más votos sumó fue Jürgen Klopp, que fue fiel al Mainz 05 durante su carrera profesional, primero como jugador y luego en el banquillo, en sus comienzos, también estuvo en Maguncia. Klopp competía con Uwe Seeler (Hamburger SV), Berti Vogts (Borussia Mönchengladbach) y Fritz Walter (Kaiserslautern).

“Kloppo” no llegó a ser internacional, ni jugó un solo minuto en la 1.Bundesliga, pero se convirtió en uno de los jugadores con más partidos en la 2ª División, siempre con el equipo de Maguncia. Y pudo jugar en la máxima categoría, pero su estancia en el Eintracht Frankfurt allá por el año 1987 solamente sirvió para estar en el 2º equipo de las Águilas. Salió y pasó por otros dos clubes de la ciudad de Frankfurt am Main, como el Viktoria Sindlingen y el Rot-Weiss Frankfurt, un club que marcaría el futuro de un chaval de 22 años. El RW Frankfurt disputaría un play-off de ascenso frente al Mainz 05, para subir a 2.Bundesliga. En el banquillo del club del Stadion am Brentanobad estaba el serbio Dragoslav Stepanovic, que años después dirigiría a clubes como Eintracht Frankfurt (en dos etapas), Bayer 04 Leverkusen, Athletic Club, AEK Atenas o Vojvodina, entre otros. En la ida, el Mainz 05 de Robert Jung (que acabaría entrenando años después al RW Frankfurt) venció por 3-1, con goles de Karl-Heinz Mähn (2) y Olaf Kirn. En los visitantes hizo el único gol Jürgen Molnar.

Jürgen Klopp | Getty

Jürgen Klopp | Getty

En aquel encuentro, un delantero del RW Frankfurt también llamado Jürgen llamó la atención de la gente del Mainz 05. Era él, Klopp. En la vuelta tampoco hubo suerte para los de Stepanovic y fue el club de Maguncia quien se llevó el ascenso. Sin embargo, no solo se llevarían eso, sino a un jugador que, por aquel entonces, no se sabía que iba a ser tan importante en la historia del Mainz 05, no por sus resultados, sino por su fidelidad. Había jugado desde sus inicios como delantero y Robert Jung, el que sería su primer entrenador en el Mainz, le cambiaría de posición. Jugando como lateral derecho, Klopp llegaría a jugar unos 325 partidos con el club, llegando a ser titular justo en 300, sumando un total de 52 goles. No, no era un jugador de esos que llamara la atención, pero el cambio de Jung le haría ser un futbolista muy interesante.

En su primer año en Maguncia, el club acabaría en posición, en una liga de 20 en la que sería campeón el Schalke 04 de Borodjuk, Anderbrügge o Jens Lehmann. Luego, en una división de los clubes en dos grupos, en la 1991-92, el Mainz no disputaría los play-off de la zona sur, sino que quedaría encuadrado en el grupo de seis equipos que lucharían por la permanencia en 2.Bundesliga, salvándose por poco. Esa división extraña solamente duró una temporada. Para la 92-93, los 24 clubes acabarían disputando una sola competición, todos contra todos. Clubes como el SC Freiburg, el Hannover 96, el VfR Leipzig, el Darmstadt (que acabó último) jugaban contra el Mainz 05 en una competición demasiado larga.

Poco a poco, Jürgen Klopp se iba asentando en el equipo, pero con otro entrenador, el croata Josip Kuze. Con Kuze seguía sin funcionar el equipo y lo único a lo que optaba el Mainz 05 del lateral derecho Jürgen Klopp era a quedar en media tabla, luchando por no coquetear por la zona baja. La 2.Bundesliga se había rebajado de 24 a 20 y, de ahí, a 18, como está actualmente. Inició Kuze una nueva temporada, pero a los pocos meses sería sustituido por un tal Hermann Hummels, padre del defensa del Bayern München, Mats Hummels. Con él, el Mainz 05 tampoco conseguiría el milagro del ascenso a 1.Bundesliga. Y así pasaron los años hasta que, en 1997 el ascenso se quedó a solo 4 puntos de distancia. La aportación de Klopp fue algo floja, habiendo marcado unos 3 goles, pero el equipo tenía su sueño cerca y se quedó con la miel en los labios.

Después de unos años dejando al equipo en la zona media-alta de la clasificación de la 2.Bundesliga, jugando cada vez menos, Klopp decide poner fin a su carrera como jugador, habiendo jugado en posiciones tan dispares como las de delantero y lateral derecho. Durante sus últimos años, Manfred Lorenz ocupó varias veces el puesto de técnico como interino, viendo que la apuesta por otros tantos no funcionaba. Hasta que, tras la salida de Eckhard Krautzun en febrero de 2001 acabó con él dirigiendo al club al que había dedicado 11 años de su carrera profesional. Así es. El que llegó del Rot-Weiss Frankfurt siendo delantero y acabó forjándose como lateral, iba a ser el encargado de dirigir a un Mainz 05 que intentaría dar el salto que nunca había podido dar, el de llegar a la máxima categoría del fútbol alemán.

Jürgen en 2.Bundesliga | Getty

Jürgen en 2.Bundesliga | Getty

Klopp se haría cargo del equipo en febrero y acabaría la temporada a 3 puntos del descenso, dejando al equipo una temporada más en la 2ª categoría del fútbol alemán. Jürgen se ganó una oportunidad como técnico principal del club, sin experiencia anterior reconocida. Sus dos primeras temporadas completas fueron radicalmente diferentes a la primera. En unas plantillas en la que estaban, entre otros, Peter Neustädter, padre de Roman, Manuel Friedrich, Andrej Voronin o Torsten Lieberknecht (entrenador del Eintracht Braunschweig). En esas dos temporadas completas se quedaron sin ascenso por 1 punto y por la diferencia de goles. Una vez más, Maguncia se quedaría con la miel en los labios, pero la confianza en Jürgen Klopp, aquel delantero que se reinventó como lateral derecho, era máxima.

Llegó la 2003-04 y, en esa ocasión, fue el Energie Cottbus el que se quedó sin ascenso por diferencia de goles. En el 2004 el Mainz 05 haría historia ascendiendo, por primera vez, a la máxima categoría del fútbol alemán. No conformándose con eso, Klopp consiguió dejar al equipo en 11ª posición en el año del estreno en 1.Bundesliga y además recibió el premio de disputar la Copa de la UEFA al año siguiente, mediante una invitación por fair-play que cada año adjudica el propio organismo continental. Después de superar al FC Mika armenio y al Keflavik islandés, el rival del Mainz 05 en la ronda previa a la fase de grupos sería el que, meses más tarde, acabaría siendo campeón, el Sevilla de Juande Ramos. Nada mal para un equipo novato en una 1.Bundesliga y, sobre todo, en Europa.

Los años fueron pasando y en la 2007-08 el descenso llamó a la puerta. El Mainz 05 acabaría descendiendo en 16ª posición con 34 puntos. Le faltaron 3 para poder tener opciones de quedarse un año más. Tardaría el club de Maguncia dos temporadas en recuperar la máxima categoría, pero ya no sería con Jürgen Klopp dirigiendo el barco. Tras haberlo dejado una vez más en posición en 2.Bundesliga, al de Stuttgart se le abrió una puerta que no pudo rechazar, la de Dortmund. Allí, siendo entrenador local en el Signal Iduna Park, pasó todo lo que ustedes ya conocen. Pero había que contar lo que fue Jürgen Klopp antes de Klopp. Como un play-off a 2.Bundesliga sirvió para que un club como el Mainz 05 acabara fichándolo y haciéndole uno de los suyos.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados