Entrevistas

article title

Serantes: “Primera es un sueño, y más en Butarque”

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

El Club Deportivo Leganés cumplió su sueño tras ochenta y ocho años de historia. Cuarenta y dos jornadas en las que el conjunto pepinero recorrió prácticamente todas las posiciones de la tabla hasta finalizar la campaña en el segundo lugar, el segundo escalón que certificaba el ascenso a la máxima categoría del fútbol español. El Leganés es una familia, gente honrada y trabajadora que dan todo en su día a día por querer cumplir los sueños, y en la vida to llega, y así fue. Un pilar fundamental en la columna vertebral pepinera fue Jon Ander Serantes Simón, más conocido en el fútbol como Serantes, y apodado por Asier Garitano como ‘el municipal de Butarque’. Nacido en Barakaldo, camino de cumplir los 27 años, entrevistamos a un seguro bajo los palos que ha ido creciendo en el fútbol como su equipo, el Leganés.

Pregunta: ¿Cuáles son los primeros pasos que diste con un balón?

Respuesta: Todo empieza en un equipo de fútbol sala de barrio, con mis amigos. Mi relación con los estudios no fue la más adecuada, a los quince años mi padre me dijo que sino quería seguir estudiando me pusiera a trabajar con él en la obra. Dicho y hecho. Estuve a su lado casi cinco años, una etapa en mi vida que me hizo madurar y que retomara los estudios. No pude continuar trabajando con mi padre porque cuando aterricé en el Bilbao Athletic, allí ellos no dejaban trabajar si jugabas al fútbol.  Hoy puedo decir con la cabeza bien alta que estoy orgulloso de esa etapa y tengo el título de Técnico en Radio-Diagnóstico.

P: ¿Cómo recuerdas tu llegada a Leganés?

R: Bueno.. mi relación con el Leganés empezó a forjarse cuando yo estaba en el Barakaldo. Nos enfrentábamos contra el Sestao River. Al Leganés por aquel entonces le venía bien la derrota del Sestao, porque se colocaba líder. Hago buena actuación con el Barakaldo en el partido y ya aquí comienzan a hablar bien de mi, Garitano se fija en mi y aterrizo en el sur de Madrid, casualidades de la vida, además de debutar en Segunda, lo hago en Anduva, estadio que luego nos vería ascender.

P: Centrándonos en el hito histórico conseguido por el CD Leganés, ¿qué partido es el más completo que recuerdas de la pasada temporada?

R: Sin lugar a dudas el de Oviedo. Tanto individualmente como por el equipo. Llegábamos en una situación límite, el Nàstic nos apretaba y teníamos que ganar para seguir dependiendo de nosotros. Ganar en Oviedo era un paso muy importante y gracias a dios lo pudimos conseguir.

P: ¿Sentíais la presión de fuera en el vestuario?

R: Sí, cada domingo en Butarque eramos conscientes de todo lo que nos jugábamos. La gente nos decía que disfrutáramos del momento, que eramos el Leganés y era un regalo estar viviéndolo, pero nosotros sabíamos que no. Tras tanto tiempo estar ahí arriba no se podía escapar. La presión de tener una ciudad entera detrás apoyándote, llenando el estadio, no podíamos ni defraudarles ni defraudarnos a nosotros.

P: ¿Cuál ha sido tu peor día bajo los palos?

R: En Alcorcón. El error que tuve en el derbi madrileño nunca creo que lo olvide. Era un partido muy esperado por todos, hubo un gran desplazamiento por parte de la afición, y fallé. Además, lo recuerdo con mucha rabia, porque no es un despiste que puedas tener y ya está, sino que ves que era un balón fácil pero que el sol te impide ver la pelota y entra de la manera más absurda.. Estuve durante una semana sin coger el teléfono a mi madre y a mi hermano, no quería saber nada. Ahí volví a darme cuenta que la soledad de un portero es cruel, no existe nada comparable a esos momentos que vivimos los porteros cuando fallamos, ves la decepción reflejada en tus compañeros. Al menos, hoy puedo “reírme” de ese momento porque no significó mucho más para el equipo.

 

P: ¿Qué nota te pones a tu temporada?

R: Ocho y medio.

P: ¿Cómo recuerdas el partido contra el Mirandés? Tanto las horas previas, como el inicio del partido y el final.

R: Las horas previas al partido de  Miranda estaba muy muy nervioso, no dormía nada, no dejaba de pensar en el encuentro, nos jugábamos todo lo que habíamos peleado en un año. A mi familia le decía que no dejaran de hablar sobre el partido. Una vez que pita el árbitro los primeros diez minutos estaba en una situación que hacía tiempo que no recordaba, nervioso, el balón se resbalaba de las manos.. Pero pensé para mi que era un partido más, es fútbol y había que olvidar durante noventa minutos lo que podía suceder. Los tramos finales fueron de incertidumbre, no sabíamos como iba el otro partido.. nos enteramos por  la afición del gol del Alavés y empezaron a saltarme las lágrimas. En Anduva además no ponía el tiempo que quedaba y eso aumentó el nerviosismo. Cuando pitó el final.. el sueño se cumplió.

P: A escasos días del debut en Primera División, ¿cómo encuentras al equipo?

R: El grupo está preparado para el partido del lunes. Estamos ansiosos por el pitido del árbitro y comenzar a disfrutar de una temporada apasionante, la recompensa al fantástico año que hicimos. La pretemporada ha sido dura, con mucho calor, sesiones intensas pero el momento que estamos viviendo lo merece y toca apretar los dientes.

P: La gente estaba impaciente por ver contra quién sería el inicio liguero.. Finalmente el Celta de Vigo, ¿cómo lo ves?

R: Sí es verdad que la gente hacía sus propias apuestas, o tenía predilección por alguno en particular, pero que me digan qué equipo es fácil en Primera. Nosotros vamos a luchar cada partido como si el último fuera, nos vamos a dejar la piel en cada minuto por mantener la categoría. El esfuerzo en el Leganés es innegociable.

P: ¿Cuál es el rival con el que más ilusión te hace enfrentarte?

R: Contra el Athletic Club de Bilbao. Cuando jugamos allí la pasada temporada fueron a verme treinta personas, este año seguro que alguna más. Hace años la gente me decía, haber si llegas al primer equipo del Athletic y juegas en Primera. Pero al final fíjate, lo voy a hacer con el Leganés en Primera, cosas del destino.

P: ¿Cuál es el estadio en el que más ganas tienes por jugar en Primera?

R: Butarque, sin duda. Lo dije el día que subimos y hoy me reafirmo. Al fin y al cabo es tu estadio, donde has estado en Segunda. Es un sueño que siempre tienes en mente desde pequeño, el poder debutar en la máxima categoría del fútbol español, y más en Butarque, un estadio que me ha acogido con los brazos abiertos.

P: ¿Un referente como portero?

R: Buffon. Y el segundo, Neuer.

P: ¿Qué meta te pones para la nueva temporada?

R: Poder jugar el máximo de partidos y ayudar al Leganés a mantener la categoría. Disfrutar de cada segundo que pasemos rodeados de los mejores equipos y jugadores de España, competir disfrutando.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados