Se habla de:

Fútbol italiano

article title

Italia, una manita para recuperar el sueño europeo

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

En los últimos 15 años, desde que comenzó el nuevo siglo, los equipos italianos han desdeñado sistemáticamente el torneo de Europa League, antigua Copa UEFA. Los clubes transalpinos veían la competición como una molesta distracción del campeonato de Serie A, principal objetivo para alcanzar de nuevo posiciones europeas para la siguiente temporada.

De este modo, la presencia italiana en la segunda competición europea en el siglo XXI ha sido paupérrima hasta ahora. Ningún finalista, seis semifinalistas (Inter, Milan, Lazio, Parma, Fiorentina, Juventus) y tres cuartofinalistas. Una tendencia agravada hasta el límite en los últimos seis años. Solo las semifinales de la Juventus la pasada temporada y los cuartos de final de Udinese y Lazio.

Nada que ver con la década de los ’90, cuando Italia fue la gran dominadora de Europa. Solo en Copa UEFA hubo ocho títulos (Juventus ‘90, Inter ‘91, Juve ‘93, Inter ‘94, Parma ‘95, Inter ‘98 y Parma ‘99, más Napoli ‘89), cuatro finales italianas (Juve-Fiorentina ‘90, Inter-Roma ‘91, Parma-Juve ‘95 e Inter-Lazio ‘98) más las finales perdidas por el Torino en 1992 y el Inter en 1997, y otros tres semifinalistas (Genoa ‘92, Cagliari ‘94 y Bologna ‘99). Hegemonía.

Esta semana se han clasificado cinco equipos italianos para octavos de final por primera vez en la historia. Una semana perfecta, con los triunfos de Fiorentina, Inter, Torino, Napoli y Roma. Junto a la victoria de la Juventus, único representante en Champions League, contra el Borussia Dortmund, Italia ha vivido su mejor semana europea por número de victorias desde septiembre de 2005, según datos de Míster Chip.

Cada uno superó la eliminatoria a su manera. La Fiorentina tiró de contragolpe para superar sin gran brillo al Tottenham; el Inter no sufrió después del divertido caos que fue la ida en Glasgow; el Napoli sentenció en la ida con una goleada al Trabzonspor; la Roma pasó por encima de los detestables incidentes de los ultras del Feyenoord; y el Toro escribió una página de historia al convertirse en el primer equipo italiano que gana al Athletic en San Mamés.

Italia es el país con más representantes vivos en Europa esta temporada. Solo Napoli, en la previa, y la Roma en la fase de grupos fueron eliminados en Champions y repescados en Europa League. El cacareado ránking UEFA, tras perder una plaza Champions hace un par de años, podrá tomarse un respiro este año, aunque el problema en la máxima competición, con solo un equipo en octavos de final, continúa siendo preocupante.

El sorteo tampoco ha sido benévolo que los italianos: un duelo fratricida entre Fiorentina y Roma, dos de los favoritos como Wolfsburg y Zenit para Inter y Torino; y finalmente el Dinamo Moscú, el más asequible pero con el inconveniente del viaje, para el Napoli. Más allá de eso, hacía 20 años que Italia no se encontraba en una situación tan favorable a estas alturas de competición.

Y aunque puede que al final solo se quede en eso, Italia ha recuperado, al menos por unas semanas, la ilusión europea. La ilusión por recuperar un prestigio en Europa que perdió hace tiempo. De momento, solo en la vetusta Copa UEFA. Por algo se empieza a reconstruir. Con los ‘90 en el recuerdo.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados