Se habla de:

Fútbol inglés

article title

Informe Sphera: West Bromwich Albion 2015-16

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Por Rafa Fleming
Balance 2014-15
Suficiente (5,5). La temporada pasada en The Hawthorns estuvo claramente marcada por el cambio de entrenador acontecido en enero (entre las jornadas 19 y 21), cuando Tony Pulis tomó las riendas del equipo como sucesor del cesado Alan Irvine, una decisión acertada y que hace valorar positivamente la campaña del West Bromwich. Fue en ese momento cuando se asentaron las bases que llevarían a los Baggies a lograr la ansiada permanencia en Premier League: una defensa atrasada y compacta combinada con salidas rápidas y directas. A partir de ahí se sacrificó la posesión y dominio de los partidos en virtud de una mayor efectividad y velocidad, sumando así 26 de los 44 puntos finales.

En el apartado individual, cabe destacar la irrupción del delantero burundés Saido Berahino, formado en la cantera del West Bromwich Albion, que consiguió 14 goles en esta campaña.
Con todo ello, el West Brom consiguió acabar en 13ª posición, a 9 puntos de los puestos de descenso con los que coqueteó casi todo el campeonato, permaneciendo así por sexto año consecutivo en la élite del fútbol inglés.

Perspectivas y objetivos
El período de traspasos ha sido intenso por West Midlands: llegaron un total de 7 refuerzos y se marcharon unos tantos más; Tony Pulis apuró los últimos días haciendo un llamamiento a la directiva “Sabemos dónde nos hace falta y necesitamos más para ser competitivos en una liga cada vez más exigente. El presidente entiendo eso.”, mientras que solo se hizo un intercambio Evans-Lescott y la llegada de Lindegaard; Y por último, y más importante, el caso Berahino: el club rechazó hasta cuatro ofertas del Tottenham por él (alrededor de 30M€), y la estrella Baggie se acabó declarando en rebeldía.
Con estos frentes abiertos, el equipo se antoja algo insuficiente para mejorar la pasada campaña, sobre todo en el centro del campo, donde cuenta con pocas variables para proponer un juego distinto al ‘Plan A’ del contraataque, y pocas garantías de suplencia para los titulares. No obstante, la defensa es fuerte y, de conseguir encauzar el tema Berahino, en la delantera habría dinamita con la dupla formada por Rondón y el propio jugador burundés.

Así pues, el objetivo volverá a ser la salvación y, aunque se espera que el equipo selle su permanencia de una manera más relajada que el año pasado, la tarea se antoja complicada, debido principalmente a la dura competencia propuesta por la gran lista de aspirantes de la Premier League: Newcastle, Aston Villa, Norwich, Watford, Crystal Palace, Sunderland, Bournemouth, Leicester… Todos con la misma empresa por realizar, huir de los tres farolillos rojos.

Altas
James McClean (Wigan Athletic) – 2,1M€
James Chester (Hull City) – 11,3M€
Rickie Lambert (Liverpool FC) – 4,2M€
Serge Gnabry (Arsenal FC) – Cesión
Salomón Rondón (Zenit SP) – 17M€
Jonny Evans (Manchester United) – 8,3M€
Anders Lindegaard (Manchester United) – Libre

Bajas
Youssouf Mulumbu (Norwich City) – Libre
Chris Baird (Derby County) – Libre
Graham Dorrans (Norwich City) – Libre
Jason Davidson (Huddersfield Town) – Libre
Georgios Samaras (Sin Equipo) – Libre
Adil Nabi (Delhi Dynamos) – Cesión
Brown Ideye (Olympiakos) – 4,2M€
Joleon Lescott (Aston Villa) – 2M€

XI Ideal(4-4-2): Foster; Brunt, Olsson, McAuley, Dawson; McClean, Morrison, Fletcher, McManaman; Berahino, Rondón.

Tony Pulis: El carismático entrenador galés vivirá el que será su primer inicio de temporada al frente del West Bromwich Albion, con todo lo que esto significa, al poder así decidir qué altas y qué bajas necesitaba el equipo, diseñando de esta forma un conjunto que se adecue a lo que quiere desplegar sobre el terreno de juego.
Al igual que la pasada campaña, seguiremos viendo un equipo desplegado en 4-4-2 cuya principal arma será la férrea defensa, contrarrestando con salidas rápidas tras aprovechar las pérdidas y errores del rival, de manera que se encajen pocos goles y se rentabilicen los anotados por las dos puntas de ataque (Berahino-Rondón), que encontrarán en las alas del mediocampo a sus principales aliados a la hora de servir asistencias. En partidos contra rivales de mayor rango, la escuadra podrá disponerse en un 4-5-1, dejando menos espacios atrás e intentando cerrar el centro del campo con un pivote más defensivo (Yacob). Por último, también en el capítulo táctico, el West Brom destacada por el trabajado apartado aéreo que despliegan sus dos centrales: Olsson (1,93) y McAuley (1,91), cualidad útil en jugadas a balón parado tanto defensivas como en ataque.
Segundo año de ‘Pulismo’ en The Hawthorns con la permanencia como objetivo; el entrenador galés nunca ha descendido a un equipo, así que su gorra guiará el camino.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados