Se habla de:

Fútbol alemán

article title

Informe Sphera: Werder Bremen 2015-16

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Balance 2014/15 – BIEN: Podemos distinguir dos etapas durante la pasada campaña en el cuadro verdiblanco: la etapa Dutt y la etapa Skripnik. Durante las nueve primeras jornadas de liga, el Werder Bremen dirigido por Robin Dutt no logró ganar ningún partido sumando cuatro puntos además de ser el equipo más goleado con 23 goles. Tras caer ante en casa ante el FC Köln  por 0-1, con gol anotado por Anthony Ujah (hoy en las filas del Werder), la directiva decidió poner fin a la era Dutt y poner su confianza en manos de un hombre de la casa, el técnico ucraniano Viktor Skripnik. Desde su llegada, el Werder cambió y pasó de estar en el pozo de la tabla a situarse en la zona media-alta durante toda la segunda vuelta, los goles de la dupla Di Santo-Selke más los goles de libre directo por el austriaco Zlatko Junuzovic, además de la fortaleza adquirida en casa con la llegada de Skripnik (antes de su llegada 2 puntos de 12 posibles, después de su llegada 26 de 39 posibles) han sido algunos de los factores claves para que el cuadro de Skripnik llegara a pelear hasta la última jornada por meterse en los puestos que daban derecho a disputar la próxima edición de la Europa League. Si la liga hubiera empezado el día que Viktor Skripnik se puso a los mandos del Werder, el conjunto del Wesertadion habría terminado en sexta posición.

Perspectivas y objetivos:

 

Una de las prioridades del Werder en esta nueva temporada es dejar de ser uno de los equipos más goleados de la Bundesliga, los verdiblancos han recibido en cuatro de las últimas cinco temporadas más de sesenta goles. Además, Viktor Skripnik ha visto como sus dos delanteros (22 goles anotados ente ambos) han sido traspasados: Selke al RB Leipzig y Di Santo al Schalke 04.

Después del ascenso del Werder II a la 3. Liga puede que jugadores como Maximilian Eggestein o Florian Grillitsch cuenten con bastantes minutos con el primer equipo y recojan el testigo dejado por Davie Selke. Se ha reforzado la delantera con el nigeriano Anthony Ujah, del Colonia y Aron Jóhannsson, del AZ Alkmaar, para hacer olvidar a delantera del curso pasado. El Werder es el quinto equipo más joven de la liga (una media de edad de 24.4 años), y puede que este año no pase los apuros sufridos durante la primera vuelta de la temporada pasada, si el equipo muestra el nivel que mostró durante la segunda vuelta posiblemente acabe en la parte media-alta de la tabla y pueda pelear la sexta plaza para volver a Europa cinco años después.

 

Altas

 

  • Anthony Ujah (1. FC Köln)- 4.5M€
  • Aron Jóhannsson (AZ Alkmaar)- 4.2M€
  • Ulisses García (Grasshopper Zürich)- Libre
  • Felix Wiedwald (Eintracht Frankfurt)- Libre
  • Melvyn Lorenzen (Werder Bremen II)
  • Luca Zander (Werder Bremen II)
  • Florian Grillitsch (Werder Bremen II)
  • Maximilian Eggestein (Werder Bremen II)
  • Lukas Fröde (Werder Bremen II)
  • Volvieron de cesión: Mateo Pavlovic, Richard Strebinger, Oliver Hüsing y Ludovic Obraniak.

Bajas:

 

  • Davie Selke (RB Leipzig)- 8M€
  • Franco Di Santo (Schalke 04)- 6M€
  • Nils Petersen (SC Freiburg)- 2.8M€
  • Richard Strebinger (Rapid de Viena)- 0.5 M€
  • Luca Caldirola (SV Darmstadt)- Cesión
  • Sebastian Prodl (Watford)- Libre
  • Elijero Elia (Feyenoord)- Libre
  • Koen Casteels (VfL Wolfsburg) – Vuelve tras cesión

XI Ideal

 

Wieldwald, Gebre Selassie, Ulisses García, Vestergaard, Lukimya, Bargfrede, Fritz, Eggestein, Junuzovic, Bartels y Ujah. (4-4-2 rombo)

Viktor Skripnik

 

9 de mayo de 1999, el Werder corría el riesgo de bajar a la 2. Bundesliga y la directiva después de destituir a Felix Magath faltando tres jornadas para el final, confió en un hombre de la casa como lo era Thomas Schaaf, que en aquel momento entrenaba al Werder II, para salvar al equipo del descenso. Thomas no sólo salvó al equipo sino que también logró ganar la DFB Pokal por penaltis al Bayern. La decisión de confiar en Thomas Schaaf durante catorce temporadas le sirvió al Werder para ganar una Bundesliga, tres Copas de Alemania y una Supercopa de Alemania. Viktor Skripnik, un jugador ucraniano que probó fortuna en el Werder en 1996, vivió uno de los mejor año del Schaafismo con aquel doblete en la temporada 2003/04, temporada con la que puso fin a su carrera para ponerse como segundo entrenador de Thomas Schaaf y posteriormente entrenar a las categorías inferiores. Viktor acudió a la ayuda de un Werder que se hundía en el fondo de la tabla dejando su puesto en el Werder II, al igual que su maestro, el técnico ucraniano logró reconducir la situación de un equipo que pasó de la lucha por el descenso a la lucha por meterse en Europa incluso el trabajo que comenzó con el segundo equipo del Werder vio como dio sus frutos tras lograr el ascenso a la 3. Liga. Directiva y aficionados confían en el míster ucraniano, y quién sabe si puede establecer una nueva era como ya lo hicieran otros mitos del banquillo del Weserstadion como lo fueron Otto Rehhagel o Thomas Schaaf.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedIn

Artículos relacionados